Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página Hemeroteca Edición impresa
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete

La Hemeroteca
Política

PSOE y Podemos ahondan su brecha con la moción de censura contra Rajoy

Javier Fernández, presidente de la gestora socialista, acusa a Iglesias de pretender "regresar como salvador a la escena del crimen"

El presidente de la Comisión Gestora del PSOE, Javier Fernández.

El presidente de la Comisión Gestora del PSOE, Javier Fernández.

EFE
Actualizada 03/05/2017 a las 19:25
  • Colpisa. Madrid

Si quedaba alguna posibilidad de que PSOE y Podemos se entendieran, la moción de censura contra Rajoy se ha encargado de enterrarla. El presidente de la gestora socialista dejó claro en una carta a Pablo Iglesias que en su partido están hartos de la política de "apariencias" que a su entender practica y se ahorró reiterar las razones por las que el PSOE no va apoyar la moción contra el presidente del Gobierno porque "si todavía no lo has entendido creo que va a ser inútil" volverlas a explicar. El líder de Podemos vaticinó que la negativa será un bumerán para la dirección del PSOE porque los militantes no comparten la negativa a desbancar a Mariano Rajoy y la "juzgarán".

Javier Fernández respondió a la carta de Iglesias del pasado lunes con una petición de colaboración en la moción de censura sin diplomacia y sin los habituales circunloquios en la correspondencia entre partidos. La única amabilidad es el "estimado Pablo" que encabeza el texto, después acusa a Iglesias de pretender "regresar como salvador a la escena del crimen" con una moción de censura contra Rajoy innecesaria si Podemos hubiera respaldado en su momento la investidura de Pedro Sánchez. Reprocha al líder de Podemos que haga de "la política un juego de apariencias" en vez de buscar acuerdos consistentes "que exigirían una relación más fluida y más sincera" entre ambas formaciones. Ello, añade Fernández, redundaría en "el bien de nuestra patria", término que empleó Iglesias en su escrito, aunque el presidente de la gestora socialista precisa que prefiere apelar a la "ciudadanía".

Un ejemplo de ese "juego de apariencias" es, a su juicio, la propia carta que le envió Iglesias cuando el líder de Podemos ya estaba informado por el portavoz de la gestora, Mario Jiménez, de la negativa y de los motivos por los que el PSOE considera inadecuada la moción de censura. Fernández no lo dice de su puño y letra, pero en su partido no hay dudas que otra muestra de esa política para la galería para dañar al PSOE es la concentración convocada por Podemos en la Puerta del Sol de Madrid la víspera de las primarias socialistas del 21 de mayo.

EXCUSAS

Iglesias negó la mayor y rechazó que su iniciativa pretenda condicionar las primarias socialistas. "Esto -subrayó- no va del PSOE, esto va de España". Advirtió, no obstante, a los gestores de ese partido que son libres de no sumarse a la moción, pero "sus militantes y sus votantes juzgarán" esa negativa porque demostrará que solo buscan "excusas" para que Rajoy siga en la Moncloa. El líder de Podemos ha acuñado la teoría de la triple alianza de PP, PSOE y Ciudadanos para que nada cambie, y el rechazo a la censura es, según su visión, la demostración palmaria de esa colaboración. Iglesias ya vaticinó en octubre pasado que en esta legislatura veríamos "garrotazos de día" entre esos tres partidos "y acuerdos estratégicos por la noche", y cree que lo que ocurre ahora confirma su augurio.

Iglesias y la dirección de Podemos están convencidos de que existe un divorcio entre la dirección de los socialistas y los militantes respecto a la censura porque las bases la apoyan. A falta de estudios que confirmen esa hipótesis, los tres candidatos en las primarias coinciden en rara unanimidad rechazando el movimiento de Podemos. Pero el secretario de Organización de Podemos, Pablo Echenique, lanzó un reto para salir de dudas, que el PSOE pregunte a sus afiliados qué piensan de la moción de censura. "A lo mejor -aventuró- se encuentran con una sorpresa".

A pesar de la orfandad de apoyos, Podemos está decidido a seguir adelante con su moción. La presentarán este mismo mes aunque todavía no han anunciado quién será su candidato a la Presidencia del Gobierno. En esa búsqueda de respaldos, Iglesias abrió con los dos diputados de EH Bildu la ronda de contactos con las fuerzas políticas. "Ha ido bien", fue su escueta valoración, mientras que Marian Beitialarrangoitia condicionó su apoyo a que el programa alternativo que debe acompañar a la moción "respete los derechos políticos y sociales de los vascos".


Comentarios
Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

Lo más...
volver arriba

© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Contenido exclusivo DN+
VER EL CONTENIDO COMPLETO
Ya soy DN+
Continuar

Estimado lector,

Tu navegador tiene y eso afecta al correcto funcionamiento de la página web.

Por favor, para diariodenavarra.es

Si quieres navegar sin publicidad y disfrutar de toda nuestra oferta informativa y contenidos exclusivos, tenemos lo que buscas:

SUSCRÍBETE a DN+

Gracias por tu atención.
El equipo de Diario de Navarra