Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página Hemeroteca Edición impresa
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete

La Hemeroteca
    Navarra
TERRORISMO

ETA ordenó al comando navarro dispersar sus atentados para demostrar fortaleza

La intención de la banda terrorista era reeditar el "comando Elurra", desmantelado el pasado enero en Lesaka

Actualizada Jueves, 30 de octubre de 2008 - 04:00 h.
  • MELCHOR SÁIZ-PARDO . COLPISA. MADRID. .

La dirección militar de ETA había ordenado al comando Nafarroa desarticulado el martes que comenzase su campaña con ataques contra objetivos cercanos para tratar cuanto antes de dispersar geográficamente los atentados para demostrar la supuesta fortaleza de la banda. Los cuatro inexpertos activistas detenidos en Pamplona y Valencia habían recibido de los talleres de ETA en Francia los más avanzados ingenios de los expertos de la organización para llevar a cabo esta frustrada campaña.

Según mandos de la lucha antiterrorista, la intención de ETA era reeditar el comando Elurra, desmantelado a principios de año en Lesaka y que mantuvo en jaque a las fuerzas de Seguridad desde 2005 hasta su caída. Ese grupo comenzó su actividad con atentados fáciles en Navarra y luego dio el salto a la T-4.

Aurken Sola Campillo, Xabier Rey Urmeneta, Sergio Boada Espoz y Araitz Amatriain Jiménez tenían las mismas instrucciones. y sí habían comenzado a realizar seguimientos para atentar en Navarra contra políticos socialistas y regionalistas, miembros de las fuerzas de Seguridad y empresarios, entre otros posibles objetivos. «Se trataba de un comando autónomo con autorización para escoger los objetivos dependiendo de la oportunidad», relata la investigación.

Este frustrado comando tenía como misión abrir un segundo frente en apoyo al comando Vizcaya, que desde hace meses protagoniza casi en solitario la ofensiva terrorista. Para ello, la dirección de ETA había entregado al grupo hace menos de un mes material de tecnología punta. Entre los efectos incautados en Pamplona, había dos temporizadores con capacidad para programar explosiones con hasta un año de antelación. Unos artilugios que ETA apenas había usado. Además, los policías se incautaron de un temporizador-iniciador de fabricación casera para activar bombas lapa que sirve para evitar los habituales fallos en este tipo de artefactos. Los expertos ven detrás de estos artilugios las manos de los nuevos responsables del "aparato técnico" de ETA, Tomás Elgorriaga Kuntze o Eneko Gogeaskoetxea Arronategi.

La sofisticación de los aparatos entregados al comando contrasta con la inexperiencia de los detenidos. Aunque las fuerzas de Seguridad están convencidas de que al menos uno de los terroristas participó en un acelerado cursillo para fabricar bombas en Francia, lo cierto es que en poder del comando se han encontrado instrucciones muy básicas. En los manuales en euskera incautados, los expertos etarras se ven en la obligación de recordar a sus comandos que para activar los temporizadores de un año hay que poner pilas «nuevas y sin utilizar» y que para que la bomba funcione es indispensable «introducir los detonadores en el explosivo».


Comentarios
Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Continuar

Estimado lector,

Tu navegador tiene y eso afecta al correcto funcionamiento de la página web.

Por favor, para diariodenavarra.es

Si quieres navegar con muy poca publicidad y disfrutar de toda nuestra oferta informativa y contenidos exclusivos, tenemos lo que buscas:

SUSCRÍBETE a DN+

Gracias por tu atención.
El equipo de Diario de Navarra