Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página Hemeroteca Edición impresa Boletines
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete

La Hemeroteca
    Navarra
TERRORISMO

Bombay trata de recuperar la vida mormal mientras los ciudadanos piden seguridad

Cada vez parece más evidente que alguno de los terroristas estuvo alojado en el lujoso hotel unos días antes

Actualizada Lunes, 1 de diciembre de 2008 - 04:00 h.
  • AGUS MORALES . EFE. BOMBAY

Bombay, bella ciudad portuaria y centro financiero de la India, trata de volver a la normalidad tras la masacre terrorista que se inició la noche del pasado miércoles y que ya ha costado el cargo al ministro del Interior, Shivraj Patil.

Los comercios de la turística zona situada en torno al lujoso hotel Taj, uno de los epicentros del atentado, empezaban ayer a abrir sus puertas, aunque la afluencia era menor de la habitual.

Incluso en el bar Leopold, otro de los recintos atacados, su dueño se atrevió a levantar las persianas durante unos momentos por la mañana, aunque durante el resto del día permaneció cerrado, con velas y flores en su fachada en recuerdo de las víctimas.

"Teníamos que abrirlo a toda costa. Tenemos que enseñar a los terroristas que hemos ganado nosotros y no ellos", dijo el propietario del café, Farzad Jehani.

"Estamos indignados pero no asustados", declaró sobre los atentados el presidente de Tata, Ratan Tata, propietario del Taj.

Alojados en el hotel

Tata señaló que los terroristas, que acabaron en una serie de ataques coordinados con la vida de 183 personas y causaron heridas a unas 300, "parecían conocer el hotel y haber planeado sus movimientos muy bien".

Esto confirmaría la hipótesis de que los terroristas se alojaron en una de las habitaciones antes de los atentados. El subjefe de operaciones especiales de la Policía, Amar Jadhav, explicó que diez terroristas que llegaron en barcas neumáticas atacaron dos hoteles de lujo, el centro judío Nariman, un hospital y la estación de trenes Victoria divididos en cuatro grupos. Nueve de los terroristas fueron abatidos por las fuerzas de seguridad y uno fue detenido.

El sentir de los ciudadanos es que se podría haber hecho algo más para evitar los atentados. "La gente está enfadada y asustada. Es el ataque más terrible que ha sufrido esta ciudad", comentaba el dueño de un pequeño establecimiento, Kamal Punjabi.

La dinámica urbe ha sido en anteriores ocasiones un blanco para los terroristas, con otro tipo de atentados.


Comentarios
Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

Noticias relacionadas

© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Continuar

Estimado lector,

Tu navegador tiene y eso afecta al correcto funcionamiento de la página web.

Por favor, para diariodenavarra.es

Si quieres navegar con muy poca publicidad y disfrutar de toda nuestra oferta informativa y contenidos exclusivos, tenemos lo que buscas:

SUSCRÍBETE a DN+

Gracias por tu atención.
El equipo de Diario de Navarra