No hay dos sin tres

La tan manida expresión que solemos utilizar invariablemente para aspectos positivos o negativos me sirve esta semana para aplaudir, hasta con las orejas, a la tercera victoria consecutiva de este nuevo Osasuna. Sí, tercera. Una en Copa y dos, también seguidas, en la más que estrenada LaLiga 1, 2 y 3. Pues eso. Haciendo honor y caso al nombre de la competición, los rojillos se han apuntado a la obediencia y han brindado la tercera victoria al respetable. Un respetable, dicho sea de paso, que no veía ganar este año al equipo en Pamplona, así que la alegría es plena.

Aridane volvió a mostrarse casi intratable en la defensa. Pese a la calva del gol rival, el Pelocho pinta bien. JESÚS CASO

Aridane volvió a mostrarse casi intratable en la defensa. Pese a la calva del gol rival, el Pelocho pinta bien. JESÚS CASO

Osasuna gana al Albacete y pasa de ronda en la Copa. Osasuna vence y medio golea al Rayo Vallecano en Madrid. Osasuna remonta, por primera vez en la temporada, a un ordenado y rocoso Almería y hace bueno el dicho de no hay dos sin tres. Y todo ello demostrando algo que es muy difícil a alturas tan tempranas de la campaña: oficio. Porque la estrategia de Diego Martínez de tirar de secretismo en los entrenamientos, a puerta cerrada y con candado, apurando incluso contraespionaje, va dando los frutos deseados.

Otro dicho muy común de estos lares es “por favor, dejen trabajar a los recortadores“. Vale, el escenario es más bien taurino, en Sanfermines. Pero nos viene que ni al pelo. Y es que si Diego es el jefe y el que se supone que entiende, pues habrá que dejarle trabajar. ¿Qué es eso de dudar sobre el equipo que pone desde el minuto uno?¿Que Arzura jugó bien y Fran Mérida es un poco minga fría?¿Que es mejor David Rodríguez arriba y Xisco para el final?¡Quita, quita! Sabrá esta panda de aficionadillos lo que es esto del fútbol…

Como no hay dos sin tres, vamos a por el tercer refrán. Y es que Osasuna se apuntó a la táctica desconocida de nadar contracorriente. En este equipo tan multifaceta, los protagonistas del balón quisieron probar la táctica de empezar perdiendo para recuperar el terreno perdido y acabar victoriosos. Algo nuevo pero para lo que también parece estar preparado nuestro equipo. Se estrenaron contra un rival de entidad, el Almería, y en el escenario más favorable, El Sadar. Todo ello tras la salida de galgo que nos dejaron…

Que para el minuto 5, René, portero rival, tenía las manoplas más calientes que el brasero de la casa Stark. Torró a punto estuvo de anotar de cabeza, en la jugada posterior a un centro envenenado que se estrellaba sobre su larguero. Pero esa salida de gaseosa propició la pérdida de gas y el equilibrio en el juego. Y este Almería, si también tiene algo, es oficio. Que por ahí andan perros viejos con pocos años como Morcillo, Pablo Caballero o Verza. Y eso parecía bastarle a los andaluces para mojarnos la cabeza…

Eso me refiero al orden. Apañaditos, aguantando el arreón inicial y con mucho orden. Y en una contra, una jugada tonta, un centro desde la izquierda que se pasea hasta la derecha y termina en un chut defectuoso se convierte en la asistencia de la jornada para que se adelanten en el marcador. René con las manoplas calientes. Sergio Herrera con los guantes fríos. ¿Se acerca el invierno? No para este Osasuna…

Porque el segundo tiempo nos enseñó que estos chicos tienen ganas, tienen peligro, tienen intención y tienen oficio. Y si, además, les añades que tienen entrenador, asunto resuelto. Se va calentando poco a poco el cocido hasta que en un chispazo Fran Mérida corta por el centro, tira dos amagos de cadera para meter el cuero a la frontal. Quique González recibe de espaldas, orienta el balón hacia el centro y encara el marco para soltar un zurriagazo, porque eso es lo que soltó, un zurriagazo, que se cuela por la escuadra derecha de René y pone el empate en el marcador. Podríamos decir que nadie es profeta en su tierra por marcar a su exequipo, pero a nosotros nos van a hablar de la maldición del exrojillo…

Con un estadio en el que casi no cabía un alfiler, no podíamos vender la piel del oso antes de cazarlo ni dar el brazo a torcer. Como no hay enemigo pequeño, y el Almería no mengua, el trabajo es lo que hace al hombre honrado. Tocaba ponerse el mono. Tocaba pico y pala, correr al ataque y cerrar en defensa. La cosa pintaba bien, pero no podíamos cantar victoria antes de tiempo ni dar el brazo a torcer. Los rojillos trataban de no dar puntada sin hilo. Y cuando todo lo intentado parecía no dar fruto, un centro de Quique desde la izquierda sobrepasó a un defensa, sobrepasó a otro, despistó al meta, pegó en un tercer rival y Sebas Coris fue el más listo de la clase.

Si no terminamos el partido colgados del larguero, no somos Osasuna. Pese a que no hubo peligro real, pese a que el equipo sabe estirar las líneas, abrir el campo y obligar a los rivales a correr tras la pelota cuando van por detrás en el marcador. Esta vez la soga no apareció en casa del ahorcado y Osasuna se dejó de refranes. Esta vez hubo tres con dos, tercera victoria consecutiva, primera en Pamplona, y asomamos la cabeza por arriba. Esta vez sí hubo alegría, otra más, y vamos acostumbrándonos. Ahora toca la visita a Reus que, ojo, puede acabar en derrota. O en empate. Quién sabe, igual con victoria. Porque puestos a mentar dichos, podemos agarrarnos al que no hay tres sin cuatro… O cuatro sin cinco. ¿Y cinco sin…?

Y no quiero terminar esta semana sin acordarme de la tía Mari. Si hace cinco años nos dejaba Domingo, un osasunista sin par y gran aficionado a esto del fútbol, esta semana ha querido la triste casualidad y el fatal destino que su esposa, su compañera de viaje, haya subido al cielo o a donde diablos vayamos cuando se nos apaga la luz para hacer compañía a su marido. Allá donde estés, tía Mari, dale un abrazo muy fuerte, dile a Domingo que seguimos aquí y, de paso, que este Osasuna tiene buena pinta. De momento, ya ha ganado en Pamplona y sólo llevamos cinco jornadas…

¡Hasta la muerte, Forofillo hasta la muerte!

 

Comentarios (1)

Comentar »

 
  • Miguelito
    17/09/2017 | 17:17

    Tras los primeros 4 partidos oficiales, en los que el equipo estuvo ni fu, ni fa, sino más bien “fui”, han llegado éstos 2 últimos, en los que se aprecia una importante mejoría y poco a poco se va viendo que tenemos mata, para hacer una buena tortilla de patatas 🍟.

     
     
     
  • Deja tu comentario
     
     
     

    *