Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página Hemeroteca Edición impresa
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete

La Hemeroteca
MONTAÑISMO

Adiós a Ueli Steck, otro de los 'héroes del Annapurna'

El suizo Ueli Steck, quien acompañó en sus últimas horas a Iñaki Ochoa de Olza, falleció en la madrugada del sábado al domingo en el Nuptse

El alpinista suizo fallecido Ueli Steck.

El alpinista suizo fallecido Ueli Steck.

Efe
Actualizada 01/05/2017 a las 10:36

Sabía de las escasas opciones de éxito pero no lo dudó. Dejó de lado su propio proyecto alpinístico y, con unas botas que se intercambió por el camino con el ruso Alexei Bolotov y con el material más que justo para ascender a 7.400 metros -subía con calzado de treeking y un goretex ligero-, puso en peligro su vida por la de alguien a quien apenas conocía en un ascenso contrarreloj de 1.200 metros de desnivel y cerca de siete kilómetros de arista por una de las vertientes más peligrosas del Planeta: la cara sur del Annapurna (8.091m).

Ueli Steck, uno de los alpinistas que trataron de rescatar en mayo de 2008 al navarro Iñaki Ochoa de Olza cuando éste quedó atrapado por un problema físico a 7.400 metros en el Annapurna, falleció en la madrugada del sábado al domingo cuando aclimataba en solitario en el Nuptse (7.855m) para intentar, en las próximas semanas, unir en una travesía las cimas de Everest (8.848m) y Lhotse (8.516m).

Todo indica que el deportista de 40 años sufrió una caída cuando trataba de superar una zona rocosa a unos 7.200 metros. Carpintero de profesión y conocido como la Máquina suiza, era famoso por su alpinismo de vanguardia, sus ascensos en solitario (entre ellos la sur del Annapurna en 2013) y express (sobre todo en caras norte de los Alpes como en la del Eiger, Cervino, Grandes Jorasses). En 2015 subió un total de 82 cuatromiles de los Alpes en apenas 62 días

Un grupo de seis sherpas que se encontraban en el Campo II de la ruta que comparten Everest, Lhotse y Nuptse -y desde el que había partido el suizo- se percataron de la caída a unos 1.000 metros de distancia y acudieron en su rescate, sin poder hacer ya nada por él. Un helicóptero rescató y trasladó sus restos a la localidad nepalí de Lukla.

La desgraciada noticia sacudió al alpinismo mundial -del que Steck era uno de sus máximos referentes (llegó a ser galardonado con el Piolet de Oro, el máximo galardón en montaña, tanto en 2009 como en 2014)- pero, especialmente, a los aficionados navarros que no olvidan que, en mayo de 2008, lo dio todo por tratar de salvar la vida del pamplonés.

“Uno tiene que ser honesto. Iñaki estaba realmente mal. Lo normal es que les quedaran 24 horas de vida como mucho. Y, sabiéndolo, puedes decir: no hay manera de ayudarles. Y tomarte otra cerveza. Pero eso está mal. Tienes que subir y ver qué pasa. Ver qué puedes hacer. En esos momentos tienes que creer que puedes hacer algo. Si no crees en ello no haces nada y eso está mal. Tienes que hacer todo lo que puedas hasta el final, no parar antes”, recordaba Steck en la película-documental Pura Vida, que recogió las historias de los 14 alpinistas que formaron parte del dispositivo sin precedentes que se organizó de urgencia aquellos días por salvar al navarro y que fueron galardonados con la Medalla de Oro al Mérito Deportivo de Navarra (Steck, precisamente, fue uno de los ausentes en ese acto).

BOLOTOV MURIÓ MUY CERCA

Un grupo del que, en mayo de 2013, el ruso Bolotov -compañero de cordada de Ochoa de Olza y Colibasanu- también perdió la vida cerca de donde cayó Steck: tras pasar la Cascada del Khumbu -en la misma ruta del suizo- y a una cota cercana a los 5.600m.

Ueli Steck fue el único del grupo que llegó a estar con Ochoa de Olza además de Colibasanu y quien convenció -casi obligó- al rumano a dejar a su amigo y a descender para salvar su vida tras cuatro días a 7.400m. “Sólo me había encontrado con Iñaki una o dos veces en el Campo Base. Pero en cuanto me oyó al gritarle desde fuera de la tienda me contestó: ‘Oh, Ueli, el escalador suizo’. ‘Hola Ueli. Gracias por venir”, recordaba el suizo, sorprendido por el saludo que Ochoa de Olza le dio al llegar a la tienda en la que se encontraba postrado. Unas palabras que se recogen en el documental Pura Vida y en el libro Los catorce de Iñaki de Jorge Nagore (Saga Editorial, 2011). Steck acompañó, hidrató, calmó y administró medicamentos al navarro en sus últimas horas y, finalmente, fue quien le despidió en la montaña al no poder reanimarlo.

La despedida de Horia Colibasanu

En un escueto mensaje en su perfil de Facebook y acompañado por una foto reciente junto a Ueli Steck, el rumano Horia Colibasanu -a quien el suizo relevó en 2008 en los cuidados a Iñaki Ochoa de Olza- se despidió. “Es muy duro decir esto ahora. Éste es un recuerdo muy preciado. Mi última y agradable charla con Ueli. Adiós amigo Ueli Steck. Siempre serás una inspiración para mí”, indicaba Horia, quien en unos días intentará subir el Everest por la cara norte.

Ferrán Latorre y Javier Camacho, en el mismo Campo Base

Se da la casualidad que Ueli Steck compartía Base con el catalán Ferrán Latorre -con quien coincidió horas antes de la caída en el campo II y que busca el Everest- y con el vecino de Pamplona Javier Camacho, que irá al Lhotse. Además, el rumano Horia Colibasanu se encuentra también en el Everest, aunque en la vertiente contraria ya que intentará subir la cara norte.

Kilian Jornet, desde el Cho Oyu y antes de intentar próximamente el récord de ascenso del Everest, dijo: “Gracias Ueli por ser un referente del alpinismo y una fuente constante de inspiración. Cada salida contigo era un aprendizaje para seguir mejorando junto a un amante de la montaña. Todo nuestro apoyo a su familia y amigos”.


Comentarios
Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

Lo más...
volver arriba

© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Contenido exclusivo para suscriptores DN+
Navega sin publicidad por www.diariodenavarra.es
Suscríbete a DN+
Desde solo 0,27€ al día
Ya soy DN+
Continuar

Estimado lector,

Tu navegador tiene y eso afecta al correcto funcionamiento de la página web.

Por favor, para diariodenavarra.es

Si quieres navegar sin publicidad y disfrutar de toda nuestra oferta informativa y contenidos exclusivos, tenemos lo que buscas:

SUSCRÍBETE a DN+

Gracias por tu atención.
El equipo de Diario de Navarra