Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página Hemeroteca Edición impresa
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete

La Hemeroteca
    Navarra
BALONMANO

Suma y sigue

El Portland, con un gran Saric, ganó al Granollers

Actualizada Jueves, 16 de octubre de 2008 - 04:00 h.
  • J.J. IMBULUZQUETA . PAMPLONA

Pocos podían pensar que, lastrado como está por las lesiones desde el principio de la temporada, el Portland iba a llegar a estas alturas de la Liga tal como lo ha hecho. Es cierto que el cuadro de Chechu Villaldea cedió un inesperado punto frente al Naturhouse pero, en sus circunstancias y tras pasar por pistas tan complicadas como León y Granollers ayer, sigue invicto, tercero y a dos puntos de un Barça pletórico y líder en solitario.

La pelea, la fuerza y el pundonor del que está haciendo gala la plantilla para evitar que las bajas se noten -exprimida al máximo por un calendario de locura y con un profesional Jorgensen que juega pese a su molestias- está dando los frutos deseados. Eso hace que los antonianos estén a punto de superar esta pésima racha de lesiones sin casi daños en la tabla.

Y Saric relanzó al equipo

Ayer al club navarro le costó y sufrió para ganar a un Granollers peleón, joven, de calidad y que cuenta con un diamante balonmanístico en el central llamado Cañellas.

El cuadro vallesano, que llegaba como conjunto revelación de este inicio liguero, se estrelló contra el Portland. Primero con la defensa 5-1 planteada por un Villaldea que se está convirtiendo en un malabarista experto a la hora de buscar recolocación a sus jugadores, gestionar al máximo un banquillo muy justo y de inventar sistemas tácticos de circunstancias. En la segunda, con el meta Saric.

En ese primer tiempo, el equipo navarro aprovechó el buen trabajo defensivo para, sin alardes, llevar el mando en el marcador. Llegó a colocarse con un 9-13 en el minuto 21, pero el Granollers -aprovechando las exclusiones de Jorgensen y Ruesga y la espesura ofensiva navarra- logró poner el 14-15 antes del descanso.

En esos 30 minutos, con 8 paradas, ya se había intuido. Pero el meta bosnio Saric acabó convirtiéndose en el protagonista de la segunda mitad. Sus paradas en momentos cruciales (16 en total) espoleó a un Portland que, pese a los problemas para frenar a Cañellas y al pivote Andreu, siguió mandando (22-26, m.46). Pero, de nuevo, el Portland se estancó. El Granollers lo aprovechó para recortar a la contra (25-27, m.52) aunque no pudo ir más allá. Las paradas de Saric, el acierto de Ruesga y Jakobsen (que se echaron el equipo a la espalda) y la brega de un brillante Nikolic acabaron por sentenciar el choque.


Comentarios
Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Continuar

Estimado lector,

Tu navegador tiene y eso afecta al correcto funcionamiento de la página web.

Por favor, para diariodenavarra.es

Si quieres navegar con muy poca publicidad y disfrutar de toda nuestra oferta informativa y contenidos exclusivos, tenemos lo que buscas:

SUSCRÍBETE a DN+

Gracias por tu atención.
El equipo de Diario de Navarra