Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página Hemeroteca Edición impresa
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete

La Hemeroteca
    Navarra
FÚTBOL

El Reyno volvió a traer suerte

Los rojillos consiguieron tres puntos de oro en su pelea por eludir el descenso

Actualizada Domingo, 27 de abril de 2008 - 04:00 h.
  • MIKEL ARILLA. PAMPLONA

El talismán volvió a surtir su efecto mágico. De nuevo Osasuna Promesas obtuvo una trabajada victoria, esta vez frente al Guijuelo, en el campo de los grandes, en el Reyno de Navarra. Un triunfo que da algo de oxígeno a los pupilos de Miguel Merino en medio de su lucha por no descender de categoría.

También escaseaba el oxígeno al comienzo del partido. La alta temperatura hizo que a los veintidós jugadores que saltaron al césped les costase meterse en el encuentro. Muestra de ello fueron los primeros minutos en los que el esférico se mantuvo sin dueño y vagando por el aire.

El conjunto rojillo pareció despertar del letargo pasado un cuarto de hora, cuando comenzó a ganar metros en el verde al conjunto salamantino. Óscar Vega decidió protagonizar los preliminares de una fiesta que estaba a punto de empezar y avisó con un disparo demasiado centrado desde la frontal. El meta Iker Fernández ya podía tomar buena nota de lo que vendría después.

En el minuto 33, lo que parecía un calentamiento de motores del Promesas se convirtió en una auténtica ruta en quinta marcha. Una gran jugada de Vega por la banda derecha finalizó en el tanto de Valiente, que llegó como una exhalación desde la izquierda al excelente pase del ariete pamplonés. Un gol contundente, marcado a placer.

Las buenas sensaciones llegaron desde ese instante al conjunto de Miguel Merino y comenzaron sus mejores minutos del partido. Echaide fue una pesadilla para Tato, el interior derecho rival, quien seguro que soñará con el lateral navarro durante unos días. Además, Valiente, Ángel y Vega impusieron su ley de medio campo para arriba y el Promesas no se fue por poco con un gol más de ventaja al descanso.

Tras la reanudación, Osasuna Promesas no parecía el mismo que en los últimos instantes del primer periodo. De hecho, el Guijuelo inquietó a los rojillos desde el minuto 46. Tato se deshizo en un par de ocasiones de Echaide y, en una de ellas, su centro casi lo remata Javi Ballesteros. Una mala salida de Andrés en esta jugada estuvo a punto de convertirse en el empate de los salamantinos. Algo que hubiese cambiado el rumbo del encuentro.

Cambio de timonel

Merino comprendió que debía mover ficha y así lo hizo. Txitxo entró en lugar de Jokin y trasladó a Oier Sanjurjo a la banda derecha. El rubio centrocampista navarro se adueñó entonces de la sala de máquinas del Promesas y llevó al conjunto rojillo algo que echaba en falta: tranquilidad. Txitxo supo bascular la medular y airear el juego de los rojillos, que parecían atascados.

A partir de entonces, el cuarto de hora final se convirtió en un recital del Promesas, que culminó con el segundo tanto. Cómo no, Txitxo fue el encargado de poner en bandeja a Vega un magistral pase al hueco y el delantero local no lo desaprovechó. Tres puntos como tres soles para el Promesas y que le dejan algo más cerca de la salvación.

Miguel Merino: "El equipo ha sabido arriesgar a pesar de su situación"

Miguel Merino estaba feliz con los tres puntos conseguidos ante el Guijuelo. La razón era sencilla. "Cogemos un poco de oxígeno de cara a los próximos duelos y eso es importante", señaló el técnico del Promesas. En efecto, la victoria fue balsámica para Osasuna Promesas y los jugadores tuvieron que trabajar duro para conseguirla. "Teniendo en cuenta la situación en la que estamos, el equipo ha sabido jugar, ha tenido claro que había que arriesgar y lo ha hecho. Gracias a la actitud y nuestra superioridad se ha conseguido el objetivo". Merino señaló además que "Osasuna fue superior al Guijuelo y mereció ganar". El técnico rojillo aseguró que "no se pueden permitir más errores y hay que seguir en la línea de este partido".

"No tenemos más margen de error y a pesar de ganar hoy aún no hemos hecho nada", matizó. El pensamiento de Merino de aquí a final de temporada sólo se basa en una palabra: ganar.


Comentarios
Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Continuar

Estimado lector,

Tu navegador tiene y eso afecta al correcto funcionamiento de la página web.

Por favor, para diariodenavarra.es

Si quieres navegar con muy poca publicidad y disfrutar de toda nuestra oferta informativa y contenidos exclusivos, tenemos lo que buscas:

SUSCRÍBETE a DN+

Gracias por tu atención.
El equipo de Diario de Navarra