Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página Hemeroteca Edición impresa
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete

La Hemeroteca
    Navarra
CULTURA Y SOCIEDAD

Pamplona, campo de batalla entre vampiros

Actualizada Domingo, 2 de noviembre de 2008 - 04:00 h.
  • ASIER SOLANA . PAMPLONA

OCHENTA jóvenes eligieron la pasada noche del viernes, la de Halloween, para simular disfrazados una guerra vampírica por la conquista de Pamplona, en un rol en vivo(ReV) organizado por la asociación de ocio alternativo Alter Paradox.

Desde las once de la noche hasta las cuatro de la madrugada, los jugadores se enfrentaron divididos en dos bandos diferentes: los Setregios, una alianza de hechiceros , y La Rueca, los vampiros que intentaban salvar Pamplona de los primeros ayudados por tres brujas humanas, misión que cumplieron al final. El rol en vivo se basaba en un juego de rol internacionalmente conocido llamado Vampiro: La Mascarada, que trata de representar una época actual en la que estos muertos vivientes, divididos en trece clanes, tratan de pasar desapercibidos entre los humanos y otros seres sobrenaturales, como magos, brujas y hombres lobo.

Caracterizados según sus propios personajes, los participantes simularon "una guerra vampírica entre facciones ficticias con reglas de juego para los elementos políticos, militares y sociales", según explicaba Francisco Javier Caballo Guerrero, de 26 años, organizador de la actividad. Reglas que consisten en sacar al azar una carta de un palo de la baraja española: cuanto mayor fuera el número, más probabilidades de ganar, dependiendo del poder del propio personaje. Durante estos enfrentamientos con cartas el respeto es primordial y está prohibido el contacto físico a menos que haya permiso de la otra persona, norma que se aplica especialmente a la representación de las escenas de combate.

Unas escenas que vivieron todos los jugadores, como Ana Pastor González, estudiante de periodismo de 20 años. "El líder de mi clan, los tremere, ha muerto en un combate, y he tenido que ocupar su lugar, lo cual ha sido complicado porque no me sentía con la experiencia de juego suficiente", comentaba después de la partida de rol en vivo.

Justo la experiencia contraria de Javier García Cuevas, pamplonés de 17 años que estudia en el IES Navarro Villoslada. "Mi personaje, Haral Haardrade, es un vampiro del norte, vikingo, que ha terminado como príncipe de la ciudad, el jefe absoluto de este entorno. Participé en años anteriores, y por determinadas acciones erróneas que cometió, hoy tenía que limpiar la maldad de su interior, que casi le ha consumido", relató al final del rol en vivo.

Junto a él, su consejero Tom Amiano, interpretado por Eduardo Lázaro Martínez, de 33 años y vecino de Rentería, Guipúzcoa. "He venido expresamente para jugar la partida. Pertenezco a Atlas, una asociación de Rentería, y a lo largo de los años se ha establecido una buena relación. Nos da gusto ver cómo los de Alter Paradox mueven el tema, esto es una buena forma de que la gente entre al tema del ocio alternativo", opinó.

El fin de una saga

La partida del viernes noche fue la última parte de una historia que comenzó en el año 2005, tal y como explicaba Javier Caballo: "Ya había jugado experiencias similares antes, y pensé que podríamos hacer aquí algo con cierto brillo. De hecho, el rol en vivo de 2005 marcó, de algún modo, el comienzo de la asociación. Empezamos con treinta jugadores y este año hemos tenido 73". Las otra siete personas involucradas hasta llegar a ochenta eran los directores de juego, o masters, encargados de establecer el sistema de reglas y proporcionar la ambientación. Nada es casual, tampoco la noche elegida, según Caballo: "Halloween tiene una gran simbología, no sólo en la tradición anglosajona sino también en la cristiana, que relaciona esta fecha con el culto a los muertos. ¿Qué día más propicio para una guerra vampírica?".

Pero la guerra terminó la noche de Halloween, tras cuatro años, y el sabor que le queda a Caballo es agridulce: "Se acaba, y hay sensación de pérdida tras cuatro años, pero mucha gente ha madurado junto a sus personajes".


Comentarios
Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Continuar

Estimado lector,

Tu navegador tiene y eso afecta al correcto funcionamiento de la página web.

Por favor, para diariodenavarra.es

Si quieres navegar con muy poca publicidad y disfrutar de toda nuestra oferta informativa y contenidos exclusivos, tenemos lo que buscas:

SUSCRÍBETE a DN+

Gracias por tu atención.
El equipo de Diario de Navarra