Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página HIBERUS | Google Plus Hemeroteca Edición impresa DN+ Tablet
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete
El Tiempo: Cargando...

La Hemeroteca
ESTRENO

'Los miércoles no existen' salta del teatro al cine

  • Gorka Otxoa y William Miller son los únicos miembros del reparto original que repiten en la película

Presentación de 'Los miércoles no existen'.

Presentación de 'Los miércoles no existen'.

Presentación de 'Los miércoles no existen'.

EFE
0
Actualizada 14/10/2015 a las 15:19
Etiquetas
  • efe. madrid
Iba para dos meses en cartel y ya lleva tres años y casi 100.000 espectadores. Ahora, 'Los miércoles no existen', una vuelta de tuerca a la comedia urbana madrileña dirigida por Peris Romano, pasa de las tablas del teatro a las pantallas de cine, donde debutará el próximo viernes.

En realidad el camino del teatro al cine es un trayecto de vuelta, ya que Romano (Madrid, 1978) siempre quiso hacer una película, según ha contado a Efe, pero en plena crisis no era fácil encontrar financiación para repetir la experiencia que ya había probado a medias con Rodrigo Sorogoyen en '8 citas' (2008).

"Primero hice un corto y luego monté la obra con la idea de hacer la película, lo que pasa que la obra ganó entidad y en vez de ir a buscar yo a los productores han venido ellos llamados por el éxito de la función", ha explicado el director y guionista.

Entre el cine y el teatro, más de 20 actores han pasado por la piel de alguno de los siete personajes de este "puzzle" de historias de amor y desamor, conectadas entre sí, y que se desarrollan en desorden cronológico a lo largo de cinco años, con interludios musicales.

Gorka Otxoa y William Miller son los únicos miembros del reparto original que repiten en la película, y a ellos se unen Eduardo Noriega, Inma Cuesta, Andrea Duro, Alexandra Jiménez y, en un pequeño papel, María León.

"Es un retrato generacional inspirado en la comedia madrileña de los 80 y los 90, con referentes como Berlanga, Trueba, Martínez Lázaro o Fernández Armero, pero revisitada con la educación cinematográfica de mi generación, que pasa por cine europeo e independiente americano", resume Romano.

"Sobre todo hablo de principios y finales en un punto de la vida donde enamorarse es un coñazo", añade. "Cuando tienes 20 estás abierto a todo pero, con el bagaje emocional que tienes pasados los 30, volver a empezar y encontrar a una persona compatible es muy difícil".

El título procede de una experiencia de amor adolescente del director. "Era cuando no había móviles ni internet y podías ocultar lo que hacías. Daba la causalidad de que los miércoles ella trabajaba y yo estudiaba, y nunca coincidíamos, los miércoles no existían para nosotros".

Y es una invitación a reservar un tiempo para la intimidad y la soledad. "Es necesario tener secretos y tiempo para uno mismo, no tiene porqué ser algo relacionado con la pareja o el sexo", precisa.

Noriega, que interpreta a Pablo, un arquitecto casado y con una hija e incapaz de renunciar del todo a su vida de soltería, cree que cualquier espectador podrá identificarse con algún momento de alguno de los personajes.

"Se pasa por todas las fases de una pareja: se conocen, se enamoran, se quieren, son infieles, caen en la rutina, tienen hijos, se separan", enumera. "Aunque aparentemente es un desorden, al final todas piezas terminan de encajar y todo cobra sentido", afirma.

Inma Cuesta, en la ficción Mara, una periodista en busca de sí misma, destaca que el filme habla "de cómo en la vida, a veces, inconscientemente y por miedo, no vamos por dónde realmente queremos ir".

Mientras que el filme debuta el próximo viernes en cines de toda España, la obra de teatro puede verse, en su quinta temporada, en el Teatro Fígaro de Madrid.



Comenta el contenido
Tu opinión nos interesa Tu opinión nos interesa

Rellena el siguiente formulario para comentar este contenido.






(*) Campo obligatorio

Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

volver arriba
© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual