Fú y fá bajo el agua

No, no vengo esta semana acordándome de los anuncios del desodorante aquél que era todo frescor salvaje, ni de ningún maestro de artes marciales de nombre Kung. Lo que ocurre es que tras el partido contra el Granada se me ha quedado el cuerpo tibio, templado, que ni lo uno ni lo otro o, para que me entendáis, como aquello de ni contigo ni sin ti. Vamos, que si alguno de los dos equipos llega a marcar con la misma, y viendo los 93 minutos que nos tragamos entre chorro y chorro de agua, fijo que le da al otro por empatar. Y Santas Pascuas plim…

¡Cu-cú! Tras. Lillo y Sebas parecen desaparecer bajo la cortina de agua. ¿Ganamos?¿Perdemos?¡Empatamos. LOZANO

¡Cu-cú! Tras. Lillo y Sebas parecen desaparecer bajo la cortina de agua. ¿Ganamos?¿Perdemos?¡Empatamos. LOZANO

No sé si es momento para que salten las alarmas o no. La verdad es que llevamos cuatro empates consecutivos, a 1 con el Zaragoza en La Romareda, a 2 con el Barça en Pamplona, y sin goles en Tenerife y esta vez contra los nazaríes. Que vale, que sigue el Canillas como portero menos goleado y se suma, que sólo hemos perdido un partido y fue contra la Cultural jornadas ha, pero no sé, me falla algo. Me falta juego, ocasiones, peligro, sensación de superioridad… Me falta aquello que hemos llegado a tener y que nos llevó a lo más alto de la tabla.

La Segunda es así de perra, como una amante que te deja cuando más la quieres o que se acerca cuando la odias. Es larga, es jorobada, es sufrida, es poco agradecida y hasta el final todo va a ser así. Ojalá hiciéramos una semejante al Levante o al Betis, de tener 10 jornadas con el ascenso logrado para disfrutar, pero me da que, viendo cómo se está asando la tostada, éste va a ser el Padrenuestro de cada domingo. O cada viernes, sábado, lunes… Lucha y pelea hasta el último suspiro para sumar, detalles de estrategia para ganar o empatar. Seguridad atrás, es la base.

Ni fú ni fa, sino todo lo contrario que decía Cariñena, mi profesor de Gimnasia, mal denominada Educación Física, en la ya extinta EGB. Osasuna salió como siempre, a marcar, en un encuentro que dejó pocas ocasiones. Un gol anulado a Oier tras un despeje de Varas en la mejor jugada del primer tiempo. Un remate de Torró que se fue fuera por poco, un par de paradas del meta visitante. Pero el Granada también avisaba lo suyo, sobre todo por medio de Machís, en estado de gracia, que a Dios gracias se fue sin mojar de Pamplona.

Es lo que tiene esto del fútbol. Cuando no se puede ganar hay que intentar no perder. En Tenerife hicimos méritos para hacernos acreedores de la segunda derrota de la campaña, y se empató. Ayer nos podían haber cosido con alguna contra, pero no lo hicieron y aguantamos. Llegamos a la cifra del Dúo Sacapuntas, a esos 22 puntos que nos dejan a uno del liderato, a 10 del descenso y todo ello en la jornada 12+1, por no mentar a la mala suerte. Y otro partido sin Fran Mérida que salvamos de aquella manera, ya que se le echa de menos. ¿Será eso lo que me falta?

Me falta gol, pese al gran trabajo de los tres de arriba, pese al empeño de los centros de Torres, de Clerc y de Lillo, pese a la brega de un desfondado Fausto Tienza, pese a la solvencia y seguridad de Aridane y del bicentenario Oier. Me falta esa guinda que cierre el partido y nos haga pensar en el siguiente embate. Y ese faltar lleva prolongándose durante las cuatro últimas jornadas. ¿Nos preocupamos? Estamos a un punto del liderato, no es el momento. Pero…

Ni fú ni fá. Ya estamos pensando en el siguiente partido, contra el Córdoba en tierras andaluzas, el viernes que viene. Último sin mi homónimo Mérida. ¿Será eso? Puede que sí, puede que no. La verdad es que estamos ante un Osasuna que se está tornando gallego, dubitativo, te quiero pero te odio. A lo mejor gano, a lo mejor pierdo. Ergo empato. Pero empatito a empatito se van sumando un saco de puntos considerable. No sé si tendrá que jugar Kung Fú o tendremos que ducharnos con gel Fá. Sólo sé que yo, Osasuna, no puedo estar contigo… Ni sin tí.

¡Hasta la muerte, Forofillo hasta la muerte!

 

Comentarios (1)

Comentar »

 
  • Miguelito
    5/11/2017 | 22:58

    Hace mucho, mucho tiempo, una chica por la que bebía los vientos me dijo, que le recordaba a un actor pero que no recordaba el nombre, yo halagado, le dí varias opciones, Richard Gere, Gary Cooper, etc. no, es español dijo ella y volví a la carga, Antonio Banderas, Imanol Arias etc. y tampoco, cuando por fin se acordó dijo: Gabino Diego. Pues bien, hoy Osasuna no me a recordado al Milán de Sacchi, ni al Barca de Guardiola no, más bien al Polideportivo Ejido.

     
     
     
  • Deja tu comentario
     
     
     

    *