Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página Hemeroteca Edición impresa
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete

La Hemeroteca
    Navarra
LAS ELECCIONES EN EE UU | OBAMA

El sueño de reconciliación

El primer presidente negro o el más mayor en el cargo. El político desconocido convertido en celebridad o el héroe de guerra. El mensaje de esperanza o el de patriotismo, honor y resistencia. Dos personalidades para liderar la primera potencia del mundo

Actualizada Miércoles, 5 de noviembre de 2008 - 04:00 h.
  • TERESA BOUZA . EFE. WASHINGTON

BARACK Hussein Obama, un político desconocido hace ocho años, dice a menudo que el suyo arrancó como un viaje incierto al que pocos habrían augurado un final feliz.

Su historia es, como él bien dice, "poco convencional". Nacido en 1961 en Hawai, es hijo de Stanley Ann Dunham, una antropóloga de Kansas, y Barack Obama Senior, un economista keniano educado en Harvard, ambos ya fallecidos.

Sus padres se separaron cuando él tenía dos años y sólo vería a Barack senior una vez más.

Su madre se casó con Lolo Soetoro-Ng, un ciudadano de Indonesia, donde Obama pasó varios años antes de regresar a Hawai a los diez años para vivir con sus abuelos maternos, y tener acceso así a una mejor educación. Ese ir y venir lo equiparó, a su juicio, con las herramientas necesarias para tender puentes y forjar alianzas.

Bautizado como "la gran esperanza blanca", por encarnar el sueño de reconciliación en un país con profundas divisiones raciales, Obama ganó relevancia política en la convención nacional del Partido Demócrata de 2004.

Fue allí donde pronunció el discurso en el que instó a cerrar las heridas raciales abiertas en el país. "No hay un EE UU blanco y un EE UU negro, sino los Estados Unidos de América", sentenció entonces.

Mensaje unificador

Además de conciliatorio y unificador, el mensaje del joven senador por Illinois fue también un mensaje de esperanza, ingredientes que impregnan desde entonces su retórica.

Según proclama, su esperanza es "la de los esclavos entonando cánticos de libertad frente a la lumbre, la de los inmigrantes que emprenden rumbo a costas lejanas" y, como no, la de Barack, "un niño delgaducho" de padre negro y madre blanca que confió en que en EE UU también había un lugar para él.

Su adolescencia en Hawai estuvo marcada no solo por una destacada trayectoria escolar, sino también por años de rebeldía y escarceos con las drogas.

A esa época le siguió una selecta formación en las universidades de Columbia y Harvard, la etapa como profesor y defensor de los derechos civiles en Chicago, su elección como senador estatal y su desembarco en 2004 en el Senado norteamericano.

Ayudado por su carisma, Obama se ganó la popularidad de una estrella de rock, que sus rivales utilizaron para presentarlo como una simple "celebridad" con mucha labia y escasa preparación para los desafíos del poder.


Comentarios
Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Continuar

Estimado lector,

Tu navegador tiene y eso afecta al correcto funcionamiento de la página web.

Por favor, para diariodenavarra.es

Si quieres navegar con muy poca publicidad y disfrutar de toda nuestra oferta informativa y contenidos exclusivos, tenemos lo que buscas:

SUSCRÍBETE a DN+

Gracias por tu atención.
El equipo de Diario de Navarra