Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página HIBERUS | Google Plus Hemeroteca Edición impresa DN+ Tablet
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete
El Tiempo: Cargando...

La Hemeroteca
LQTAI

“Hemos querido transferir todo nuestro conocimiento a la sociedad”

  • Life Quality Technology Accessibility and Innovation (LQTAI) se fraguó en los laboratorios de la Universidad Pública de Navarra
  • Junto a sus socios, Santiago Led y Alfonso Baquero, se dedica a desarrollar proyectos de salud electrónica

0
Actualizada 16/03/2016 a las 04:45
  • ÍÑIGO SOTA. PAMPLONA
La investigación académica siempre ha estado ligada a un compromiso con la sociedad, como es el caso de Life Quality Technology Accessibility and Innovation (LQTAI), una empresa que se fraguó al calor de las investigaciones de tres ingenieros de la Universidad Pública de Navarra, Miguel Martínez de Espronceda junto a sus compañeros, Santiago Led y Alfonso Baquero. Su empresa se dedica a la provisión de servicios de salud electrónica y el objetivo principal de su trabajo es «contribuir a la mejora de la calidad de vida e intentar resolver las necesidades específicas de las personas en sus procesos de envejecimiento y de mantenimiento, desarrollo o recuperación de la autonomía personal».
 

MIGUEL MARTÍNEZ DE ESPRONCEDA

  • Puesto
    Director financiero de LQTAI
  • Fecha de nacimiento
    29/08/1981
  • Formación
    Doctor en Tecnologías de las Comunicaciones (2012), Ingeniero de Telecomunicación (2005).
  • Trayectoria profesional
    Desde 2005 ha desarrollado su labor investigadora en el Grupo de Ingeniería Biomédica del Departamento de Ingeniería Eléctrica y Electrónica de la UPNA. Como investigador, realizó estancias en el Departamento de Ingeniería Biomédica de la Universidad de Ciencias Aplicadas de Viena y en el Departamento de Sistemas de Comunicación y Computación de la Universidad de Brunnel (Reino Unido). Es miembro del Instituto de Ingeniería Eléctrica y Electrónica (IEEE).
  •     

En palabras de Martínez de Espronceda: «LQTAI se origina como un spin-off de la Universidad Pública de Navarra. Estábamos involucrados en un grupo de desarrollo de investigación y, a partir de ahí, surgió la iniciativa de transferir todo ese conocimiento. En este tiempo, hemos desarrollado la idea de negocio e incorporado socios del ámbito médico que nos guían en nuestros desarrollos».

Además, fue un proyecto en concreto, que actualmente están ultimando, el que ayudó a fundar la empresa tal y como la conocemos hoy: el proyecto Holtin, una idea desarrollada en la UPNA con la colaboración del hospital Doctor Negrín de Las Palmas de Gran Canaria. Desarrollaron un primer prototipo y la Fundación Vodafone les concedió un premio. A partir de ese momento, comenzó a suscitar el interés de los socios actuales. La vocación emprendedora, por último, fue lo que les impulsó a fundar la empresa en 2011. «Hemos seguido investigando en la universidad y hemos querido transferir todo el conocimiento a la sociedad por el bien de todos», declara.

​LQTAI ha sido una de las seis empresas finalistas en los Premios Emprendedor XXI de este año, galardones que pretenden identificar, reconocer y acompañar a las empresas innovadoras de reciente creación con mayor potencial de crecimiento de España.


SELLO LQTAI

Entre los productos que han desarrollado, destacan iPoC o Punto de Cuidado Inteligente, un servicio con el que proporcionan una serie de dispositivos médicos (una báscula o un tensiómetro, por ejemplo) que comunican a un centro de datos (un hospital, residencia…) la información sobre el proceso de tratamiento de un paciente de modo que se pueda hacer un seguimiento de su estado; ALZ-e-MED, un proyecto de colaboración con una empresa turca para el desarrollo de juegos que ayudan a personas con Alzheimer. Al jugar, el profesional médico hace un seguimiento de los pacientes desde un centro de datos al que llega la información sobre el estado de los mismos. Además, este sistema ayuda a retrasar el deterioro del paciente.

​LQTAI también está en estos momentos desarrollando dos productos que esperan comercializar próximamente. Por un lado, el mencionado sistema Holtin, un holter (sistema de seguimiento del ritmo cardiaco) inteligente, muy cómodo y sencillo de colocar, que es como la banda de un pulsómetro. Es, además, más barato que un holter tradicional, se lo puede colocar el propio paciente y el seguimiento se realiza en tiempo real. Por otro lado, el Sistema de Control Personal, que todavía es un propotipo y se utilizará para el seguimiento de la toma de medicación de personas mayores o con discapacidad intelectual.

La empresa también cuenta con un servicio de ingeniería a través del cual sus profesionales desarrollan hardware propio, aplicaciones para Smartphone, dispositivos de monitorización y la integración en servicios de salud con diferentes estándares, como el HL7 para la transmisión de mensajes entre hospitales.

¿Qué ha significado para la compañía llegar a ser finalista en los premios Emprendedor XXI de este año?

Por un lado, el reconocimiento del trabajo realizado y, por otro, nos ha permitido contactar con muchísimas personas interesadas en los servicios que ofrecemos. Por supuesto, ha sido una buena forma de publicitar la empresa.

¿Cuáles son las necesidades actuales de la compañía?

Ante todo, necesidades financieras. Nuestro objetivo es tener asegurados dos años de financiación para poder crecer e incorporar a más personas al equipo. Ahora mismo estamos desbordados y nos gustaría contar con más apoyo de otros profesionales. También queremos encontrar clientes, por supuesto.
 


¿En qué consiste el sistema Holtin?

Se trata de un sistema de diagnóstico de pacientes con enfermedades cardíacas. Es una banda, tipo pulsómetro, que recoge la señal de electrocardiograma y la envía en tiempo real a un centro de recogida de datos donde un médico puede hacer el diagnóstico del paciente. Está muy orientado a pacientes que tienen arritmias paroxísticas, esas que se producen de forma esporádica. Con un holter tradicional de 24 o 48 horas resulta difícil de registrarlas, normalmente. Tiene muchas ventajas. La idea es que se pueda poner en marcha un tiempo de monitorización más allá de las 24 horas. Si necesitas una semana hasta que detectas esa arritmia (y el médico hace el diagnóstico) este dispositivo es capaz de darte ese tiempo. Además, el médico puede ir analizando los resultados en tiempo real, no debe esperar a que el paciente devuelva al aparato.
Ahora mismo, tenemos la evaluación clínica del proyecto y los resultados ha sido muy buenos. Estamos a la espera de financiación para acabar el proyecto y ponerlo en circulación.

¿Con qué estimaciones económicas trabajan y cuál es la previsión general para 2016?

La expectativa es tener unas primeras ventas por parte del producto iPoC y a lo largo de 2016 comenzar a comercializar el Holtin y el Sistema de Control Personal. La estimación es creciente porque no tenemos competidores con ninguno de estos sistemas. Tuvimos ventas en 2014 y 2015 ha sido un año de desarrollo y de afianzar la empresa. Para 2017, a largo plazo, si llegamos a un buen nivel de desarrollo de los productos y de financiación, podríamos hablar de cerca de 500.000 euros de facturación.

¿Cuál es la cobertura internacional de la compañía?

La naturaleza de LQTAI es global. La vocación es internacional. Eso sí, para cada país y mercado, incluso para cada región, hay que adaptarse según el sistema de salud de cada territorio. Vamos a intentar comercializar nuestros productos a nivel nacional y dar el salto internacional una vez estén afianzados aquí. LQTAI ha despertado interés en socios de México, Perú o Turquía, por ejemplo.

Durante este 2015, LQTAI ha trabajado en el Proyecto I+D – SDK Interoperabilidad junto a la empresa IdDomótica. ¿En qué ha consistido?

Ante la necesidad de integrar muchos dispositivos de diferentes fabricantes, propusimos una plataforma que permitiera a cualquier desarrollador de aplicaciones comunicarse con cualquier dispositivo de una forma muy sencilla. En este proyecto, hemos trabajado un dispositivo para recoger cualquier movimiento que sucede en el interior del domicilio del paciente o la temperatura, la humedad, la luz que registra en cada momento, por ejemplo.

¿Qué ha supuesto para vosotros contar con el Sello Moderna?

Ha sido un reconocimiento a nuestro trabajo y a la actividad de la empresa. Nos han asesorado en algunos aspectos de nuestra labor y también nos ha facilitado el contacto con otras personas o entidades que nos han ayudado.

¿Qué balance general hacéis de este año?

Se nos ha permitido afianzar un producto importante como es iPoC y hemos estrechado relaciones con posibles clientes a la espera de ver los resultados de las solicitudes de financiación. Es un balance positivo, en general.
 

Life Quality Technology Accessibility and Innovation

  • Actividad: Desarrollo y provisión de servicios para mejorar la calidad de vida.
  • Sector: Ingeniería, Salud Electrónica (e-Health), TIC
  • Año de Fundación: 2011
  • Dirección: Rigoberta Menchú Nº1, 31013, Pamplona.
  • Web: www.lqtai.com
  • Empleados: 3 empleados 



Comenta el contenido
Tu opinión nos interesa Tu opinión nos interesa

Rellena el siguiente formulario para comentar este contenido.






(*) Campo obligatorio

Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

volver arriba
© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual