Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página Hemeroteca Edición impresa Boletines
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete

La Hemeroteca
    Navarra
SEVILLA - OSASUNA

La espina de Camacho

En Sevilla hay sectores que todavía le recuerdan como el culpable de aquel fracaso, con Monchi y Jiménez en la plantilla

Actualizada Sábado, 3 de enero de 2009 - 04:00 h.
  • FERNANDO CIORDIA . PAMPLONA

Camacho tiene una espina clavada en su trayectoria como entrenador que responde al nombre de Sevilla. Mañana (19.00 La Sexta), el entrenador de Osasuna volverá al Sánchez Pizjuán, el estadio donde hace doce años pasó el amargo trago de la única destitución de su carrera. Ese curso, el Sevilla terminaría descendiendo a Segunda División, un hecho que se recuerda ahora en Nervión al tratarse como uno de los episodios más negros de su historia.

El de Cieza había triunfado en el Espanyol y llegó al Pizjuán en la campaña 96-97 con José María González de Caldas en la presidencia. Estaban a sus órdenes el actual director deportivo hispalense, el ex portero Monchi, y el actual técnico, Manolo Jiménez.

Fue cesado al término de la jornada 18, después de caer en casa por 2-3 frente a la Real Sociedad, que remontó el marcador en los diez minutos finales. "Con otro entrenador en el banquillo, el Sevilla no hubiera perdido", señaló Camacho tras el partido. Puso el cargo a disposición del club. Al día siguiente, dejó de ser el entrenador. Fue sustituido por Bilardo, que se marchó cuatro jornadas después. Julián Rubio acabó la campaña del desastre.

La afición hispalense no le perdonó aquel arranque de Liga ya que la campaña siguiente, en su regreso como técnico del Espanyol y en la víspera de jugar contra el Betis, un grupo de radicales sevillistas le incordió en los alrededores el hotel con cacerolas. El Sevilla estaba en Segunda.

Camacho no ha regresado al estadio de Nervión desde su negra etapa en el Sevilla. Aparte de aquella visita con el Espanyol al Betis, dirigió un par de veces a la selección española en La Cartuja.

La muesca en su trayectoria es evidente, pero el murciano extrae una lectura positiva de su andadura en el club andaluz. "Aquella fue una etapa bonita en la que empezamos con mucha ilusión. Luego, la cosa no acabó muy bien. Estuve media temporada y después, el equipo acabó descendido, pero tengo muy buenos recuerdos y conservo buenos amigos", ha señalado esta semana Camacho a la prensa sevillana.

Con la conciencia tranquila

Aquel proyecto con Prosinecki, Almeyda y Bebeto ilusionó al sevillismo, pero los problemas no sólo eran deportivos. "Era un proyecto agradable. Está claro que fuimos para una cosa y luego se torció, pero económicamente y en otros aspectos en el Sevilla no había las estructuras idóneas. No salió bien, pero yo estuve media temporada", justificaba.

Es una incógnita cómo le recibirá mañana el Sánchez Pizjuán. "Yo con ellos (los aficionados) nunca tuve nada. Era una etapa en la que había una situación de crispación general y la verdad es que se quejaban por todo lo que pasaba en el club. Pero yo normal, igual que nuestra afición nos anima a nosotros".

Se habla en Sevilla de que existen corrientes de opinión que afirman que José Antonio Camacho fue uno de los máximos culpables de aquel descenso. "Yo lo acepto todo, pero no estuve toda la temporada, estuve media Liga. También bajaron unos años después y ya no estaba como entrenador. El fútbol es muy amplio y hay que aceptarlo todo".

Camacho no ha querido echar más leña al fuego sobre los últimos Sevilla-Osasuna. "Yo aquí (en Pamplona) no he oído nada anormal. Todo el mundo está mentalizado en lo que nos espera en enero. Yo no tengo ningún pique con nadie y de lo que ha ocurrido en el pasado no sé nada".

"


Comentarios
Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Continuar

Estimado lector,

Tu navegador tiene y eso afecta al correcto funcionamiento de la página web.

Por favor, para diariodenavarra.es

Si quieres navegar con muy poca publicidad y disfrutar de toda nuestra oferta informativa y contenidos exclusivos, tenemos lo que buscas:

SUSCRÍBETE a DN+

Gracias por tu atención.
El equipo de Diario de Navarra