Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página Hemeroteca Edición impresa
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete

La Hemeroteca
    Navarra
INTERNACIONAL

De carcelero de las FARC a héroe

Isaza, que perdió su ojo izquierdo hace cuatro años en un choque con el Ejército, recibió ayer asistencia sanitaria por primera vez

Actualizada Martes, 28 de octubre de 2008 - 04:00 h.
  • COLPISA. BOGOTÁ

WILSON Bueno Largo, alias Isaías o Isaza, quiere rehacer su vida después de diez años de militancia en las FARC, donde era el cabecilla de los departamentos colombianos de Chocó y Risaralda. Ahora es un traidor para la guerrilla después de escapar de la selva con uno de los rehenes más cotizados, el congresista Óscar Tulio Lizcano.

El político de 62 años agradeció ayer Isaza su "gesto humanitario, ante todo se compadeció de mí". El joven de 28 años estaba encargado de su custodia desde mayo, pero la presión militar, el mal estado de salud y la recompensa millonaria lo convencieron para proponer a su prisionero la arriesgada huida.

Lizcano explicó que el guerrillero "tomó la decisión y me dijo: viejo, yo lo voy a sacar, porque usted se nos va a morir acá".

Después fueron tres días de angustia. "Salimos si no estoy mal a las nueve de la noche, en los bellos ríos y caños que tenía Chocó, caminábamos todas las noches y nos escondíamos durante el día. Isaza llevaba una granada y un fusil, no dormimos durante 72 horas y siempre estuvimos preocupados, en el día nos escondíamos, siempre mantuvimos la preocupación del acecho".

Cuando llegaron a un reten militar, el guerrillero llevara apoyado en el hombro al rehén. Su estado era tan lamentable que los soldados lo tomaron por un borracho. Tuvo que identificarse varias veces para que le creyeran. "Soy Lizcano, soy Lizcano".

Después fue el ex congresista quien tuvo miedo. Una recaída en su estado de salud hizo que le metieran en una ambulancia: "¿Estoy en una ambulancia? ¿No me miente?", le preguntó al enfermero José Luis Pérez, que lo transportó a la Clínica Fundación Valle del Lili, en el sur de Cali.

Wilson Bueno, que hace cuatro años perdió su ojo izquierdo durante un enfrentamiento con el Ejército, también recibió atención médica por primera vez.

Un motivo que impulsó al guerrillero a tomar la decisión es su relación sentimental con otra ex guerrillera, conocida como alias Yurani, quien desertó hace cuatro meses y se entregó al Ejército para acogerse a los beneficios otorgados por el Gobierno colombiano para quienes dejen las armas.

El presidente colombiano, Álvaro Uribe, ordenó dar todas las atenciones al guerrillero, así como facilitarle un encuentro con su familia y también con Yurani.

Uribe le ofreció asimismo una recompensa y la posibilidad de viajar, junto a su compañera, a Francia, donde podrían iniciar una nueva vida en libertad.


Comentarios
Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Continuar

Estimado lector,

Tu navegador tiene y eso afecta al correcto funcionamiento de la página web.

Por favor, para diariodenavarra.es

Si quieres navegar con muy poca publicidad y disfrutar de toda nuestra oferta informativa y contenidos exclusivos, tenemos lo que buscas:

SUSCRÍBETE a DN+

Gracias por tu atención.
El equipo de Diario de Navarra