Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página HIBERUS | Google Plus Hemeroteca Edición impresa DN+ Tablet
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete
El Tiempo: Cargando...

La Hemeroteca
Libros

El actor Jordi Rebellón se adentra en el mundo literario

  • 'Yo quise ser Supermán' es un novela con denuncia social y política y con mucho humor

El actor y escritor Jordi Rebellón.

El actor Jordi Rebellón se adentra en el mundo literario

El actor y escritor Jordi Rebellón.

EFE
0
Actualizada 18/04/2015 a las 16:41
Etiquetas
  • EFE. Barcelona
El actor Jordi Rebellón, el doctor Vilches de la eterna serie española 'Hospital central', se ha adentrado por primera vez por los caminos de la novela con 'Yo quise ser Supermán', "un homenaje a mi padre en la que el lector encontrará ficción, denuncia social y mucho humor".

En una entrevista, Rebellón confesó que decidió escribir la novela por "la necesidad de explicar cosas, de denunciar cosas", y añadió: "Cuando comencé, solo tenía el título y el final, pero el final se convirtió en el principio, y llegó un momento que me bloqueé en la escritura".

Solo el hecho de que Suma de Letras se interesara por la novela que estaba escribiendo y firmara un contrato desencalló el bloqueo creativo: "El contrato fue como un clic, pues me obligó a una disciplina que habitualmente no tengo. Dejé todo lo que estaba haciendo, me encerré en mi casa del Montseny y en dos meses la acabé".

En 'Yo quise ser Supermán' el lector encontrará, a decir de su autor, "una historia de filosofía de vida, denuncia social, incluso política, mucho sentido del humor, y pasajes de mi vida, que solo reconocerá mi familia, así como homenajes a la gente que quiero", entre ellos su padre, de quien utiliza algunos de sus dibujos para la portada y el interior del texto.

El libro, aseguró, "no es mentiroso ni tramposo, sino que contiene mucha verdad", si bien Rebellón no se identifica con el narrador.

"Los protagonistas son los personajes, el estilo es mío, pero el libro lo explican los personajes, y por eso no se trata de una novela en primera persona".

En las primeras páginas, Rebellón utiliza la primera persona en la voz del narrador para presentar al protagonista, Bautista, un hombre que ha sabido vivir una vida plena, al que le habría gustado ser Supermán para resolver los problemas de la humanidad, y que cuando llega al cielo echa en cara a Dios que diera superpoderes al auténtico Supermán y no a los que podrían haber resuelto la situación de muchas personas como él.

Rebellón confesó que su "única pretensión es que el lector se lo pase bien y se divierta leyéndola. La novela no tiene pretensión literaria ni de análisis, sino que es mi denuncia de unos hechos aprovechando a los personajes de mi novela".

La única prehistoria narrativa de Rebellón era la escritura de algunos guiones y algunos textos, "siempre encargos para amigos, de los que he guardado muy pocos, especialmente cuando los escribía a máquina, un ejercicio que me ha servido para pensar que no escribía tan mal".

Admitió que 'Yo quise ser Supermán' es una "historia muy visual", porque cuando escribe visualiza lo que está escribiendo: "Es como si viera una miniserie y seguramente por eso me parece divertida, porque te imaginas mucho lo que estás leyendo".

El actor, que ha concluido su labor en "Sin identidad", serie actualmente en emisión, participa en "Cuéntame", serie tan longeva e histórica como "Hospital Central".

"'Cuéntame' es una serie de culto, que ya estaba funcionando y, por tanto, no tenía la presión de la audiencia, pero también me ha obligado a adaptarme a su marca", comentó Rebellón, para quien ese proceso "ha sido muy fácil, me acogieron muy bien y en esta profesión nos conocemos todos".

Con su participación en 'Cuéntame', Rebellón ha trabajado en las tres series televisivas españolas más largas de la historia, junto con 'Hospital central' y 'Amar es para siempre'.

El actor, que se fue a trabajar a Madrid hace diecisiete años, aseguró que está donde le valoran y tiene trabajo: "Me encantaría volver a Barcelona y trabajar, pero no depende de mí, sino de los directores de casting" y apuntó sobre esta circunstancia que "quizás hay demasiados prejuicios, que presuponen que no querré trabajar, que tendré un caché alto y entonces no me llaman y a lo mejor me hace ilusión trabajar en Barcelona por menos dinero".



Comenta el contenido
Tu opinión nos interesa Tu opinión nos interesa

Rellena el siguiente formulario para comentar este contenido.






(*) Campo obligatorio

Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

volver arriba
© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual