Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página HIBERUS | Google Plus Hemeroteca Edición impresa DN+ Tablet
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete
El Tiempo: Cargando...

La Hemeroteca
Reconocimiento

Pedro Mañas, premio Barco de Vapor de literatura infantil

  • Doña Letizia también entregó el galardón de literatura juvenil Gran Angular a Patricia García-Rojo

Los escritores ganadores, junto a la reina Letizia.

Pedro Mañas, premio Barco de Vapor de literatura infantil

Los escritores ganadores, junto a la reina Letizia.

EFE
0
Actualizada 21/04/2015 a las 21:54
Etiquetas
  • EFE. Madrid
Un año más, la Reina hizo una entusiasta defensa de la lectura en los Premios de literatura infantil y juvenil de la editorial SM: "Leer es lo que de verdad nos queda. Lo que de verdad nos llena. Leer sí es imprescindible -no sé si otras cosas lo son tanto- para aprender a pensar", dijo.

Es la séptima ocasión en que doña Letizia preside esta entrega de premios, y la primera en que lo hace como Reina, "una dulce rutina que espero con alegría cada año", confesó en el discurso con el que clausuró la ceremonia, celebrada en la Real Casa de Correos, sede de la Comunidad de Madrid.

La Reina entregó el Premio Barco de Vapor de literatura infantil al escritor Pedro Mañas y el Premio de literatura juvenil Gran Angular a la autora Patricia García-Rojo, cuyas respectivas novelas, 'La vida secreta de Rebecca Paradise' y 'El mar', consideró dos "delicias" que le han hecho disfrutar mucho.

Pero, más allá de los relatos -que reportaron a cada uno de sus autores 35.000 euros y su publicación por parte de la editorial SM-, doña Letizia habló de lo importante que es el amor a la literatura y su fomento entre niños y jóvenes.

"Porque aquí hablamos de leer, pero no para viajar o para habitar mundos, ni siquiera para volar. Leer para aprender a pensar. Y poder así viajar, habitar mundos y, claro, volar", manifestó ante el ministro de Cultura -José Ignacio Wert- y el presidente madrileño -Ignacio González-.

La Reina evocó el comienzo de 'El señor de los anillos', de J.R.R. Tolkien, para reconocer que esta obra fue una de sus "primeras y más preciosas lecturas" y tuvo una "importancia especial" para ella

También confesó que con las dos "fantásticas" novelas ganadoras, dirigidas a lectores de entre ocho y dieciocho años, ella, a sus 42 años, disfrutó "como si tuviera nueve", porque le emocionaron y le entretuvieron.

Además de felicitar a ambos escritores, a Pedro Mañas le agradeció que le hubiera enseñado "cómo enamorarse de un reflejo enfadado o cómo los besos huelen a manzana".

Y a García-Rojo le dio las gracias por recordarle "que el mundo no es tan lógico como podemos creer" y por enseñarle "a distinguir una luz donde no debía haberla o por pensar en caminos fáciles para ser feliz".

Porque su libro 'El mar', destacó, "es un precioso alegato contra el pesimismo y está llena de luz y de verdad".

Doña Letizia animó a los muchos adultos que llenaban el patio de la Real Casa de Correos a leer ambas obras, pasarlas después a niños y jóvenes y a hablar con ellos sobre su experiencia. "Será un momento bonito e importante", aseguró.

La obra galardonada con el premio Barco de Vapor está protagonizada por una niña de once años, Úrsula, que en primera persona relata su historia personal, que es también la historia de un fracaso escolar.

'El mar' cuenta la historia de un muchacho llamado Rob, que, según su autora "vive en un tejado, caza tesoros con su barco hecho de corcho blanco y está perdidamente enamorado de Lana".

En el turno de agradecimientos, Patricia García-Rojo dijo que escribir es para ella "un acto egoísta" porque cuando escribe es "la persona más feliz del mundo" y Mañas admitió que los personajes de sus lecturas de infancia, como el pirata Garrapata o fray Perico, y también su obra premiada, le han "cambiado la vida".

También habló el ministro de Educación y Cultura, José Ignacio Wert, para quien la literatura infantil y juvenil es "el buen comienzo del amor a las letras con mayúsculas" sobre todo porque en su opinión la buena literatura infantil "es la buena literatura a secas" y que aquellos libros que "vale la pena leer como niños" también vale la pena leerlos como mayores.

Por su parte, el presidente de la Comunidad de Madrid, Ignacio González, subrayó que cuando los niños se aficionan a la lectura "adquieren valores que les acompañarán siempre".

"Leer nos hace a todos mejores y más capaces; el amor a la lectura es el mejor legado que podemos dejar a las generaciones futuras", añadió.

En nombre de SM, su presidente, Luis Fernando Crespo, manifestó que los buenos libros tienen "la capacidad de ponernos en el lugar del otro, especialmente cuando ese otro es un hombre o una mujer que no cuenta, invisible, descartado de la sociedad".



Comenta el contenido
Tu opinión nos interesa Tu opinión nos interesa

Rellena el siguiente formulario para comentar este contenido.






(*) Campo obligatorio

Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

volver arriba
© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual