Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página Hemeroteca Edición impresa
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete

La Hemeroteca
    Navarra
CULTURA Y SOCIEDAD

Joan Bautista Humet pierde la batalla con el cáncer a los 58 años

El cantautor, que firmó canciones como "Clara" o "Que no soy yo", fue una voz emblemática de los años 70 y 80

Actualizada Martes, 2 de diciembre de 2008 - 04:00 h.
  • EFE. VALENCIA .

Nunca fue un cantautor político, pero las canciones de Joan Baptista Humet, fallecido el domingo por la noche a consecuencia de un cáncer de estómago, pusieron música a los años de la transición, con éxitos como Que no soy yo, Terciopelo y, sobre todo, su famosa Clara.

Humet, cantautor catalán con estilo propio, fue una voz emblemática en la música de los setenta y los ochenta, y sus composiciones lo desvincularon de la canción de autor clásica, aunque siempre se sintió seducido por la "cançó catalana".

A tan sólo quince días de que cantautores como Joan Manuel Serrat, Lluis Llach, María del Mar Bonet, Víctor Manuel o Ana Belén, entre otros, le rindieran un homenaje en Cataluña, el cantautor Joan Baptista Humet falleció anoche, a los 58 años de edad, al no superar la enfermedad que padecía.

Joan Bapitsta Humet nació el 4 de enero de 1950 en Navarrés, un pueblo agrícola de Valencia, en el seno de una familia numerosa de diez hermanos, y pasó parte de su infancia y juventud en Tarrasa (Barcelona), donde su padre era industrial de tejidos.

Su fascinación por la música empezó de niño. Su abuelo, el tío Batisté, había formado la banda musical de su pueblo natal y fue él quien le enseñó los primeros acordes de guitarra. Tras sus estudios primarios, se matriculó en la Escuela Superior de Arquitectura de Barcelona, carrera que abandonó por la música, en la que debutó en 1968 junto a Joan Manuel Serrat en un teatro de Tarrasa.

Seducido por la llamada cançó catalana, conoció también a Lluís Llach, para quien hizo de telonero durante dos años actuando en festivales de toda España.

Publicó su primer elepé: Fulls en 1973, el mismo año que pasó el servicio militar en Palma de Mallorca, donde conoció a su primera mujer, Loli. Después llegaron siete álbumes más: Diálogos (1977); Aires de cemento (1978); Fins que el silenci ve (1979); Hay que vivir (1980), el primero grabado fuera de España, en Londres; Amor de aficionado (1982); Sólo soy un ser humano (1984); y, veinte años después, Sólo bajé a comprar tabaco (2004), además de los recopilatorios con su nombre de 2001 y 2002.

Durante sus dos décadas de silencio creó una compañía especializada en formación para empresas y, a pesar de que no siempre tuvo claro que habría regresos esporádicos a la música, montó la discográfica Validance, con la que editó en 2004 su último trabajo.


Comentarios
Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Continuar

Estimado lector,

Tu navegador tiene y eso afecta al correcto funcionamiento de la página web.

Por favor, para diariodenavarra.es

Si quieres navegar con muy poca publicidad y disfrutar de toda nuestra oferta informativa y contenidos exclusivos, tenemos lo que buscas:

SUSCRÍBETE a DN+

Gracias por tu atención.
El equipo de Diario de Navarra