Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página HIBERUS | Google Plus Hemeroteca Edición impresa DN+ Tablet
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete
El Tiempo: Cargando...

La Hemeroteca
InnoUp Farma

Nanotecnología aplicada a los fármacos anticancerosos

La empresa que dirige Maite Agüeros está desarrollando un medicamento que minimiza la toxicidad de la quimioterapia y aumenta la eficacia del tratamiento contra el cáncer

Maite Agüeros, CEO de InnoUp Farma.

Nanotecnología aplicada a los fármacos anticancerosos

Maite Agüeros, CEO de InnoUp Farma.

E.S.
1
Actualizada 05/06/2015 a las 11:29
  • Edurne Suberviola. Pamplona
Maite Agüeros lleva más de 13 años trabajando en la idea de aplicar la nanotecnología para mejorar la eficacia de los medicamentos. Comenzó siendo su tesis, luego su proyecto de investigación, después se transformó en un proyecto emprendedor, en varias patentes internacionales y ya se ha convertido en una empresa con una gran proyección y potencial de crecimiento que le han permitido ganar la pasada semana el Premio EmprendedorXXI en Navarra que entregan la Caixa, ENISA y CEIN.

 

maite agüeros

  • Puesto
    Socia fundadora y CEO
  • Fecha de nacimiento
    24/12/1978
  • Formación
    Doctora en Farmacia por la Universidad de Navarra. MBA en ESIC.
  • Trayectoria Profesional
    Investigadora del departamento de Tecnología Farmacéutica de la Universidad de Navarra. Profesora invitada de másteres y doctorado.
  •     
Todos estos años de investigación y trabajo han tomado forma en InnoUp Farma, una empresa que se dedica a la investigación y desarrollo de medicamentos basados en nanotecnología fundada por tres socios: Maite AgüerosManuel Rodríguez, doctore en Farmacia, y Juan Manuel Irache, catedrático de Tecnología Farmacéutica de la Universidad de Navarra.

Desde que acabó la carrera Maite Agüeros, CEO de InnoUp Farma, tenía ganas de emprender y poner en valor los buenos resultados que iba obteniendo en la investigación puntera que realizaba en la facultad. Así que traspasó el entorno académico para crear una empresa y poder continuar con el desarrollo de un fármaco anticanceroso aplicando la innovación nanotecnológica.

Paralelamente estudió un MBA para adquirir formación empresarial y, junto a sus socios, crearon InnoUp en 2013 con un capital 100% privado.

En 2014 consiguieron ser seleccionados para formar parte del programa Acción Impulso Emprendedor de CEIN. “Esto nos permitió durante el primer año y medio decidir cuál era el modelo de negocio, dar la estructura a la empresa y definir el plan de desarrollo del producto, que no fue nada fácil porque la nanotecnología es un tema muy novedoso y no hay una legislación clara”, señala la CEO.

Los productos que actualmente están en desarrollo, permiten a través de esta plataforma tecnológica ser administrados por otras vías que resulten más cómodas y más seguras. Por ejemplo, un fármaco que hoy se administra por vía intravenosa lo podemos modificar para que sea administrado por vía oral.

“Con la nanotecnología lo que conseguimos es administrar el fármaco anticanceroso por vía oral, porque lo solubilizamos y le aumentamos la permeabilidad intestinal, con lo que puede absorberse a través del intestino y llega a la sangre directamente. De esta forma conseguimos niveles óptimos de fármaco, modificando sus concentraciones en sangre de manera controlada, de tal forma que resulta más segura y menos tóxica”, explica de una forma didáctica y sencilla Agüeros.

InnoUp Farma espera comenzar en 2017 los primeros ensayos con humanos y poder licenciar el producto, venderlo a una gran empresa farmacéutica, en cuatro años, para que esa big farma realice los ensayos clínicos de fase 2 y 3 con un número elevado de pacientes, para lo que se requiere una gran inversión.

¿La importante financiación que se necesita y los largos plazos de desarrollos del producto son las principales dificultades a las que se enfrenta la compañía?
Sí. Emprender en este sector es complicado sobre todo por la regulación que tiene y por la gran cantidad de financiación que se necesita porque el desarrollo de un medicamento es un proceso muy largo y caro.

Cuando tuvimos claro cómo iba a ser el desarrollo del producto solicitamos un préstamo al Ministerio de Economía y Competitividad, en el que también participan la Universidad de Navarra y la Universidad de Barcelona. En 2014 nos concedieron un millón de euros. Pero con esa cantidad no se cubre el proceso ni mucho menos. Ahora estamos cerrando una ronda de financiación complementaria para poder desarrollar el medicamento durante los próximos dos años. En 2017, cuando llegue la hora de hacer pruebas con humanos, tendremos que abrir una nueva ronda de financiación.
 


Supone una gran inversión pero el retorno no va a llegar hasta el final del proceso. ¿Con qué inversores cuentan?
Exacto, así que nosotros intentamos acortar lo máximo posible ese proceso y disminuir los riesgos. Para ello estamos trabajando con medicamentos que ya se sabe su efectividad, no son moléculas nuevas. Pero el proceso de encontrar financiación es muy largo. Buscamos empresas de capital riesgo que quieran invertir pero no solo buscamos dinero sino también experiencia, conocimiento del sector, asesoramiento, contactos… Tener buena sintonía con el que va a ser tu inversor da tranquilidad a todas las partes.

Por otra parte, también hemos solicitado dos proyectos europeos porque nos vemos con posibilidades de conseguir otro tipo de financiación. En ellos colaboramos con otros centros de investigación internacionales para desarrollar nuevos productos farmacéuticos. 

Además del producto anticanceroso, ¿tienen pensado desarrollar algún producto más?
Tenemos en mente también otros proyectos para asentar la estructura empresarial, crecer y diversificar riesgos. No queremos centrarnos solo en un tema porque la plataforma tecnológica que tenemos es aplicable a multitud de productos dentro del sector farmacéutico. Posiblemente continuemos con esta línea de desarrollo de productos anticancerosos pero estamos también trabajando en un proyecto de inmunoterapia, que esperamos empezar a finales este año, y tenemos también otro producto en el campo de la neurología, para el que estamos cerrando acuerdos con otra empresa para hacer un desarrollo conjunto.

¿Para estos nuevos proyectos necesitarán incorporar a más personas a la plantilla?
Con el proyecto de anticancerosos incorporamos a Sara Gómez, que trabaja sobre todo en el laboratorio desde la Universidad de Navarra y en agosto vamos a incorporar a una segunda persona, gracias a las ayudas del Gobierno de Navarra. En la medida en que vayamos avanzando iremos incorporando más personal.

¿Qué supone para InnoUp Farma ganar el Premio EmprendedorXXI en Navarra?
Un reconocimiento al desarrollo que hemos hecho de la empresa. Nos refrenda un poco más en la línea que estamos llevando. Además de los 5.000 euros de dotación económica que tiene el premio a nosotros lo que más nos va a aportar es el curso de aceleración del negocio en la Universidad de Cambridge, el programa de acompañamiento de Caixa Capital Risc, que nos va a dar apoyo en la búsqueda de mercados y personas para desarrollar la empresa y acceso preferente a financiación de Caixa Capital Risc y ENISA.
 

innoup farma

  • Actividad: Investigación y desarrollo de medicamentos basados en nanotecnología
  • Sector: Salud
  • Año de Fundación: 2013
  • Dirección: Pol. Mocholi. Plaza CEIN 1-5. 31110 Noáin (Navarra)
  • Empleados: 2 empleados 


  • Jesús
    (14/06/15 18:14)
    #1

    Una cucharadita de bicarbonato de sodio con medio limón es 1000 veces mas potente que la mierda de la quimioterapia y la nanotecnología juntos. Estos de las farmacias siempre pensando en el cochino dinero y como robar a las personas, ladrones...

    Responder


Comenta el contenido
Tu opinión nos interesa Tu opinión nos interesa

Rellena el siguiente formulario para comentar este contenido.






(*) Campo obligatorio

Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

Lo más...
volver arriba
© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual