Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página Hemeroteca Edición impresa
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete

La Hemeroteca
PELOTA

Unas plantillas para Oinatz

  • El pelotari tiene previsto acudir a Vitoria para buscar las causas de un problema atípico

0
Actualizada 22/12/2011 a las 01:03
  • L.GUINEA . PAMPLONA

No es normal que el segundo delantero de una empresa de pelota termine los últimos partidos con problemas musculares en las piernas. Es lo que le sucedió a Oinatz Bengoetxea en el homenaje a Beloki en el Labrit. Tuvo que abandonar la cancha cuatro veces con molestias en los gemelos. El domingo en el Astelena, el delantero de Leitza volvió a sentir molestias, esta vez en los cuádriceps. De nuevo se retiró al vestuario, le dieron masaje y pudo terminar el partido de Parejas. ¿Qué le pasa a las piernas de Oinatz?

"En los partidos duros siempre se me acaban cargando las piernas. No sé por qué pasa esto, supongo que es por el ritmo del partido, porque suelo correr mucho y al final las piernas terminan castigadas", explicaba ayer el delantero de Asegarce en el Labrit. "La sensación es que se van cargando poco a poco, el otro día me tuvieron que dar masaje".

En su empresa, Asegarce, le han dado la importancia relativa al asunto. "Es raro que un delantero referencia como es Oinatz no puede terminar los partidos así de justo, hay que ver por qué pasa eso", comentaba ayer Roberto García Ariño, intendente de Asegarce.

La forma de correr

El doctor Íñigo Simón, responsable médico de la empresa bilbaína, está al tanto de lo que sucede. En próximas fechas el delantero de Leitza pasará por Vitoria para hacerse unas plantillas con las que tratarán de acabar con los problemas musculares de Bengoetxea. Se da la circunstancia de que Oinatz tiene una forma particular de correr, apoya demasiado en las puntillas, de tal manera que toda la carga del esfuerzo recae en esa zona del pie.

Ese vicio postural en esfuerzos superiores a la hora de duración y con la intensidad de partidos de competición, tiene probabilidades de desembocar en problemas musculares en gemelos y cuádriceps.

"A priori no hay ninguna causa que resulte alarmante. Da la sensación que el origen del problema puede estar en la forma de correr que tiene, de puntillas, y eso se puede solucionar con unas plantillas correctoras", comentaba ayer el doctor Simón.

Según comentaban ayer los técnicos de Asegarce, Oinatz Bengoetxea es uno de los pelotaris que mejores valores dan en las pruebas físicas de velocidad y desplazamientos cortos.

Cuidar los protocolos

En la visita que Bengoetxea VI haga a Vitoria, los responsables médicos de la empresa tienen previsto también revisar todos los protocolos previos a los partidos y que son sobradamente conocidos por los deportistas: correcta higiene bucal (no existencia de caries o focos de infección), buena y equilibrada alimentación; hidratación previa a los partidos, con aporte especial de electrolitos, y durante la competición, así como los ejercicios posteriores de estiramientos.

En competiciones tan largas como el Parejas, de casi cinco meses de duración, los pequeños detalles también cuentan.




Comenta el contenido
Tu opinión nos interesa Tu opinión nos interesa

Rellena el siguiente formulario para comentar este contenido.






(*) Campo obligatorio

Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

Lo más...
volver arriba

© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Contenido exclusivo para suscriptores DN+
Navega sin publicidad por www.diariodenavarra.es
Suscríbete a DN+
Desde solo 0,27€ al día
Ya soy DN+
Continuar

Estimado lector,

Tu navegador tiene y eso afecta al correcto funcionamiento de la página web.

Por favor, para diariodenavarra.es

Si quieres navegar sin publicidad y disfrutar de toda nuestra oferta informativa y contenidos exclusivos, tenemos lo que buscas:

SUSCRÍBETE a DN+

Gracias por tu atención.
El equipo de Diario de Navarra