.

.
.



Comienza en Pamplona el I Congreso Internacional Jorge Oteiza

- Cerca de 200 expertos estudiarán durante los próximos cuatro días la "complejidad y riqueza" del escultor de Orio

- Hoy se cumplen 100 años del nacimiento del artista

AGENCIAS. Pamplona Martes, 21 de octubre de 2008 - 13:49 h.

Un total de 180 expertos, investigadores e interesados en la figura y en la obra del artista Jorge Oteiza han comenzado hoy, fecha en la que se cumple el centenario de su nacimiento, a analizar su "complejidad y riqueza" en el I Congreso Internacional que sobre él se celebra en Pamplona. Se trata del congreso "Oteiza y la crisis de la modernidad" que durante los próximos cuatro días abordará la creación y el pensamiento de Oteiza desde diversos puntos de vista, desde la "interdisciplinariedad e internacionalidad", ha señalado en el acto de inauguración en nombre del Comité Científico del Congreso Adelina Moya.

La ponente y profesora de Historia del Arte en la Facultad de Bellas Artes de Bilbao, ha advertido de que con esta iniciativa se busca la separación de la fascinación que provoca Jorge Oteiza "para intentar hacer algo diferente. No volver a repetirnos en sus palabras, pero al mismo tiempo encontrar enfoques sobre su obra y pensamiento que aporten nuevas cuestiones", ha explicado.

Por su parte, Gregorio Díaz Ereño, director del Museo Jorge Oteiza, ubicado en la localidad navarra de Alzuza y que guarda y gestiona el legado a Navarra del artista oriotarra, ha reconocido que la iniciativa tiene la intención de "abrir una ventana al horizonte inabarcable del universo oteiciano".

"Sabiduría, afán de conocer, adentrarse en lo insondable del conocimiento: esas fueron sin duda algunas de las claves que presidieron el impulso latente en la vida de este gran creador", ha indicado el experto.

También Camino Oslé, vicerrectora de la Universidad Pública de Navarra, centro que mantiene una cátedra sobre el artista, ha definido a Oteiza como "un personaje complejo y rico que fue tocado con el privilegio de la creación artística", y que "además, nos pensó: Pensó en su tiempo, en los problemas identitarios, en el hecho religioso, en la arquitectura y en un largo etcétera" que han marcado también su legado.

En el acto de inauguración ha estado presente el consejero de Cultura del Gobierno de Navarra, Juan Ramón Corpas, quien ha valorado el "sereno y profundo" trabajo de investigación sobre el artista llevado a cabo en los últimos años, que hace que "cada vez estemos más cerca del conocimiento del trabajo de un artista tan poliédrico y profundo".

El primero de los ponentes ha sido el profesor de Filosofía en la Universidad de Salerno y de Teología política en la Universidad Vita-Salute San Raffaele de Milán Vincenzo Vitiello, quien en declaraciones a los periodistas ha señalado que a su entender la primera fase de Oteiza "es la más interesante" porque conlleva "una experiencia de lo sagrado, que es totalmente originaria, terrestre, porque es antes de la separación entre cielo y tierra".

"Posteriormente, a través de la influencia de Malévich y Mondrian, Oteiza llevó a cabo un trabajo que se llamó desocupación, en el que intentó liberar los lugares cerrados, abriéndolos hacia el espacio indeterminado" con el que fue "afirmando una vez más la centralidad del hombre".

La segunda ponencia ha corrido a cargo del escultor Juan Luis Moraza, quien ha hablado sobre "Proyecto y crisis", y ha enmarcado el trabajo de Oteiza en la idea modernista de "transformación", "un deseo radical que tenía la utopía como final, y también el desalojo de todo lo que es malo, feo, incierto", algo que trasladó el artista oriotarra a su obra.

Sobre la inserción de las obras de Oteiza en la sociedad actual, Moraza ha advertido de que "las obras no son para entender, son más bien para vivir con ellas y para que sean capaces de provocar efectos en ti. No dicen nada pero hacen sentir, hacen pensar".

En el caso de Oteiza, ha reconocido que "su personalidad puso difícil a veces ese contacto con las obras, pero afortunadamente el tiempo va a ir colocándole en su lugar. Ahí es importante la labor de la fundación" con iniciativas como estas.

Al congreso ha acudido como oyente la pintora navarra y gran amiga de Oteiza Ana María Marín, quien ha dado a los periodistas una visión más personal de Jorge Oteiza, de quien ha señalado que "era una gran persona, un gran amigo y muy entrañable con todo el mundo".

Así ha rechazado las manifestaciones sobre el controvertido carácter de Oteiza, al entender que "ese espíritu controvertido se lo producían los demás y él saltaba. Pero él no era así. Jorge Oteiza era un personaje sensible, un personaje humano, aunque no se le conoce en ese sentido".

En todo caso, ha valorado la celebración del congreso y ha considerado "muy grande este movimiento que hay, que ya era hora, hacia Oteiza. Ha habido que esperar a su centenario a que podamos comprender lo qué era Oteiza como genio".

espacio en blanco

Noticias más leídas

Valid XHTML 1.0 Transitional Validador CSS del W3C

© Diario de Navarra