Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página HIBERUS | Google Plus Hemeroteca Edición impresa DN+ Tablet
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete
El Tiempo: Cargando...

La Hemeroteca
FÚTBOL NAVARRO

Juan Castillo, el futbolista que volvió a jugar tras un accidente

  • Este joven de la Rochapea, que sufrió un grave accidente de coche en 2011, ha retornado este año a jugar a fútbol, lo hace en el equipo de su barrio que colidera el GI de Preferente

Juan Castillo se dispone a golpear un balón.

Juan Castillo se dispone a golpear un balón.

Juan Castillo se dispone a golpear un balón.

CEDIDA
0
Actualizada 05/11/2015 a las 13:28
  • FERMÍN ASTRÁIN. PAMPLONA
Un equipo de barrio, el Club Deportivo Rotxapea, lidera el GI de Regional Preferente esta temporada con 18 puntos de 24 posibles y sin haber perdido un solo encuentro hasta la fecha. Lo hace junto al Etxarri, que posee prácticamente los mismos números, apenas un gol más de diferencia.

Este club formado en 1997 con el objetivo de dar cabida a los niños del barrio que querían jugar a fútbol, ha ido creciendo de manera sorprendente hasta este momento. Lo que comenzó como una actividad de tiempo libre dentro de la federación Batean formada por voluntarios, ha tomado una dimensión de club en toda regla en el que se hace una selección entre los chicos del barrio de la Rochapea para entrar a jugar en Fútbol 8. “Todo empezó como una acción social en el barrio, pero ahora somos competitivos en todas las categorías”, indicó Miguel Izurdiaga, vicepresidente del club.

“La verdad es que este año la Preferente es un grupo muy igualado y cualquiera puede ganar a cualquiera. Hemos reforzado al equipo después del ascenso, hemos empezado bien y creo que hay equipo para pelear por el ascenso. Todo ello con 80% de jugadores del barrio”, añadió Miguel Izurdiaga.

Uno de esos jugadores del barrio, y uno de los más destacados en estas ocho primeras jornadas, es Juan Castillo. Ha anotado cinco goles en ocho partidos, suyos fueron los dos primeros tantos de este pasado fin de semana en Lakuntza en la victoria de la Rotxapea sobre el Lagun Artea, y atraviesa por uno de los momentos más dulces después de una época bastante complicada. El 24 de septiembre de 2011 sufría un grave accidente de coche cuando jugaba en Tercera División en el Iruña, con tan sólo 20 años. “Dejé el fútbol apartado, no me planteé volver a jugar, la verdad. Los médicos me lo pusieron tan negro, por la vértebra y por el brazo, que sólo pensaba en poder trabajar y en poco más. Sólo quería calma y quietud”, comentó. Sin embargo, cuatro años después de aquel gran susto, Juan Castillo es uno de los líderes de este proyecto del Rotxapea. “Cuando me comentaron el proyecto de jugar con el equipo del barrio y con gente del barrio, me animé. Y la verdad es que ahora estoy muy a gusto y muy contento jugando aquí. Ahora sólo pienso en intentar subir al equipo lo más arriba posible. Lo demás lo tengo todo olvidado”, añadió el joven jugador.

Siendo un chaval, Juan Castillo decidió abandonar Lezama, donde jugaba en las categorías inferiores del Athletic, para volver a Pamplona. Echaba de menos a la familia, a los amigos… “Tenía todo aquí y decidí volver. Entonces me vine abajo”, indicó. Posteriormente, el grave accidente que le obligó a abandonar el fútbol. “No puedes hacer nada en esos momentos, te ves tan limitado que justo puedes salir de casa. Piensas en tirar la toalla, en dejarlo todo, en ir a trabajar y poco más. Lo pasé muy mal, pero poco a poco vas saliendo de todo y ahora estoy muy contento”, expresó. Ahora vive su tercera gran oportunidad con el fútbol, en la que se encuentra completamente volcado. “La verdad es que no pensaba estar así de bien. Al final, he estado dos años enteros sin hacer nada y me ha costado mucho ponerme bien físicamente. Estoy con muchas ganas e ilusión. Hay muy buen ambiente en el vestuario, la gente está muy comprometida y da gusto bajar a entrenar. Hemos conseguido hacer una piña increíble y hay hasta demasiado buen rollo. Somos como una gran cuadrilla, desde el entrenador hasta el delegado”, confesó.

A pesar de que el CD Rotxapea está al frente de la tabla cerca de cumplirse el primer tercio de la temporada, Juan Castillo no quiere confiarse y tiene un discurso humilde. “No veo factible el estar arriba. Hay que pelear mucho cada partido y ser constantes. Tenemos que jugar cada encuentro como si fuera una final. Si te relajas, entonces no conseguiremos nada”, indicó Castillo.

Ahora, Juan Castillo se encuentra en un buen momento de forma y seguramente esto no pase desapercibido para equipos de mayor categoría. Aunque él sólo piensa en rojiblanco, los colores del CD Rotxapea. “No pienso en dejar el club, sólo pienso en dejarlo hacerlo lo mejor posible aquí y en seguir jugando con los amigos. Todos remamos hacia el mismo objetivo. Ahora no me planteo nada más. Es un reto muy chulo el intentar dejar al equipo del barrio lo más arriba posible”, concluyó el atacante pamplonés.



Comenta el contenido
Tu opinión nos interesa Tu opinión nos interesa

Rellena el siguiente formulario para comentar este contenido.






(*) Campo obligatorio

Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

volver arriba
© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual