Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página HIBERUS | Google Plus Hemeroteca Edición impresa DN+ Tablet
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete
El Tiempo: Cargando...

La Hemeroteca
PREMIOS PRINCESA DE ASTURIAS

"Las divisiones empobrecen" Felipe VI apela a "las raíces milenarias" de España para enfilar el camino del progreso y la concordia

  • Cataluña vuelve a convertirse en el eje del discurso del monarca durante la ceremonia de entrega de los Premios Princesa de Asturias

Oviedo acogió este viernes 23 de octubre la entrega de los Premios Princesa de Viana 2015.

Entrega de los Premios Princesa de Asturias 2015

Entrega de los Premios Princesa de Asturias 2015

EFE
3
24/10/2015 a las 06:00
Etiquetas
  • COLPISA
La unidad de España volvió este jueves estar muy presente en la ceremonia de entrega de los Premios Princesa de Asturias. En su discurso -quizá el más importante que pronuncia durante el año y que es leído con atención por el Gobierno- Felipe VI apeló a las "raíces milenarias" de la nación española para enfilar el camino del progreso y la concordia. Era la segunda ocasión que el monarca presidía como jefe del Estado el acto, que se celebra en el teatro Campoamor de Oviedo, esta vez ante 1.600 invitados.

Como ya hizo la pasada edición, don Felipe no citó el nombre de Cataluña, pero todos le entendieron cuando alertó del riesgo de invocar en exceso los sentimientos de identidad. "Por eso, cuando se levantan muros emocionales -o se promueven divisiones- algo muy profundo se quiebra en nosotros mismos, en nuestro propio ser, en nuestros corazones". "Las divisiones nunca hacen grande a un pueblo; solo lo empobrecen y lo aíslan", aseguró el Rey.

Después de ponderar los méritos de los galardonados, don Felipe llamó a superar las dificultades y exhortó de manera encarecida a respetar la ley y la Constitución, un argumento esgrimido por el Ejecutivo para desautorizar los anhelos independentistas. "En toda sociedad democrática como la nuestra, la defensa de la legalidad y de los principios constitucionales es la garantía de los derechos y libertades de todos los ciudadanos". El jefe del Estado animó a las partes enfrentadas a hablar. Para ello recurrió a palabras de un ilustre asturiano universal, Melchor Gaspar de Jovellanos, con la intención de incitar al diálogo. "Una nación nada necesita sino el derecho de juntarse y hablar. Si es instruida, su libertad puede ganar siempre; perder, nunca", aseguró Felipe de Borbón.

"Sigamos construyendo España, convencidos y muy conscientes de que una Nación europea con raíces milenarias y vocación universal, como la nuestra, seguirá unida en su camino hacia un futuro de mayor concordia y progreso, con la dignidad, el respeto y el orgullo que merece su historia y su memoria".

El jefe de Estado, que se congratuló por los 35 años de existencia de los premios, reivindicó lo construido juntos por los españoles y apostó por abrazar los valores que unen frente a los que separan. "Apartémonos, especialmente, de todo lo que pretenda señalar, diferenciar o rechazar al otro", dijo. "Vocación gregaria" La patria, esta vez la cubana, dominó la alocución de Leonardo Padura, galardonado con el Princesa de las Letras. El creador del detective Mario Conde, personaje que protagoniza su serie de novelas negras, tiene pasaporte español. Pero que nadie se llame a engaño: Padura nunca ha querido abandonar la isla. Y la razón está clara.

"Soy cubano por mis 64 costados". "A Cuba, a su cultura y su historia debo casi todo lo que soy, profesional y humanamente. Porque pertenezco profundamente a la identidad de mi isla, a su espíritu forjado con tantas mezclas de etnias y credos, a su vigorosa tradición literaria, a su a veces insoportable vocación gregaria, al amor insondable que le profesamos al béisbol". El escritor ensanchó los confines de la palabra 'patria', que no se limita al territorio donde se nace. "Tengo tres patrias: Cuba, mi lengua y el trabajo". El novelista no ha heredado de su padre la filosofía masónica ni de de su madre la fe católica. Pero pese a su ateísmo, abriga una ética civil que es bien fácil de resumir. "De ellos [sus padres] aprendí la práctica de la fraternidad, la solidaridad y el humanismo entre las personas, unos valores que he tratado de aplicar en todos los actos de mi vida".

Emilio Lledó, titular del Princesa de Asturias de Comunicación y Humanidades, hizo una apasionada reivindicación de las humanidades. "Las necesitamos para saber qué somos y, sobre todo, para no cegarnos en lo que queremos, en lo que debemos ser". El filósofo advirtió de los riesgos que planean sobre la convivencia, pues a pesar de los progresos realizados, en España persisten la ignorancia, la violencia y la crueldad. Una ojeada a los periódicos es suficiente para percatarse de que el panorama está lleno de "nubarrones violentos". "Y esa oscuridad nos lleva a pensar si esa prodigiosa invención de las 'humanidades' no se nos ha deteriorado". A juicio de Lledó, el género humano está trance de metamorfosearse en "'desgénero humano', en una degeneración".

Francis Ford Coppola, premio de las Artes, el artífice de obras maestras como 'El Padrino' y 'Apocalypse Now', el hombre que ha recreado en el celuloide los males de la corrupción, la envidia, la crueldad y los excesos de poder, abominó de la mercantilización del cine y de esas películas exentas de cualquier riesgo. Devoto del arte de William Wyler, Alfred Hitchcock, Billy Wilder o King Vidor, considera que las películas son una "forma absolutamente mágica de literatura".

La economista francesa Esther Duflo, que se adjudicó la distinción de Ciencias Sociales, se ha embarcado en la empresa de encontrar métodos para luchar contra la pobreza extrema. Está convencida de que no hay recetas milagrosas contra la penuria, un estado que ofrece múltiples caras. "Ser pobre es tener menos información, menos posibilidades de elegir su propia trayectoria y también menos protección contra los propios errores".

LOS GALARDONADOS

Comunicación Emilio Lledó: Pensador y humanista ejemplar, concibe la Filosofía como una meditación sobre el lenguaje.

Cooperación Wikipedia: Enciclopedia digital libre, abierta y participativa creada en 2001, es ejemplo de cooperación internacional, con 37 millones de artículos en 288 idiomas. Ciencias Sociales Esther Duflo: Economista innovadora con decisivas aportaciones a la economía del desarrollo y al estudio de las políticas contra la pobreza.

Concordia Orden de San Juan de Dios: Su ejemplar labor se centra hoy en la epidemia del ébola, las crisis migratorias y la protección de los más pobres y en riesgo de exclusión.

Investigación E. Charpentier y J. Doudna: Creadoras de una pionera tecnología que permite reescribir el genoma y corregir genes defectuosos de forma muy económica.

Artes Francis Ford Coppola: Genial creador de 'El padrino', cineasta renovador temático y formal, es el paradigma de la independencia emprendedora y creativa en el cine. Letras Leonardo Padura: Indagador de lo culto y lo popular; intelectual independiente, de firme temperamento ético, la obra del cubano es una soberbia aventura del diálogo y la libertad. Deporte Pau y Marc Gasol: Extraordinarios baloncestistas que han aunado los mayores éxitos deportivos con una ejemplar labor social.



Comenta el contenido
Tu opinión nos interesa Tu opinión nos interesa

Rellena el siguiente formulario para comentar este contenido.






(*) Campo obligatorio

Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

Lo más...
volver arriba
© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual