Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página Hemeroteca Edición impresa
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete

La Hemeroteca
Pactos de Gobierno

Sánchez pide a Iglesias que, si no le apoya, opte al menos por la abstención

El secretario general del PSOE advierte de que ir a nuevas elecciones es regalar a Rajoy y al Partido Popular una segunda oportunidad.

Sánchez pide a Iglesias que, si no le apoya, opte al menos por la abstención

El lider del PSOE, Pedro Sánchez, junto a la líder de Podemos, Teresa Rodriguez, vestida de flamenca este miércoles en una caseta de la Feria de Abril de Sevilla.

EFE
Actualizada 13/04/2016 a las 20:40
  • COLPISA. MADRID
"Siento haberme explicado mal, yo no imploro ni suplico -se matizó este miércoles Pedro Sánchez- ; lo que digo es que cada cual tiene que cumplir sus responsabilidades". Un día después de haber lanzado una llamada casi desesperada al líder de Podemos para que reconsidere su negativa a intentar un acuerdo a tres bandas junto a Ciudadanos, el secretario general del PSOE argumentó que el "mandato" que recibió Pablo Iglesias de sus votantes fue "poner fin al Gobierno de Mariano Rajoy". Y le exigió que si no quiere tomar un papel activo, al menos no sea un obstáculo para "el cambio".

El líder de los socialistas recuperó así el que ha sido el discurso oficial de su partido desde el pasado viernes cuando, en un nuevo golpe de efecto, y solo doce horas después de haber entregado al PSOE y Ciudadanos un documento de 20 propuestas que ambos se comprometieron a analizar (aunque en el caso de los de Rivera fuera con escepticismo), Iglesias dinamitó sus planes para formar Gobierno con el anuncio de una pregunta rupturista a sus bases. "No es momento de ofertas y contraofertas", dijo tajante Sánchez en Telecinco.

En realidad, había sido él mismo quien el martes había dado la impresión contraria, en la reunión del grupo parlamentario socialista. No sólo porque dijo que le gustaría que Podemos le explicara cuáles de las 200 medidas de su acuerdo con Ciudadanos le resultan inasumibles para que juntos traten de impulsar el resto, sino porque, con una dramática apelación a "esta hora límite", aseguró que si Iglesias reconsideraba su 'no', él se comprometía a nombrar un Gobierno "transversal, representativo y plural".

"Lo único que le pido es que deje que empiece la legislatura -reformuló este miércoles, apuntando a algunas de las propuestas más sociales de su acuerdo con Albert Rivera-; que deje a algunos que queremos gobernar que gobernemos".

En realidad, la abstención de Podemos que ahora reclama Sánchez -una opción que, por cierto, el nuevo partido de la izquierda no ofrecerá en el referéndum a sus bases- tampoco bastaría por sí misma para permitirle llegar a la Moncloa. Sería necesario que PSOE y Ciudadanos sumaran al menos el 'sí' de PNV, Coalición Canaria, Compromís e IU, es decir 143 escaños, para contrarrestar los votos en contra de PP y los independentistas de ERC, Convergencia y Bildu, que suman 142. Eso, salvo que también alguno de estos otros partidos se abstuviera.

'VÍA 199'

La 'vía 143' fue, precisamente, la que Sánchez ensayó ya el 4 de marzo en su investidura fallida, de la que salió con solo 131 'síes'. Tras ese primer fracaso, los socialistas centraron sus esfuerzos en un acuerdo de lo que llaman "las tres fuerzas del cambio" que, juntas, suman 199 diputados. Pero los recelos entre sus dos eventuales socios, antagónicos en política económica y territorial, lo hicieron imposible. El PSOE culpa en exclusiva a Podemos. Lo cierto es que Ciudadanos siempre ha tenido la vista puesta en intentar atraer al PP. Y en ello sigue, aunque su estrategia se haya demostrado vana.

Ni los populares van a mover ficha hasta que, el próximo lunes, se conozca el poco imprevisible resultado de la consulta de Podemos a sus bases, un ejercicio retórico; ni los socialistas se apean de su 'no' a un pacto. Parafraseando a Pablo Iglesias, que el sábado dijo que el PSOE pretendía hacerle elegir entre Guatemala y Guatepeor, Sánchez argumentó que en realidad "lo malo es que continúe Rajoy y lo peor que se repitan las elecciones", entre otras cosas, porque unos nuevos comicios pueden favorecer a los populares y dejarles en bandeja el Gobierno.

"Del PP nos separan su corrupción y sus políticas; necesitamos cambiar", insistió tras recordar su apuesta por recuperar la universalidad de la sanidad o algunos derechos laborales. "Le digo a Iglesias que el tiempo de dar vueltas se acabó. Tiene que decidir un Gobierno del cambio o elecciones, y cuando tome esa decisión -advirtió-, que piense en sus votantes".

Comentarios
Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

Lo más...
volver arriba

© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Contenido exclusivo para suscriptores DN+
Navega sin publicidad por www.diariodenavarra.es
Suscríbete a DN+
Desde solo 0,27€ al día
Ya soy DN+
Continuar

Estimado lector,

Tu navegador tiene y eso afecta al correcto funcionamiento de la página web.

Por favor, para diariodenavarra.es

Si quieres navegar sin publicidad y disfrutar de toda nuestra oferta informativa y contenidos exclusivos, tenemos lo que buscas:

SUSCRÍBETE a DN+

Gracias por tu atención.
El equipo de Diario de Navarra