Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página HIBERUS | Google Plus Hemeroteca Edición impresa DN+ Tablet
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete
El Tiempo: Cargando...

La Hemeroteca
Solidaridad

'La historia de Jan', un niño con síndrome de Down

  • El padre del pequeño busca financiación para grabar una película sobre su hijo

Vídeo de promoción del proyecto.

Bernardo Moll pretende convertir en película el blog que ha creado sobre la historia de su hijo.

0
Actualizada 23/05/2015 a las 12:30
Etiquetas
  • EFE. Madrid
Jan Moll Vic nació hace cinco años con síndrome de Down. Desde ese día su padre, el realizador y montador Bernardo Moll, empezó a desahogarse y a compartir sus inquietudes en un blog que ahora quiere convertir en película, para que 'La historia de Jan' ayude a otros a perder el miedo a esta enfermedad.

En realidad él casi lo perdió desde que tuvo a Jan por primera vez en brazos, el 4 de noviembre de 2009.

"Esa noche, mi mujer Mónica y yo nos abrazamos llorando, desde el principio hubo algo que hizo clic. Jan nos da mucho amor y desde el primer momento entablamos una relación muy íntima que hace todo más fácil", contó el director.

Durante cinco años, Moll no ha parado de escribir. También tiene mucho material rodado. "La cámara me ayudaba a afrontar lo que pasaba".

Ahora necesita acabar de filmar y postproducir la película y para eso ha lanzado una campaña de micromecenazgo con el objetivo de reunir 30.000 euros.

Actores como Sergio Peris-Mencheta, Fele Martínez, Daniel Grao, Gorka Otxoa y Juana Acosta, directores como Benito Zambrano y periodistas como Raquel Martos o Samantha Vallejo Nájera aparecen en el vídeo promocional de apoyo.

La idea es que el blog sirva de hilo conductor del filme. En él, Moll ha ido compartiendo con los lectores todas sus preocupaciones y alegrías.

"Mucha gente desconoce que el síndrome de Down lleva enfermedades asociadas. Los primeros años nos pasamos todo el día de médicos. Jan tuvo hipertiroidismo, problemas de corazón y de visión. Y luego está el tema de la estimulación, a nivel cognitivo y motor. En el caso de Jan el tema motor ha sido su cruz".

Bernardo tiene muchos motivos para querer hacer esta película, pero por encima de todo insiste en ayudar a perder el miedo al síndrome de Down. Desde la experiencia afirma que ese "qué pensarán los otros" es uno de los principales motivos de "agobio".

"Hay mucho miedo a lo desconocido. Yo he visto cómo la gente mira a Jan, muchas veces con pena, y eso que él no tiene excesivos rasgos. Me gustaría que la película sirviera para que el público vea que no pasa nada, que le puede ocurrir a cualquiera y que se trata de una historia de superación y de aceptación".

Un ejemplo, subrayó, que puede servir no solo a las familias con hijos con síndrome de Down, sino a cualquiera, "porque al final en la vida es muy importante aprender a aceptar lo que te pasa".

Los mecenas del filme pueden aportar desde quince euros a 2.000 y obtener a cambio desde un pase privado 'online' a entradas para el estreno en cines, libros con la historia de Jan o una invitación a un día de montaje con el director.

También es posible recibir el CD con la banda sonora, que están componiendo mano a mano Guille Mostaza -líder de Ellos y productor de Los Planetas- y el músico multiinstrumentista Mayor Tom. La idea es conseguir que otros artistas colaboren en la grabación.

"Creo que en esta vida frenética que llevamos es muy importante parar un poco, es muy importante aprender a sentir, escuchar a nuestros hijos, amar por encima de todo y dejar de valorar a la gente de nuestro alrededor únicamente por su capacidad intelectual", dijo Moll.



Comenta el contenido
Tu opinión nos interesa Tu opinión nos interesa

Rellena el siguiente formulario para comentar este contenido.






(*) Campo obligatorio

Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

Lo más...
volver arriba
© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual