Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página HIBERUS | Google Plus Hemeroteca Edición impresa DN+ Tablet
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete
El Tiempo: Cargando...

La Hemeroteca
jornada bankia-dn

El modelo 'nespresso' y 'raynair' aplicado a Magnesitas Navarras

El consejero delegado de Magnesitas Navarras, Nicolás Gangutia, reconoció en su exposición las dificultades que tiene el negocio de la empresa que dirige

0
Actualizada 27/03/2014 a las 11:34
  • dn. pamplona
Magnesitas Navarras, con sede en Zubiri y minas en Eugi, se dedica a calcinar a partir del yacimiento de carbonato magnésico y obtener óxido de magnesio y CO2. "Y producimos más CO2 que óxido de magnesio". Así lo explicó Nicolás Gangutia, consejero delegado de la empresa, quien reconoció en su exposición durante la jornada de ayer las dificultades que tiene el negocio de la empresa que dirige.

Constituida en 1945, recordó que la empresa había vivido desde entonces varias crisis y que "sin el Gobierno de Navarra hoy no estaría la empresa en la Comunidad foral". Con una facturación de 70 millones de euros en 2013, 190 trabajadores, exporta el 85% y vende a más de 90 países.

Propiedad del grupo francés Roullier (60%) y el griego Grecian Magnesite (40%), cuenta con varios proyectos para continuar con su actividad, con nuevas minas en Zilbeti y Soria, y la ampliación de la de Azcárate.

El óxido de magnesio se utiliza para fines refractarios para acerías, para países industriales y en desarrollo. "Cuando un país se desarrolla, después de tener cubierta la alimentación, invierte en construcción con cemento y acero. Por eso se construyen acerías en todas las partes del mundo y eso lo hemos aprovechado", explicó el directivo.

También se utiliza para fertilizantes y para alimentación animal, además de para la industria química , papel, farmacéutica...

Gangutia durante su discurso señaló que el modelo que utiliza en la empresa es el de 'nespresso' y el de 'raynair'. El primero, porque fabrica un robot que aplica la masa refractaria. "Les damos la máquina y la cápsula la cobramos con nuestra magnesita", explicó. Y en relación al segundo modelo dijo: "Donde vamos quiero ser el más barato, dar el servicio mínimo e intentar derrumbar a la competencia".

Recordó que los entornos regulatorios no les favorecen y suponen un coste añadido. "Para abrir un yacimiento es necesario en España entre 6 y 7 años. En Navarra funciona muy bien", matizó en la jornada de internacionalización, delante del alcalde, Enrique Maya, que había asistido para clausurar el acto.



Comenta el contenido
Tu opinión nos interesa Tu opinión nos interesa

Rellena el siguiente formulario para comentar este contenido.






(*) Campo obligatorio

Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

volver arriba
© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual