Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página HIBERUS | Google Plus Hemeroteca Edición impresa DN+ Tablet
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete
El Tiempo: Cargando...

La Hemeroteca
PEÑA SPORT-IZARRA | SÁBADO, 16:45 HORAS

Ruiz (Peña Sport) y Amatriain (Izarra) auguran un partido igualado

  • A pesar de que el Izarra es cuarto y de que la Peña Sport es colista, los dos técnicos coinciden en que las diferencias pueden ser mínimas el sábado a partir de las 16.45 horas

David Ruiz, técnico de la Peña Sport.

David Ruiz, técnico de la Peña Sport.

David Ruiz, técnico de la Peña Sport.

ALBERTO GALDONA
0
Actualizada 23/10/2015 a las 22:47
  • FERMÍN ASTRÁIN. PAMPLONA.
A horas de que comience el segundo derbi navarro de la temporada en Segunda B, tanto David Ruiz como Sergio Amatriain se mostraron con ganas de que llegue el duelo. Unos, los locales, buscarán un revulsivo. “La idea es que sea un punto de inflexión, creo que es un buen partido para ello. Tenemos muchas ganas de que llegue el partido y de conseguir una victoria”, comentó David Ruiz. Otros, los visitantes, desean continuar en la extraordinaria dinámica que llevan. “El equipo está bien, está muy concentrado, trabajan mucho los once jugadores, estamos bien atrás… es un bloque sólido y no destaca ningún jugador sobre el resto. Tenemos que seguir en esta línea”, indicó Sergio Amatriain.

Ambos destacaron a sus rivales y demostraron conocerse bien entre sí. El caso del técnico del Izarra Sergio Amatriain con más motivo, después de prácticamente toda una vida deportiva dedicada al conjunto de Tafalla. “Va a ser un partido bonito para mí, especial. Allí pasé unos años muy a gusto tanto como jugador como de entrenador. La verdad es que este partido viene un poco marcado por la situación de ambos equipos en la tabla”, comentó.

“El Izarra tiene dos maneras muy claras de jugar –aseguró David Ruiz, entrenador de la Peña Sport-. Fuera de casa sí que es el estilo que le gusta a Sergio (Amatriain). Intentar combinar desde atrás, abrir mucho el campo y presionar arriba para robar lo más cerca del área rival. En casa tienen muy claro también cómo tienen que jugar, están muy adaptados a ese campo y juegan de otra forma. Conociendo a Sergio como lo conozco, no vendrá a especular ni a esperarnos. Aunque a ellos un empate les vendría muy bien, van a salir a ganar desde el principio”, aseguró el preparador de la Peña Sport, que fue compañero de Amatriain en Tercera y en Segunda B con el equipo tafallés.

Por su parte, Sergio Amatriain quiso resaltar las virtudes peñstas. “Al principio de temporada daba la sensación de que tenían un medio del campo muy hecho para la categoría, con experiencia. Y atrás también es un equipo serio, fuerte, sólido… un equipo muy difícil de batir. Sí que es verdad que parecía que le faltaba algo de desborde arriba. Lo que pasa es que ha tenido bajas puntuales muy importantes”, aseveró el preparador del Izarra.
Disputar la posesión
Estos dos equipos tienen un estilo muy definido y, siempre que pueden, intentan salir con el cuero jugado desde atrás para intentar hacer daño al rival. “Yo creo que si mi equipo está como tiene que estar, se le puede meter mano. Nuestro principal problema somos nosotros. Tenemos que intentar hacer las cosas bien, salir más hacia adelante y tener la bola”, indicó Ruiz. Mientras que Amatriain analizó más allá. “Seguramente ellos quieran tmabién llevar la iniciativa del partido. Es un equipo bien preparado en el plano ofensivo. Lo está intentando y en ocasiones los está haciendo muy bien con las dificultades que hay en Segunda B. Su estilo es jugar bien y lo intentarán. Pero no tenemos que fijarnos en la posesión del balón, sino en qué se hace con el balón. Para qué te sirve tenerlo. Por ejemplo, nosotros en casa somos los que menos posesión tenemos y fuera de casa intentamos elaborar algo más porque es difícil llegar con un juego más directo. La clave estará en quien tenga más acierto arriba”, argumentó.

David Ruiz ha tenido trabajo esta semana para intentar levantar el ánimo después del partido de la semana pasada ante el Celta B. Ruiz quiere que sus pupilos recuperen la confianza en sí mismos y que no tengan complejos. “No estamos haciendo malos partidos en general, salvo el de Astorga. Hemos conseguido competir en la mayor parte de los partidos. Tenemos que corregir errores individuales e intentar tener más paciencia con el balón. La situación en la que estamos no nos da confianza y tenemos miedo de jugar el balón. En eso hemos trabajado toda la semana sobre todo, en el aspecto psicológico. Es verdad que hasta ahora el equipo ha salido al campo más asustado, metido atrás, pensando más en no encajar que en otra cosa. Cuando nos meten gol, entonces da gusto ver jugar al equipo. Mañana tenemos que jugar así desde el minuto 0 y con el 0-0”, lamentó David Ruiz.

El entrenador del Izarra quiso dejar algo bien claro. Su equipo está cuarto clasificado, pero no puede sacar pecho de nada. Sólo se han disputado nueve puntos. “Hemos sacado, en un cuarto de liga, un tercio de los puntos. Pero todavía queda mucho camino por recorrer. Ellos necesitan los puntos, pero nosotros también. No sé quién tiene más necesidad. Ahora estamos bien, pero quién sabe dentro de dos meses cómo vamos a estar”, aseguró.

Partido igualado, como buen derbi

En algo coinciden los dos, en que el partido será muy igualado. A priori, en un encuentro así en el que ambas plantillas se conocen bien, las diferencias son mínimas y las fuerzas se igualan. “Creo que en un partido así no hay diferencias. No se va a notar quién va cuarto ni quién va último. Estoy convencido de que mi equipo puede sacar algo a pesar de las diferencias en la clasificación”, comentó el técnico local.

Algo parecido a lo que comentó el técnico del Izarra: “Realmente, cuando salgamos al campo va a ser un partido igualado. Luego todo puede dar muchas vueltas, pero esa es la idea de partido que tengo en la cabeza. Está claro que la diferencia está en el estado psicológico. Yo creo que, si hay un gol, la reacción no va a ser la misma la nuestra que la de ellos. Si encajan ellos el gol, les costará asimilarlo, mientras si lo recibimos nosotros nos afectará menos”, finalizó.

Por último, Amatriain demuestra seguir teniendo un hueco privilegiado para la Peña Sport en su corazón, aunque mañana tendrá que dejar los sentimientos a un lado. “A los simpatizantes de la Peña Sport no nos gusta verle ahí abajo, pero ya sabíamos la dificultad que tenía estar este año en Segunda B. No sorprende del todo la situación en la que está, lo que sí sorprende es la cantidad de goles que lleva encajados. Tienen que tener tranquilidad”, pidió.

Obviamente, en sus respectivos pronósticos para el resultado final, ambos apostaron por la victoria de su equipo. Y prácticamente coincidieron con los resultados ofrecidos por sus presidentes un día antes. David Ruiz apostó por el mismo que Cabrero, por un 2-0 para los locales. Por su parte, Amatriain fue algo menos optimista que Canela y pronosticó un 1-2 en vez de un 1-3.



Comenta el contenido
Tu opinión nos interesa Tu opinión nos interesa

Rellena el siguiente formulario para comentar este contenido.






(*) Campo obligatorio

Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

Noticias relacionadas
volver arriba
© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual