Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página Hemeroteca Edición impresa
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete

La Hemeroteca
    Navarra
FÚTBOL

Fiesta amarilla

El Polideportivo de Estella se convirtió antes, durante y después del partido en una enorme caja de resonancia con los 3.000 aficionados que lo abarrotaron

Actualizada Domingo, 25 de mayo de 2008 - 04:00 h.
  • RUBÉN ELIZARI . PAMPLONA.

NUNCA caminaréis solas", se leía en una de las decenas de pancartas que adornaban ayer las gradas del polideportivo de Estella. Y realmente, las amarillas no caminaron solas ni antes del partido, ni en su transcurso ni tan siquiera cuando el colegiado polaco Miroslav Baum pitó el final del encuentro y la copa se decantaba.

Las 3.000 almas que ayer abarrotaban el polideportivo de Estella no dejaron de aplaudir, de hacer sonar sus bocinas, corear a su equipo o golpear sus bombos a ritmo de galera romana. Desde que abrió sus puertas el polideportivo de Estella se convirtió en una fiesta de color amarillo. A cada aficionado le entregaron ayer una camiseta amarilla que conmemoraba el haber llegado a la final. E incluso Maribel García Malo, la consejera de Bienestar Social, se dejó ver con ella durante el encuentro.

16 minutos campeonas

En el minuto 6.09, tras un gol de Conchi Berenguel, el Itxako, con tres goles de ventaja sobre el Volvogrado era virtualmente campeón de la copa EHF. Así fue prácticamente hasta el minuto 24 del partido gracias a la férrea defensa navarra. Pero después, las rusas recortaron diferencias en el marcador.

El Itxako pudo ampliar su ventaja pero Anna Sedoykina, la portera rusa, paró dos penalties seguidos y otros dos contragolpes lo que supo un duro golpe psicológico para las de Estella. Ambros lo sabía. Por eso, su reacción fue pedir aliento a la grada para sus jugadoras. Y el público respondía.

Incluso cuando apenas faltaban dos minutos para que terminase el partido, Isabel Negrín pedía el último esfuerzo al público para intentar la heroica. Y de nuevo, los 3.000 seguidores del Itxako respondían. Acababa el partido, y el ruido ensordecedor continuaba en la fiesta amarilla.


Comentarios
Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Continuar

Estimado lector,

Tu navegador tiene y eso afecta al correcto funcionamiento de la página web.

Por favor, para diariodenavarra.es

Si quieres navegar con muy poca publicidad y disfrutar de toda nuestra oferta informativa y contenidos exclusivos, tenemos lo que buscas:

SUSCRÍBETE a DN+

Gracias por tu atención.
El equipo de Diario de Navarra