Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página Hemeroteca Edición impresa
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete

La Hemeroteca
    Navarra
PELOTA

Un gran sábado para Olazabal

El de Areso irá de la boda de su hermana al partido contra Koka

Actualizada Sábado, 25 de octubre de 2008 - 04:00 h.
  • L.GUINEA . PAMPLONA

Para Mikel Olazabal el Cuatro y Medio es, de momento, una fiesta. Debutó dando la campanada del torneo con su victoria ante el campeón, Oinatz Bengoetxea. Esta tarde intentará subir un segundo peldaño y sacar el billete para cuartos, lo hará en el Labrit contra Juantxo Koka en un sábado intenso, especial, bonito.

Mikel Olazabal va a tener un sábado que nunca olvidará. Por la mañana vivirá la boda de su hermana, Jaione, en Areso. De la iglesia se irá rápidamente a casa acompañado por su novia, Leyre. Comerá, cogerá la bolsa, y de allí al Labrit, donde a eso de las seis de la tarde jugará contra Juantxo Koka. Será un partido diferente. El segundo como profesional en el Labrit, la primera vez que puede llegar a cuartos, y no contará con su botillero habitual, porque su padre estará en la boda en Areso. Jokin Etxaniz se sentará en la silla de la contracancha.

No tendrá Olazabal el dinero a su favor, al revés. Se cantarán posturas de 1.000 a 300 o incluso inferiores por Koka. "La campanada está muy bien, pero la veteranía sigue siendo un grado", dice un corredor.

Koka, un mal rival

El compromiso no va a resultar sencillo para el delantero de Areso. Juantxo Koka está curtido en mil batallas, sabe manejar el tempo de sus rivales y cuenta con un amplio abanico de recursos con los que contrarrestar el juego del navarro.

Quizá Koka no tenga el golpe o la solidez de otros pelotaris, pero saca petróleo de su técnica; en especial el dos paredes o la dejada, con la que descentra y rompe al contrario. Contra Berasaluce IX dejó muy buena impresión en la cancha. De todas formas, el guipuzcoano anunció el miércoles en la elección que va a ir a un partido largo contra el joven delantero de Aspe.

Olazabal ya enseñó en Tolosa su tarjeta de presentación. Le ahogó y neutralizó a Oinatz Bengoetxea sacando con idea, dirección y buscando rápidamente el remate, no le dejó pensar ni hacer su juego. Mediado el partido sufrió en los desplazamientos laterales más por cansancio que por otra cosa. El reto para el de Areso está ahí, se llama Koka.


Comentarios
Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Continuar

Estimado lector,

Tu navegador tiene y eso afecta al correcto funcionamiento de la página web.

Por favor, para diariodenavarra.es

Si quieres navegar con muy poca publicidad y disfrutar de toda nuestra oferta informativa y contenidos exclusivos, tenemos lo que buscas:

SUSCRÍBETE a DN+

Gracias por tu atención.
El equipo de Diario de Navarra