Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página HIBERUS | Google Plus Hemeroteca Edición impresa DN+ Tablet
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete
El Tiempo: Cargando...

La Hemeroteca
Cine

Antonio de la Torre: "Los sueños son posibles"

  • El actor regresa a su ciudad natal para recibir el Premio Málaga en el Festival de cine español

De la Torre, a su llegada al Festival de Málaga.

Antonio de la Torre: "Los sueños son posibles"

De la Torre, a su llegada al Festival de Málaga.

EFE
0
19/04/2015 a las 06:00
Etiquetas
  • EFE. Málaga
Abandonó su ciudad con 18 años siendo "un chaval con ganas de hacer cosas y de cumplir sueños", y hoy Antonio de la Torre regresa para recibir el Premio Málaga en el Festival de cine español con un mensaje: "Los sueños son posibles, con voluntad todo se puede conseguir y el futuro está por escribirse".

"Si vuelvo a ese chaval, nunca podía imaginar esto, que ha superado todos mis sueños y expectativas. Ha sido un viaje a un lugar inesperado y hermoso, a veces duro, pero muy bonito", aseguró el actor.

Al ser preguntado por el director Daniel Sánchez Arévalo, lo calificó como un "cruce inesperado" en su vida, por lo que recomendó a quienes empiezan "estar abiertos a la vida, porque no se sabe dónde puede estar el camino que realmente se quiere tomar".

En una época dura de su carrera, "con la sensación de sueños rotos, sintiéndome de vuelta, con 30 años, cuando me parecía que debía haber conseguido ya cosas que no había conseguido", apareció en su vida Sánchez Arévalo para ofrecerle trabajar en 'Profilaxis', un corto "de un tío que se mete un dedo en el culo".

"Tenía tanta hambre y tantas ganas de hacer cosas y estaba tan dispuesto, que lo hice y conocí a un cineasta con el que tenía la sensación de haberme subido a un barco que no era el Titanic".

Después llegaría junto a Sánchez Arévalo el trabajo por el que ganó el Goya, 'Azul oscuro casi negro', en el que interpretó un personaje escrito expresamente para él.

"Dani (Sánchez Arévalo) me dijo que nadie había escrito un papel a la altura de mi talento, y que él lo iba a hacer, y por eso el personaje se llama Antonio", explicó el actor, que confesó la gran decepción que sintió cuando vio por primera vez el largometraje.

"Vi la película con la sensación de que era yo disfrazado. Pensé que era mentira y que todo el mundo se daría cuenta, que se veía el truco. Hice un esfuerzo para que Dani no notara mi enorme decepción. Pensaba que había hecho un viaje para convertirme en otro y solo era yo disfrazado. Luego vinieron las grandes críticas, el Goya y hasta hoy...", relató.

Antes de ganar el Goya, el primer espaldarazo lo recibió esta película en el Festival de Málaga, su ciudad, donde en 2006 por primera vez pudo dormir en el Málaga Palacio, el hotel donde se alojan las estrellas, porque en las ediciones anteriores dormía en el sofá de su amigo Domi del Postigo.

"No tengo ni puta idea de cuál es el secreto del éxito", resaltó De la Torre, que considera el Premio Málaga el "más importante" de su vida, por encima incluso del Goya.

"Jamás podré tener un premio superior a este. Personalmente me quedan muchas cosas por hacer, pero profesionalmente podría mañana cerrar el baúl y decir 'hasta aquí he llegado'".

De la Torre no esconde su compromiso y subrayó que "la verdadera asignatura pendiente en esta sociedad es la educación sentimental" y que este es "un momento muy importante en la historia de España".

"Tenemos un año apasionante por delante y deberíamos ser valientes y cambiar muchas cosas. Podemos avanzar, dar un salto que no se consiguió hacer del todo en la transición del 78 y avanzar hacia una democracia más profunda basada en los grandes valores emocionales y sentimentales", opinó.

En un momento en el que siente haber tocado techo profesionalmente, sostiene que "en el círculo de la vida, mantener el hambre y la pulsión de vida es el gran asunto".

Antonio de la Torre tiene palabras de elogio para el festival de su ciudad, al que ha visto crecer hasta cumplir estas dieciocho ediciones.

"Para hacer un Festival de cine español en un país tan cainita como España y tan poco amante de su cine hay que echarle un par de pelotas, ¿eh?", estimó.



Comenta el contenido
Tu opinión nos interesa Tu opinión nos interesa

Rellena el siguiente formulario para comentar este contenido.






(*) Campo obligatorio

Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

volver arriba
© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual