Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página HIBERUS | Google Plus Hemeroteca Edición impresa DN+ Tablet
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete
El Tiempo: Cargando...

La Hemeroteca
Literatura

"No hemos sido capaces de cicatrizar la Guerra Civil"

0
Actualizada 21/12/2013 a las 11:33
  • EFE. Valladolid
Han transcurrido casi ochenta años desde el inicio de la última Guerra Civil en España, pero también del "desastre" que dejó "y que parece que, como siempre nos ha sucedido en la Edad Moderna, hemos sido incapaces de cicatrizar", declara el escritor José Jiménez Lozano.

"Una guerra civil es el peor mal que puede suceder a una sociedad, decía Pascal y está dicho todo, pero lo que me atrevería a añadir es que su recuerdo sólo debería ser vivido como luto y pesar de todos. De ninguna otra manera, aunque otra cosa sea el estudio histórico", ha añadido Jiménez Lozano, Premio Cervantes 2002.

Esta misma reflexión es la que formula Pedro Manuel Martín Lodares, el "Tío Pedro" protagonista de la última novela del narrador abulense, "Retorno de un cruzado" (Ediciones Encuentro), con la que el escritor regresa al gran relato después de tres años entregado al ensayo, a la poesía y el cuento.

El personaje no es un cruzado a la antigua usanza, de los que regresaban de Tierra Santa después de luchar contra el infiel, sino de una persona a contracorriente, que no cede a la subversión del mundo que ha visto, donde el hombre ya no es la medida de las cosas, padece la devastación de su propia barbarie y sinrazón, y no encuentra la salida al laberinto en que se halla.

No es sólo la Guerra Civil (1936-1939) la que gravita sobre toda la novela, eso sí muy lejos de la política y tan cerca del hombre doliente que la padeció, sino también los reflejos sociales de la progresiva pérdida de valores y el envilecimiento del alma que, al menos desde comienzos del siglo XX, desembocaron en la contienda fratricida.

"En mi caso, no tengo ni podía tener una experiencia personal de la guerra porque cuando ésta acabó yo iba a cumplir nueve años y siempre estuvo muy lejos de mí, pero todo relato llegó a mí después, cuando comenzaba a percatarme de sus consecuencias", ha añadido Jiménez Lozano (Langa, Ávila, 1931).

Las historias de la guerra referidas a media voz, a la luz de una candela y con un dedo en los labios que el narrador escuchó a sus mayores, siendo un adolescente y acaso no tanto, conformaron muy pronto su literatura, desde "El Sambenito" (1972), su segunda novela, pero también anidaron en su poesía, ensayos, libros de relatos y reflexiones en sus cuadernos diarios o dietarios.

"Aunque no es exactamente la cuestión de la Guerra Civil la que me interesa, sino el desastre que ha dejado y que parece que, como siempre nos ha sucedido en la Edad Moderna, hemos sido incapaces de cicatrizar", se ha apresurado a aclarar.

Por ello, Jiménez Lozano no comparte la "razón política" que en su opinión, "con pocas excepciones", subyace en la avalancha editorial que durante los últimos lustros ha existido sobre el trienio fratricida y los años subsiguientes, "aunque quisiera equivocarme", ha aventurado.

"Hoy parece que, como se parte de que la historia es interpretación -la famosa 'reader's response'- y somos víctimas de ideologías, la Guerra Civil y todo lo demás ha de tener una interpretación política", ha lamentado.

Para orillar los efectos de esa especie de intervencionismo interpretativo, José Jiménez Lozano ha recomendado, y citado para ello al filósofo alemán Georg Gadamer, la lectura de libros con más de dos mil años: "yo añadiría que además los libros de los amigos de las centurias siguientes", ha matizado.

En "Retorno de un cruzado", Tío Pedro refiere a sus sobrinos la iniquidad de todas las guerras y les previene contra aquella "porque siempre hay que estar en alguna Cruzada, como ya lo comprobaréis; y de esto sí que no os podrá librar nadie", les advierte en un pasaje de la novela.



Comenta el contenido
Tu opinión nos interesa Tu opinión nos interesa

Rellena el siguiente formulario para comentar este contenido.






(*) Campo obligatorio

Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

Lo más...
volver arriba
© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual