Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página Hemeroteca Edición impresa
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete

La Hemeroteca
    Navarra
SOCIEDAD

El primer salmón sorteó todos los anzuelos

La veda de la trucha provocó una mayor afluencia de pescadores en el primer día de temporada del salmón. Cincuenta de ellos probaron suerte en el Bidasoa a su paso por Endarlatsa, pero el lehenbiziko (primero) no mordió ningún anzuelo.

Actualizada Lunes, 31 de marzo de 2008 - 04:00 h.
  • CARMEN REMÍREZ . ENDARLATSA

PERO tú has visto alguno por aquí?", preguntaba un aficionado guipuzcoano. "¿O eres de esos que no lo dicen?". Encogiéndose de hombros, su interlocutor le respondía: "¿Yo? Si lo hubiera visto, te lo diría". A orillas de un turbulento Bidasoa, parece imposible vislumbrar cualquier cosa a través de sus aguas. Para un ojo inexperto, quizás. Pero para ellos, no.

Una cincuentena de pescadores de salmón daba vida ayer al tramo del Bidasoa próximo al puente de Endarlatsa. Coches, paraguas y veinte cañas en cada orilla apiladas esperando su turno. La gran mayoría se reunía en torno al Pozo de los Cincuenta, donde dos pescadores en cada margen prueban suerte durante veinte minutos. Hacia las once de la mañana, comenzó a llover intensamente.

"He llegado a las ocho menos cuarto y ya estaba lleno", contaba José Mari Gaínza Elgorriaga, de 77 años, y uno de los pescadores beratarras con más experiencia. Las previsiones sobre la jornada no podían ser más optimistas. "Pensábamos que hoy se vería salmón seguro. Las condiciones son idóneas. El río está ideal y con la crecida de estos últimos días habrán subido salmones", explicó Gaínza. En un corrillo con varios amantes de la caña, contaba la razón de ese aumento de peces remontando la corriente. "Cuando llega mucha agua al mar, los salmones notan que baja más caudal y entonces deciden subir". A pesar de eso, a mediodía ninguno había picado.

Quizá por ello, cada amago en el que se tensaba la cuerda de pita de uno de los presentes, todas las miradas se centraban en el protagonista. "Esa caña no arrastra un salmón", aseguraba rápidamente Juan Otamendi Lasaga, presidente de la Sociedad de Cazadores y Pescadores de Bera. Y efectivamente, el pescador sólo conseguía arrancar del agua alguna planta, madera o sucedáneo.

"Es que estábamos demasiado bien acostumbrados", bromeaba Gaínza. En los dos últimos años, el lehenbiziko, como se denomina el primer salmón de la temporada en el Bidasoa, no se hizo esperar y llegó el primer día. Nicasio Altuna Olazabal fue el afortunado que en 2007 capturó el primer ejemplar. De 6,2 kilos, fue comprado por el restaurante El Campanu, de Ribadesella (Asturias), que pagó 2.000 euros.

Un cupo de 60 piezas

El Gobierno de Navarra dará este año más margen a la pesca del salmón. Podrán capturarse 60 piezas hasta el 20 de julio, diez más que el año pasado. Esta circunstancia, unida a la veda de la trucha en todo el norte de la Comunidad foral desde el 1 de marzo, insufló de más energías a los amantes de la pesca. "Como no se ha podido salir nada con la trucha, la gente está con ganas y sí que se ha notado que hay caras nuevas". En general, los presentes reconocían que la polémica sobre la prohibición de pescar trucha tiene a muchos "con los ánimos caldeados". José Mari Gaínza siente que el colectivo de pescadores ha "pagado el pato". "Nos han hecho la pascua. Nosotros, que nos encanta, no somos quienes acabamos con la pesca. Hay otros males", señalaba.

Txomin Berrué Garmendia, irundarra de 63 años, había llegado a Endarlatsa a las seis de la mañana. "Y no he sido el primero", reía. Junto a su hermano, lanzaba una y otra vez a la corriente el anzuelo de cucharilla. "Se echa y se vuelve a echar para ver si hay suerte, pero es una lotería". Un aficionado de 63 años, de Puente la Reina, indicaba que "el salmón está en el fondo y cuando pica, te pega un golpe. Entonces se nota enseguida si es picada , con pez, o trabón". Otro aficionado que merodeaba asimismo la orilla indicaba: "El problema del salmón es que le puedes pasar el anzuelo por el morro cien veces y que no se mueva. Y a la ciento una va y se lanza". Esperando a que llegue esa oportunidad, los aficionados echaron la primera jornada de pesca de salmón. Hoy puede ser que pique, pero mañana seguro que no. Los martes, la pesca en el Bidasoa está vedada. "Así descansa el río", explican los pescadores. Por su parte, muchos de ellos dejarán el descanso para después, aprovechando al máximo lo que queda de temporada.


Comentarios
Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Continuar

Estimado lector,

Tu navegador tiene y eso afecta al correcto funcionamiento de la página web.

Por favor, para diariodenavarra.es

Si quieres navegar con muy poca publicidad y disfrutar de toda nuestra oferta informativa y contenidos exclusivos, tenemos lo que buscas:

SUSCRÍBETE a DN+

Gracias por tu atención.
El equipo de Diario de Navarra