Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página HIBERUS | Google Plus Hemeroteca Edición impresa DN+ Tablet
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete
El Tiempo: Cargando...

La Hemeroteca
CEN

"Las empresas tienen que aprovechar las oportunidades que ofrece la economía circular"

  • Así lo asegura Mats Linder, Project Manager de la Fundación Ellen MacArthur, que afirma que nuestro planeta sufre una degradación irreversible

0
Actualizada 11/11/2015 a las 12:20
  • DN.ES. PAMPLONA
El pasado 3 de noviembre, la Confederación de Empresarios de Navarra (CEN) y el Gobierno de Navarra abordaron el concepto de "economía circular" y del cambio sistémico que supone, con especial incidencia a nivel local. Es decir, charlaron sobre cómo evolucionar hacia un modelo económico que aproveche mejor los recursos y que repercuta, de forma positiva, en su entorno social y medioambiental.

La economía circular supone la ruptura con los tradicionales procesos industriales lineales basados en “extraer, producir, usar, tirar”, donde los recursos se consideran residuos después de su primer uso y la vida útil del producto acaba cuando el consumidor final se deshace del producto. En cambio, con el modelo circular, todo residuo es un recurso para un nuevo proceso, siendo retornado al sistema para ser utilizado cíclicamente, aumentando su productividad. Así, se evita el consumo de nuevos recursos, a la vez que la generación de residuos, y se posibilita un crecimiento económico e industrial desacoplado del consumo de nuevos recursos.

Este fue el concepto planteado por el project manager de la Ellen MacArthur Foundation, Mats Linder, que intervino en este encuentro, advirtiendo de que “tenemos una degradación irreversible de nuestro planeta” y que, por ejemplo, la economía sufre “pérdidas estructurales” a causa de la gran cantidad de residuos en vertedores o incineradoras. En cambio, el modelo circular “supondría un ahorro anual de 1,8 billones en la economía europea”, tal y como expuso el experto. Dicho esto, Linder aseguró que “el cambio es posible” e indicó que a nuestro favor “contamos con impresionantes tecnologías” que facilitan la creación de infraestructuras menos costosas y “entornos inteligentes”, así como “nuevos hábitos en los consumidores”, que cada vez demandan productos más sostenibles, como coches que consumen menos.

Sin embargo, el representante de Ellen MacArthur puso algunos ejemplos de cómo todavía quedan muchos hábitos que suponen un “gasto estructural”. Por ejemplo, “los coches europeos están aparcados más del 90% del tiempo”, en vez de recurrir a modelos de compartir vehículo. Linder, además, también expuso cómo “la economía circular va a suponer una oportunidad para las empresas que busquen su hueco en ella”. Además de las empresas, Linder hizo un llamamiento a las administraciones para que “los legisladores creen las condiciones necesarias”. De hecho, el conferenciante lamentó que “a veces las empresas tienen buenas ideas pero no pueden llevarlas a cabo por culpa de ciertas normativas”.

MESA REDONDA: EXPERIENCIAS REGIONALES

La jornada también contó con la experiencia de una serie de regiones europeas en la aplicación del modelo circular. Así, participó el director de la Agencia de Residuos de la Generalitat catalana, Josep Maria Tost, que apostó por un “crecimiento del concepto de calidad de vida”, respetando los recursos. Como él mismo lo definió, “un modelo de sentido común de la economía”. Tost también se refirió a la defensa del “ecodiseño”, que “garantice el ciclo de vida útil de los productos”, y a la “desmaterialización”, consistente en el “pago por uso” de los recursos. El representante de la Generalitat también se refirió al Plan puesto en marcha en Cataluña para “un 2025 sin residuos en vertederos o incineradoras”.

En la mesa también participó el gerente de Producción y Consumo Sostenibles de la Sociedad Pública de Gestión Ambiental (IHOBE) del Gobierno Vasco, Ander Elgorriaga, que lamentó el “bajo conocimiento empresarial” acerca del Life Cycle Thinking (enfoque hacia el “ciclo de vida”), así como la “incertidumbre” en el mercado. Según Elgorriaga, para fomentar la economía circular “lo importante es generar la demanda, y así las pymes actuarán”. Habló también de la iniciativa del Basque Ecodesign Center, que “busca fidelizar a las grandes empresas en ecodiseño” con el fin de que éstas, a su vez, se lo demanden a sus proveedores.

El coloquio se cerró con la intervención de la directora del Proyecto de Economía Circular de la región de Aquitania, Marie Christine Boutheau, que destacó la riqueza ambiental de su región, de 3,3 millones de habitantes y con “la mayor selva cultivada de Europa”. Respecto a las iniciativas llevadas a cabo, Boutheau expuso la creación de Recita, una plataforma digital “que pone en relación a las empresas” en un intercambio para “desarrollar sinergias” entre actores interesados en el fomento de la economía circular. El proyecto entrará en vigor oficialmente en febrero del próximo año.



Comenta el contenido
Tu opinión nos interesa Tu opinión nos interesa

Rellena el siguiente formulario para comentar este contenido.






(*) Campo obligatorio

Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

Lo más...
volver arriba
© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual