Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página Hemeroteca Edición impresa
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete

La Hemeroteca
    Navarra
CON EL MANDO EN LA MANO JOSÉ JAVIER ESPARZA

MORISCOS

La 2 ofreció el domingo un reportaje sobre los moriscos, los musulmanes que se quedaron en España después de 1492 y que fueron expulsados después a lo largo de los años. Les faltó explicar por qué fueron expulsados.

Actualizada Martes, 15 de abril de 2008 - 04:00 h.
  • TELEVISION@DIARIODENAVARRA.ES

E N 2009 van a cumplirse cuatrocientos años de la expulsión de los moriscos, los musulmanes que se quedaron en España después de 1492 y que fueron expulsados tras un largo proceso que terminó en 1609. A propósito de la efeméride, los descendientes marroquíes de aquella gente han pedido que se les "devuelva" la nacionalidad española, así como otras reparaciones "morales"; petición apoyada por los actuales musulmanes españoles.

La 2, siempre sensible con estas cosas, ofreció este domingo en Crónicas un reportaje de apoyo: Los senderos de la nostalgia, firmado por David del Puerto y con guión de Carmen Corredor. Lo que llamaba la atención en su planteamiento era la toma de posición previa: hay una minoría extranjera que hace una reclamación a España y hay que prestarle cariñosa atención. ¿Por qué hay que prestarle cariñosa atención? Por una convicción implícita: España es culpable. Por eso debe atender con humildad cualesquiera reclamaciones de cualesquiera personas avasalladas por la criminal furia española en cualesquiera momentos de nuestro oscuro pasado.

En realidad, el problema no está en que los moriscos pidan tal o cual cosa, sino en que los españoles creamos que todo el mundo tiene derecho a pedirnos compensaciones por agravios pasados. Lo prodigioso de la leyenda negra antiespañola es que sobrevive gracias a los españoles, que somos probablemente los únicos que nos la hemos creído. "Fuimos expulsados por una débil razón", decía a las cámaras de TVE Otman Sordo, prototipo de morisco elegante y educado. Era ahí, y no en otro lugar, donde el reportaje de La 2 tenía que haber recurrido al flash-back: ¿Por qué fueron expulsados los moriscos? Habría sido el momento de contar la rebelión de las Alpujarras, por ejemplo. ¿ "Débiles razones"? Hizo falta un ejército traído de Italia para sofocar la sublevación morisca de 1568-1571; en la insurrección llegaron a participar unos 25.000 moriscos, los cuales, por otro lado, acabaron matándose entre sí. Los insurrectos contaban con financiación argelina y turca, es decir, los dos mayores enemigos de la España de la época. Aún así, no se expulsó a los moriscos en aquel momento (porque la nobleza terrateniente los protegió), sino que a unos se los asentó en otros lugares y a otros se los mantuvo en sus tierras. Fue después, al enquistarse la diferencia religiosa como un problema político, cuando se decretó la expulsión. Con ojos de hoy, podemos juzgarlo más o menos justificable. Lo que no podemos pensar es que nuestros antepasados eran un pozo de violencia racista e intolerancia étnica, sencillamente porque no es verdad. Si se cuenta la historia, debería contarse toda ella. Aunque sea en La 2.


Comentarios
Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Continuar

Estimado lector,

Tu navegador tiene y eso afecta al correcto funcionamiento de la página web.

Por favor, para diariodenavarra.es

Si quieres navegar con muy poca publicidad y disfrutar de toda nuestra oferta informativa y contenidos exclusivos, tenemos lo que buscas:

SUSCRÍBETE a DN+

Gracias por tu atención.
El equipo de Diario de Navarra