Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página HIBERUS | Google Plus Hemeroteca Edición impresa DN+ Tablet
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete
El Tiempo: Cargando...

La Hemeroteca
TEATRO

Carlos Latre, poseído por un camaleón

  • La crisis sobrevuela por el espectáculo, pero Latre saca chispas de humor a esta situación

0
Actualizada 31/08/2011 a las 10:00
  • MICHELLE UNZUÉ . PAMPLONA

COMO este hombre se multiplica cual camaleón, da lo mismo frente a una cámara o delante de unas butacas abarrotadas, sus personajes encuentran adeptos entre todos los perfiles: desde el que aclama la parsimonia de Bea la becaria hasta el que se desternilla con la picardía de Boris Izaguirre. Y es que nadie le discute a Carlos Latre que, cuando se le mete una imitación entre ceja y ceja, probablemente se asemeje tanto al modelo real que puede dar pie a confusiones. El respetable navarro lo podrá comprobar en el Teatro Gayarre la próxima semana, el viernes 9 y el sábado 10 a las 20 horas, cuando el humorista castellonese presente su espectáculo Yes, we Spain (todavía quedan entradas por 22, 26 y 30 euros).

Su punto de partida resulta hasta familiar: cuando España huele a quiebra por los cuatro costados, el país se vuelca para recibir con los brazos abiertos al salvador de todos sus males, Barack Obama. ¿Se lo creen? A más de uno le cuentan esto y con la que está cayendo lo ve como lo más normal.

El hombre de las mil caras dará vida sobre las tablas del Gayarre a más de setenta personajes que desatan su pasión con la llegada del presidente estadounidense. "Todo el mundo quiere estar presente en la recepción oficial, desde Iniesta, leit motivde héroe nacional, hasta la duquesa de Alba, Shakira, Zapatero, Belén Esteban... La novedad es que toda esta obra de teatro la tengo que hacer yo solo, por lo que es una locura muy divertida", aseguró ayer en el Teatro Gayarre el cómico, que comenzó su andadura laboral en la radio para luego triunfar con sus imitaciones en televisión.

Una obra "navarrizada"

Carlos Latre presenta esta obra "multidisciplinar" en la que ha evolucionado respecto al humorista que amenizaba las veladas de Crónicas Marcianas. "He potenciado mucho la teatralización de cada uno de los personajes con el cuerpo, la forma de andar, con su alma... La evolución corporal ha sido grande para afrontar este tour de forcede hora y media de duración. Porque también bailo, hay diez coreografías", expuso el artista, que confiesa que siente un cariño especial por el personaje del futbolista Andrés Iniesta. "Te lo llevarías a casa porque es adorable, tengo la suerte de conocerle y es un tipo encantador", explicó.

El montaje cuenta con casi doce meses de andadura, y siempre intenta hacer un guiño a la localidad en la que se representa. Aunque el humorista no sabe cómo "navarrizará" el show, todavía tiene tiempo para sacarle punta a la actualidad local. "Es un reto buscar personajes propios de cada lugar, porque no me gusta que el público se quede con la sensación de que llegas, haces la obra y te vas. ¡Que vean que nos lo hemos currado!", señaló entre risas.

Lo convencional no tiene cabida en el montaje de Carlos Latre. Como firme defensor de colocar a sus personajes en situaciones anodinas, el espectador podrá ver a la duquesa de Alba bailando el Single ladiesde Beyoncé, a Boris Izaguirre intentando ligar con Obama o a Zapatero cantando el Papa Americano.

Las similitudes con Bienvenido Mr Marshall son inevitables, y el argumento no escapa de la realidad más cotidiana. "Ya me gustaría a mí llegar a la suela del zapato de Berlanga. Al final no sabemos si Obama nos ayudará más a nosotros o nosotros a él, porque la línea de flotación es similar. Es como el callejón del gato de Valle-Inclán, la realidad está deformada. Cuando viene alguien de fuera nos volcamos por completo, parece que siempre es mejor que lo nuestro. Es una crítica a la sociedad desde un toque humorístico", destacó.

Y como no podía ser de otra manera, la crisis también sobrevuela por el espectáculo. Latre le da la vuelta a la tortilla y saca chispas de humor a un momento tan delicado. "Cualquier tema se puede tratar con humor porque la gente está ávida de sonrisas. El día a día es tan desesperante en muchos casos que es muy gratificante que te digan que se han olvidado de todo durante la obra", opinó.

Alejado por el momento de la pequeña pantalla, Carlos Latre respira con soltura sobre los escenarios teatrales. Se nota que se siente cómodo lejos de la inmediatez de la pequeña pantalla. "El teatro es el medio en el que ahora me siento más a gusto porque es un test diario, el examen con el público delante y por eso tienes que estar siempre al 100%. Cada espectador viene virgen y me gusta sorprenderlo, me llena mucho y además me permite desarrollar más facetas de mi universo como cantar o bailar", concluyó el artista.




Comenta el contenido
Tu opinión nos interesa Tu opinión nos interesa

Rellena el siguiente formulario para comentar este contenido.






(*) Campo obligatorio

Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

Lo más...
volver arriba
© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual