Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página HIBERUS | Google Plus Hemeroteca Edición impresa DN+ Tablet
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete
El Tiempo: Cargando...

La Hemeroteca
Opinión
Opinión

Gestiona tu tiempo como gestionas tu dinero

COACH, FORMADOR Y DIRECTOR DE ONE TO ONE DESARROLLO PERSONAL Y PROFESIONAL

Jesús Lakunza, director de One to One

Gestiona tu tiempo como gestionas tu dinero

Jesús Lakunza, director de One to One Desarrollo Personal y Profesional.

Cedida
0
Actualizada 14/04/2015 a las 16:53
  • Jesús Lakunza
Las dos cosas de cuya escasez más nos quejamos son el dinero y el tiempo. Y es curioso que los gestionemos de forma tan diferente. Le damos mucha importancia a cualquier decisión que suponga un desembolso económico pero no somos tan cuidadosos cuando nos referimos a nuestro tiempo.

¿Cuál es la razón? Yo entiendo que es debido a que es diferente lo que nos cuesta conseguir uno y otro: para conseguir dinero tenemos que trabajar, invertir, arriesgar, tenemos que negociar... y para conseguir tiempo sólo necesitamos seguir vivos.

Podemos tener mucho dinero pero siempre podremos tener más. Tiempo tenemos tanto como el que más. De hecho, poseemos todo el tiempo que se puede tener y, por mucho que hagamos, no podremos conseguir más.

Por esta razón es por lo que la frase “no he tenido tiempo” no es cierta. Tiempo hemos tenido, pero lo hemos utilizado para otra cosa.

Esta es otra diferencia importante. Podemos tener nuestro dinero produciendo de forma simultánea en varios proyectos. El tiempo es lineal. Sólo podemos estar utilizándolo en una cosa cada vez y, por eso mismo, deberíamos ser especialmente cuidadosos en su disfrute.

Debemos conseguir disfrutar del tiempo, que sea la herramienta que nos ayude a ser más felices, a crecer en todos los aspectos y a conseguir los objetivos que nos marquemos. Para ello tenemos que darle la importancia que se merece y, por tanto, pensar muy bien en qué y cómo utilizarlo.

Si para ganar dinero hay que invertir dinero, deberemos aceptar y asumir que para ganar tiempo tenemos que invertir tiempo. Pero no sólo basta con aceptarlo y asumirlo sino que, además, deberemos ponerlo en práctica. Reflexionar es importante pero no cambia los resultados. Lo que cambia los resultados son las acciones.

Supongo que todos, en algún momento, hemos tenido algún pensamiento del estilo: “No sé en qué se me va el dinero”. Para descubrirlo, lo mejor es anotar todos los pagos que vamos haciendo: piso, colegios, gasoil, reparaciones diversas, compra, cafés, etc. Cuanto mayor sea el detalle mayor será la información. Al cabo de un mes, si hacemos un resumen, sabremos perfectamente el uso que hacemos del mismo.

Si queréis saber en qué se os va el tiempo, ya sabéis lo que tenéis que hacer. Es un ejercicio bastante pesado pero las conclusiones suelen ser muy interesantes. Pero cuando sepamos a ciencia cierta por dónde se nos escapa el tiempo no caigamos en la tentación de echar la culpa a compañeros, al jefe, a los clientes, es decir, a los demás.

“La vida es la suma de todas tus elecciones” (Albert Camus).

Son las decisiones que hemos ido tomando a lo largo de nuestra vida las que nos han traído aquí. Porque hemos decidido hacer algo, hemos permitido que otras personas lo hagan, hemos reaccionado de cierta manera ante cosas que nos han ocurrido…

Aceptémoslo como una buena noticia porque, si el problema está en nosotros, la solución también lo está. Asumamos la responsabilidad de gestionar nuestro tiempo y utilicémoslo de forma adecuada a nuestros intereses.

Para diseñar la ruta de cualquier viaje necesitamos conocer el punto de salida y el de llegada. Si hemos hecho el ejercicio que hemos citado anteriormente, el punto de salida ya lo conocemos. ¿Y el de llegada?
Tendremos que pensar dónde queremos llegar y cuál es la forma más adecuada de utilizar nuestro tiempo. Y en este caso la palabra mágica es equilibrio. A nivel vital tendremos que conjugar el trabajo con nuestro entorno (familia, amigos…) y con el tiempo que nos dediquemos a nosotros mismos, que también lo necesitamos.
 
A nivel profesional, deberemos buscar el equilibrio entre las diferentes tareas que conforman nuestro trabajo: reuniones, atención a compañeros, tareas administrativas, tiempo para pensar, para leer, gestionar el correo, resolver cosas, supervisar proyectos… Tenemos que decidir el peso que cada una de ellas tiene para conseguir nuestros objetivos y asignarles el tiempo adecuado de forma equilibrada.
 
Y ponernos en marcha con confianza. Convencidos que, poco a poco, nos iremos acercando. Habrá que tener un poco de cintura para solventar situaciones excepcionales y seguir nuestro camino.

“El que quiere hacer algo conseguirá un medio. El que no, una excusa” (Stephen Dolley).

El reto no es sencillo. Son muchos años de funcionar de una manera determinada y nos hemos acostumbrado a ello. Y los demás también se han habituado a nuestra forma de actuar. Deberemos ir cambiando y, paralelamente, conseguir que nuestro entorno vaya aceptando y asumiendo estos cambios.

“El secreto del éxito consiste básicamente en insistir” (Woody Allen).

 
Jesús Lakunza es coach, formador y director de One to One Desarrollo Personal y Profesional
jesuslakunza@onetoone-desarrollo.net



Comenta el contenido
Tu opinión nos interesa Tu opinión nos interesa

Rellena el siguiente formulario para comentar este contenido.






(*) Campo obligatorio

Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

volver arriba
© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual