Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página Hemeroteca Edición impresa
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete

La Hemeroteca
    Navarra
INTERNACIONAL

Nueve terroristas se fugan de una cárcel en Marruecos

Están condenados por los atentados de 2003 en Casablanca, donde murieron 45 personas, cuatro de ellas españolas

Actualizada Martes, 8 de abril de 2008 - 04:00 h.
  • EFE. CASABLANCA

Nueve presos integristas, condenados por los atentados terroristas de mayo de 2003 en la ciudad marroquí de Casablanca, consiguieron huir ayer de la prisión central de Kenitra (a unos 40 kilómetros al norte de la capital del país, Rabat), según informaron fuentes de la administración penitenciaria de Marruecos.

El 16 de mayo de 2003, cinco explosiones provocaron la muerte de 45 personas en Casablanca, entre las que se encontraban cuatro españoles, dos ellos, empresarios, Manuel Albiach Tutusaus, originario de Tarragona; y Francisco Abad Lazo, de Almería. También murió el camionero navarro Domingo Mateo, que, al igual que Albiach y Abad, estaba en la Casa de España cuando se produjo el ataque.

Dos de los presos que huyeron están condenados a la pena capital, mientras que sobre otros cuatro recaen condenas a cadena perpetua. Los tres reos restantes tienen que cumplir penas de 20 años de prisión.

La evasión fue constatada ayer por la mañana -tras el registro cotidiano de los vigilantes- por la administración penitenciaria marroquí que informó de que se tomaron todas las medidas posibles para localizar a los fugados y depurar responsabilidades. En este sentido, hasta la prisión llegaron equipos de investigadores para esclarecer las circunstancias en las que se produjo la fuga.

Los presos integristas lograron huir a través de un túnel excavado hasta la salida de la prisión desde las dos celdas contiguas en las que estaban recluidos en la cárcel de Kenitra, la más grande del país y situada en una zona aislada de la ciudad.

En la historia de ese centro penitenciario figuran varias tentativas de evasión fracasadas, debido a sus fuertes medidas de seguridad y a las dos murallas gigantescas que la rodean.

La última fuga en esa cárcel se produjo el año pasado por parte de Mohamed Uazani, alias El Nene, originario de Ceuta y condenado a ocho años de prisión por tráfico de drogas. En esa operación ocho vigilantes fueron acusados de complicidad y condenados a penas entre dos y cuatro años de prisión.


Comentarios
Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Continuar

Estimado lector,

Tu navegador tiene y eso afecta al correcto funcionamiento de la página web.

Por favor, para diariodenavarra.es

Si quieres navegar con muy poca publicidad y disfrutar de toda nuestra oferta informativa y contenidos exclusivos, tenemos lo que buscas:

SUSCRÍBETE a DN+

Gracias por tu atención.
El equipo de Diario de Navarra