Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página Hemeroteca Edición impresa
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete

La Hemeroteca
    Navarra
CASO FONTANEDA

Un ex director de banco acusado se declara "ajeno" a la estafa piramidal

"Alguien le ha ofrecido algo a Fontaneda a cambio de que diga una serie de barbaridades de mí", declaró ayer

Actualizada Miércoles, 9 de abril de 2008 - 04:00 h.
  • GABRIEL GONZÁLEZ . PAMPLONA

Juan Pedro Echarri Rubio, ex director de la oficina principal del Banco Guipuzcoano en Pamplona, declaró ayer en el juicio por el caso Fontaneda que su relación con el promotor artístico era "la normal entre director de banco y cliente". Al respecto añadió que era "absolutamente ajeno a las intenciones de Fontaneda": "No tengo nada que esconder, me pueden mirar lo que quieran".

Echarri está acusado por un delito de estafa o apropiación indebida por las acusaciones particulares (una pide para él 13 años), que solicitan que el banco sea responsable civil para hacer frente a indemnizaciones. El fiscal no le acusa.

Echarri dijo que los informes que dio a los inversores sobre la solvencia bancaria de Fontaneda "no son una garantía bancaria", sino que simplemente "opiniones subjetivas de un cliente", y que esta práctica es "una de las funciones de un director de banco y algo reglamentado por el Banco de España". Sobre este asunto agregó que sólo se entrevistó en persona con "no más de dos" inversores, y que "del orden de una media docena hablaron con él por teléfono". Sobre qué les dijo, lo resumió así: "Cliente que lleva poco tiempo, que tiene cuentas de pasivo y paga regularmente. Tenemos buena impresión de él".

Acerca de Fontaneda, dijo que no tuvo "ninguna sospecha". Sí reconoció que sintió "cierto deslumbramiento" con él cuando empezó a salir en las revistas, pero que no cometió "ningún error" en su trabajo. En una ocasión, contó, desde el propio banco le pidieron que vigilara la cuenta de Fontaneda "porque entraba mucho dinero". "Estuvimos cuatro o cinco días revisando los extractos. El 100% eran cheques y vimos que no era blanqueo de dinero". El acusado se negó a responder a uno de los abogados de la acusación, que entre sus preguntas le mencionó una cuenta de un hijo de Fontaneda, entonces con 10 años, en la había 337 millones de pesetas ingresados en efectivo, según el abogado.

Otro letrado le citó tres cheques que quedaron al descubierto. "Jamás he autorizado un descubierto a este señor. Además, tenía la cobertura con otros saldos del cliente", justificó, porque Fontaneda tenía "ocho o nueve" cuentas. Sobre si el promotor se enteró por él le investigaban, declaró que llegó un documento al banco de que le seguían por un delito contra la salud pública. "Le llamé asombrado y para pedirle explicaciones, porque él me había dicho que estaba limpio". Sobre por qué preguntó a Fontaneda por sus apartamentos en Marbella y un coche, dijo que la primera cuestión la hizo "para un amigo", y la segunda porque quería comprar un coche a su hijo, "por si tenía alguno interesante".

Echarri afirmó al término de sus cinco horas de declaración que las declaraciones de Fontaneda el día anterior, que le implicaban en la trama de estafa piramidal, eran fruto de "una negociación dineraria". "Alguien la ha ofrecido algo a cambio de que diga una serie de barbaridades".


Comentarios
Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra
  • Tranquilos todos que este buen hombre no ira a prisión las familias estafadas ya cumpliran su particular condenaNavarros seremos

© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Continuar

Estimado lector,

Tu navegador tiene y eso afecta al correcto funcionamiento de la página web.

Por favor, para diariodenavarra.es

Si quieres navegar con muy poca publicidad y disfrutar de toda nuestra oferta informativa y contenidos exclusivos, tenemos lo que buscas:

SUSCRÍBETE a DN+

Gracias por tu atención.
El equipo de Diario de Navarra