Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página Hemeroteca Edición impresa
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete

La Hemeroteca
    Navarra
TOROS/SAN ISIDRO JUAN MIGUEL NÚÑEZ

Corrida de más toros que toreros

Actualizada Domingo, 11 de mayo de 2008 - 04:00 h.

L ÁSTIMA de corrida, que prometía mucho pero que se quedó a medias en todo, con toros y toreros apuntando bien, sin embargo, los segundos sin rematar. Toros bonancibles y con calidad, cinco de seis. En los toreros, Manolo Sánchez con un extraordinario concepto. Quiso mucho Antonio Barrera. Y Eugenio de Mora con el bravo quinto no se entendió. Imperdonable que se fuera la tarde con una sola vuelta al ruedo.

Y como los tres espadas andan necesitados de un triunfo que mejore sus cotizaciones, ahora no valen paños calientes.

A Manolo Sánchez se le apreció un toreo de aroma y relajo en el que abrió plaza. Muy puesto y dispuesto por el pitón derecho, dando distancia y toreando muy encajado, fajándose y en ocasiones con desmayo. No se confió tanto al natural, mucho más despegado. Quedó claro la buena clase que atesora el vallisoletano no sólo en las tandas fundamentales sino sobre todo en alegrías e improvisaciones en los remates. Le faltó matar a la primera. El cuarto fue menos toro, moviéndose pero con medias embestidas. Y aquí Manolo Sánchez se dio menos coba, sin tanto ajuste en la interpretación, preocupado más de la estética que de la profundidad en si.

A Eugenio de Mora le tocó el menos colaborador del encierro, su primero. El más impresentable de los seis, no obstante, toro bonancible llevándole a media altura, claro que sin aportar nada. El hombre estuvo fácil sin llegar a estructurar faena. Para compensar su suerte De Mora se encontró con un quinto bravo, que tomó la muleta muy humillado. Tuvo el toro las complicaciones del bravo, que el torero no acertó a corregir. Y así, dejándose enganchar mucho, se difuminó pronto la faena.

Barrera logró momentos muy interesantes, pero con altibajos. Muy buen principio de faena al tercero con un ajustadísimo pase cambiado por la espalda, sin embargo, no hubo continuidad en lo fundamental. No terminó de exprimir la buena condición que apuntó el animal. El sexto, otro buen toro, repitiendo y con recorrido, con clase. Hubo buena conjunción por el pitón derecho, y no se acopló tanto al natural. La faena tuvo brillantez por momentos, pero al tardar el toro en doblar el presidente no atendió la petición de oreja.


Comentarios
Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Continuar

Estimado lector,

Tu navegador tiene y eso afecta al correcto funcionamiento de la página web.

Por favor, para diariodenavarra.es

Si quieres navegar con muy poca publicidad y disfrutar de toda nuestra oferta informativa y contenidos exclusivos, tenemos lo que buscas:

SUSCRÍBETE a DN+

Gracias por tu atención.
El equipo de Diario de Navarra