Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página Hemeroteca Edición impresa
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete

La Hemeroteca
    Navarra

Tres pilotos del Ejército del Aire mueren al chocar dos Mirage F1 durante un ejercicio en Albacete

Los tres fallecidos son el capitán Jerónimo José Carbonell, el capitán Fernando Negrete Usón, y el teniente Roberto Carlos Álvarez Cubillas

Actualizada Martes, 20 de enero de 2009 - 21:49 h.
  • AGENCIAS. Albacete/Madrid

Tres pilotos del Ejército del Aire, fallecieron hoy en un accidente de dos cazas militares que realizaban prácticas de vuelo ordinarias al sur de Albacete cerca de la base aérea de Los Llanos, donde se ubica el Ala 14, según ha confirmado el ministerio de defensa. El jefe del Estado Mayor del Ejército del Aire, José Jiménez Ruiz, explicó que tras este siniestro ya se ha puesto en marcha una comisión de investigación para determinar las causas del siniestro, ya que, según Jiménez Ruiz, los fallecidos tenian horas de vuelo y "suficiente experiencia".

Los tres fallecidos son el capitán Jerónimo José Carbonell, natural de Murcia, casado y de 29 años; el capitán Fernando Negrete Usón, zaragozano de 33 año, también casado y con dos hijos; y el teniente Roberto Carlos Álvarez Cubillas, alumno del curso de pilotos de Mirage F-1. Soltero, de 29 años y nacido en León. Al parecer, uno de los cazas siniestrados era de doble mando, por lo que viajaban dos pilotos (Negrete y Álvarez) mientras que el segundo era tripulado por un sólo militar (Carbonell). Desde Defensa aseguran que perdieron el contacto radárico con los aviones a las 10.15 horas y activaron el protocolo de búsqueda y salvamento del Ejército del Aire y de la Guardia Civil.

En torno a las 10.45 horas se localizaron los restos de uno de los aviones Mirage F-1, que apareció en la finca del Guijoso en el término municipal de Ossa de Montiel. En él se encontraba el cuerpo sin vida del piloto. Poco después de las 11.00 horas se encontraron los restos del segundo aparato siniestrado y los cadáveres de los dos pilotos que viajaban en el mismo, en el término municipal de El Bonillo, justo a 3 kilómetros del otro aparato. De hecho, el alcalde de este municipio, Juan Gil, que se acercó a la zona del accidente, señaló que los vecinos de la zona vieron chocar los cazas y que los restos quedaron esparcidos "en un radio de dos kilómetros".

También la ministra de defensa, Carme Chacón, junto al presidente de la Junta de Castilla-La Mancha, José María Barreda, se desplazaron hasta la base aérea de Los Llanos en donde les esperaban el jefe del Estado Mayor del Aire. Allí, ambos transmitieron personalmente su pésame a los compañeros de las víctimas así como a los familiares.

Durante su estancia en Albacete, Chacón confirmó que el departamento que dirige ha enviado ya un equipo de la Comisión Técnica de Investigación de Accidentes de Aeronaves Militares (CITAAM) al lugar de la colisión para determinar las causas del siniestro. La CITAAM es el órgano encargado de analizar todos los siniestros de aviones y helicópteros operados por las Fuerzas Armadas españolas en territorio nacional y en el extranjero. En este sentido, el juez ya ordenó esta mañana los levantamientos de cadáver para que los forenses les realicen las correspondientes autopsias, que posteriormente formarán parte del informe de la CITAAM.

Malas condiciones meteorológicas

Según una información de RTVE, recogida por otr/press y que cita fuentes de Defensa, las malas condiciones meteorológicas de Albacete han podido influir en este siniestro No obstante, según el jefe del Estado Mayor del Ejército del Aire señaló que los fallecidos tenían horas de vuelo y "suficiente experiencia" como para salir airosos de un problema de este tipo.

Estas aeronaves fueron empleadas por el Ejército español durante el año 2005 en los Países Bálticos realizando misiones de policía aérea, bajo los auspicios de la OTAN. En los últimos 25 años 13 militares fallecieron en accidentes en estas aeronaves.

Combo de las fotografías de los tres pilotos fallecidos en el accidente de dos aviones de combate Mirage F-1, ocurrido hoy en la localidad de Osa de Montiel (Albacete). El teniente Roberto Carlos Alvarez Cubillas (izda.), piloto de la 59 promoción de la Academia General del Aire y alumno del curso de pilotos de Mirage F-1: el capitán Fernando Negrete Usón (centro), piloto de la 52 promoción de la Academia General del Aire; y el capitán Jerónimo José Carbonell Rodríguez (dcha.), piloto de la 56 promoción de la Academia General del Aire.


Comentarios
Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Continuar

Estimado lector,

Tu navegador tiene y eso afecta al correcto funcionamiento de la página web.

Por favor, para diariodenavarra.es

Si quieres navegar con muy poca publicidad y disfrutar de toda nuestra oferta informativa y contenidos exclusivos, tenemos lo que buscas:

SUSCRÍBETE a DN+

Gracias por tu atención.
El equipo de Diario de Navarra