Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página HIBERUS | Google Plus Hemeroteca Edición impresa DN+ Tablet
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete
El Tiempo: Cargando...

La Hemeroteca
Cine

Las bombas de Guernica llegan a la gran pantalla

Koldo Serra rodará una superproducción inspirada en el reportero George Steer

Las bombas de Guernica llegan a la gran pantalla

Las bombas de Guernica llegan a la gran pantalla

Vista de Guernica después del bombardeo sufrido en la Guerra Civil.

Archgivo
0
25/03/2015 a las 06:00
Etiquetas
  • cOLPISA. mADRID
"La declaración publicada por Salamanca según la cual Guernica ha sido destruida por los rojos es absolutamente falsa. He hablado con más de veinte refugiados en los alrededores de la ciudad la noche de la destrucción. Y todos coinciden en los detalles. Un periodista recogió conmigo tres bombas, las tres alemanas, con fecha de 1936. He estado en la ciudad hasta la una y media de la madrugada y en ninguna parte podía sentirse el olor a petróleo. Una gran parte de Guernica no es un montón de cenizas, sino un montón de escombros".

George Steer (1909-1945) ha pasado a los anales del reporterismo por su crónica del bombardeo de Guernica. El periodista británico nacido en Sudáfrica fue uno de los pocos testigos presenciales de la destrucción de la villa. Su crónica del 28 de abril de 1937, portada del Times británico y del New York Times estadounidense, conmocionó al mundo al refutar la tesis del bando nacional y revelar la autoría de la Legión Cóndor alemana en el devastador ataque aéreo sobre la población civil. Sus emocionantes reportajes alentaron a Pablo Picasso para pintar el celebérrimo 'Guernica', a petición del Gobierno de la República para la Exposición Internacional de 1937 en París.

La figura de Steer inspira el protagonista de 'Gernika', una superproducción que el director Koldo Serra comenzará a rodar a finales de abril. Sin ser estrictamente una biografía (el protagonista se llamará Henry), la cinta narra "una historia de amor en un trasfondo bélico", según el realizador getxotarra. "El personaje tiene rasgos de Steer, pero también de Ernest Hemingway y Robert Capa. A todos ellos se les menta teniendo en cuenta que es una ficción inspirada en hechos reales". Él es un brillante reportero en horas bajas abandonado al cinismo y al alcohol; ella una empleada de la censura del Gobierno republicano, encargada de supervisar las noticias que los periodistas pueden enviar al exterior.

"Es una historia universal que podría transcurrir en cualquier conflicto bélico, en Guernica o en Hiroshima", apunta el realizador, que remarca el carácter intimista del filme pese a la espectacular recreación del bombardeo de la villa. "Estará más cercana a 'El paciente inglés' y 'Expiación' que a 'Pearl Harbor", ironiza. "Ojalá se parezca a 'Casablanca'".

RODAJE EN INGLÉS

Serra no quiere ofrecer muchos detalles de su segundo largometraje porque todavía se están cerrando los acuerdos internacionales de distribución. 'Gernika' es una coproducción entre España y Estados Unidos que supera los cinco millones de euros de presupuesto. Se rodará durante ocho semanas íntegramente en exteriores y localizaciones naturales de Bilbao, Guernica y otros pueblos de Vizcaya. Moverá a un equipo de un centenar de personas y habrá un 'casting' para elegir a los figurantes que se necesitarán. Participada por ETB, Canal Sur y Euskaltel, la película cuenta con la colaboración del Ayuntamiento de Bilbao y el de Guernica, Basquetour y la Diputación de Vizcaya.

"La rodaremos en inglés por un doble motivo: está justificado porque la historia habla de corresponsales extranjeros y porque solo así se puede vender en el mercado internacional para amortizar la inversión", detalla el director, que esconde hasta el último momento el nombre del "actor extranjero" que encarnará al trasunto de Steer. Será sin duda una estrella anglosajona que se sumará a un reparto en el que ya están confirmados María Valverde, Bárbara Goenaga, Álex García, Víctor Clavijo, Irene Escolar, Ramón Barea y Elena Irureta. Los productores españoles son José Alba, Carlos Clavijo y Nahikari Ipiña; por parte estadounidense figura Daniel Dreifuss, que estuvo nominado al Oscar con 'No', del chileno Pablo Larraín.


Koldo Serra (Bilbao, 1975) aprendió a manejar la cámara rodando vídeos de skate siendo apenas un adolescente antes de convertirse en uno de los cortometrajistas vascos de referencia. Curtido en la publicidad, el videoclip y las series (ha dirigido 'La fuga' y 'El don de Alba' y anuncios como el de MediaMarkt con Arturo Valls que se puede ver estos días), debutó en el largometraje hace nueve años con 'Bosque de sombras', un atmosférico 'thriller' también en inglés con Gary Oldman, Virginie Ledoyen y Aitana Sánchez-Gijón.

Su segundo largometraje lo afronta con la cautela de ser fiel a unos hechos históricos y de recrear con la ayuda de los efectos digitales una masacre que causó 126 muertos y puso a Guernica en los libros de Historia. "Trabajamos con historiadores para no cometer errores de bulto. Como bilbaíno, me gustaría contar bien este relato y hacer justicia con lo que allí ocurrió". Serra lleva más de tres años intentando levantar un proyecto que nació en Los Ángeles gracias a un programa de inmersión en el mercado americano de Egeda, la entidad de gestión de derechos de los productores. El filme, con guion de Barney Cohen ('Viernes 13, último capítulo') y Carlos Clavijo, buscó financiación en la Berlinale de 2013 y tras muchos esfuerzos vivirá el primer golpe de claqueta en unas semanas. La única pena del director es no poder contar con el llorado Álex Angulo, para el que tenía reservado "un papel precioso".




Comenta el contenido
Tu opinión nos interesa Tu opinión nos interesa

Rellena el siguiente formulario para comentar este contenido.






(*) Campo obligatorio

Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

volver arriba
© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual