Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página Hemeroteca Edición impresa
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete

La Hemeroteca
    Navarra
SOCIEDAD

Tudela recibe un tren con historia

Una entidad zaragozana llegó en un tren con un vagón restaurado usado por Franco y su gobierno

Actualizada Domingo, 6 de abril de 2008 - 04:00 h.
  • JESÚS MANRIQUE . TUDELA

SU llegada no estaba anunciada, pero, a pesar de todo, numerosas personas que pasaban por la estación de Tudela no dudaron en invertir parte de su tiempo en ver un tren que llegó ayer a la ciudad desde Zaragoza con cerca de 200 pasajeros. Y es que no era un ferrocarril cualquiera. Se trataba de un tren restaurado, desde la locomotora a sus siete vagones.

La mayoría se construyeron entre 1920 y 1955 e incluía dos coches cama, un restaurante, dos de servicio postal y otros dos especiales y, sobre todo, muy lujosos. Uno de ellos fue reformado en su día para dar servicio a la Jefatura de Estado y lo llegó a utilizar el Rey don Juan Carlos cuando todavía era Príncipe. El otro dio servicio a Franco y todavía conserva una fotografía suya en el salón donde se celebraba la reunión del Consejo de Ministros.

El tren llegó a Tudela hacia las 11 horas procedente de Zaragoza, tras una hora de viaje. Se trataba de una excursión organizada por la Asociación Zaragozana de Amigos del Ferrocarril y Tranvía (AZAFT). Aprovecharon la jornada para conocer Tudela y, sobre todo, su catedral restaurada, una de las principales razones por las que eligieron este destino, además de por la cercanía.

El tren estaba encabezado por una locomotora eléctrica 7702 completamente restaurada y que prestó servicio hasta hace unos 15 años en la zona de León. Además de los dos coches del servicio postal, uno oficina y el otro almacén que dejaron de funcionar en 1985, el convoy incluía los dos coches cama de 1926 y 1929, y un vagón restaurante de los que se usaban en el Orient Express.

Lujosos vagones

Pero las estrellas del tren eran, sobre todo, los dos coches salones, en los que no faltaba ningún detalle, como baños completamente equipados, incluida ducha, salas, elegantes compartimientos y paredes en madera restaurada al detalle. Uno de los lugares que más atrajo tanto a los propios viajeros como también a las personas que se acercaron a la estación fue la sala de reuniones del vagón que utilizó Franco, que data de 1953 y que no se usaba desde 1980. "Antes no había aviones como ahora, y las autoridades tenían que viajar en tren, pero con lujo", comentaba Carlos Abadías Mata, vicepresidente de AZAFT.

El salón, decorado al detalle, mantiene su estado original con una gran mesa de reuniones para los encuentros de Franco con sus ministros e, incluso, con su foto todavía presidiendo la estancia.

Los vagones, en su mayoría, pertenecen a museos y son asociaciones como AZAFT las que los restauran con ayudas públicas o privadas. Además, el viaje de ayer fue especial, ya que hacía ocho años que esta entidad aragonesa no organizaba ninguno. "Hay problemas para los permisos con Renfe y Adif y el último año y medio ha estado prohibido circular con trenes históricos, así que para nosotros es importante", dijo Abadías. Los viajeros iniciaron viaje de regreso a Zaragoza a las 17 horas.


Comentarios
Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Continuar

Estimado lector,

Tu navegador tiene y eso afecta al correcto funcionamiento de la página web.

Por favor, para diariodenavarra.es

Si quieres navegar con muy poca publicidad y disfrutar de toda nuestra oferta informativa y contenidos exclusivos, tenemos lo que buscas:

SUSCRÍBETE a DN+

Gracias por tu atención.
El equipo de Diario de Navarra