Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página Hemeroteca Edición impresa
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete

La Hemeroteca
    Navarra
CULTURA Y SOCIEDAD

Escándalo en Alemania por el espionaje a empleados de Lidl

Según ha revelado una revista, detectives contratados colocaban de cinco a diez cámaras en el establecimiento

Actualizada Jueves, 27 de marzo de 2008 - 04:00 h.
  • EUROPA PRESS. FRANCFORT.

La cadena de distribución alemana Lidl, que cuenta con establecimientos en varios países europeos, incluido España, se encuentra inmersa en un gran escándalo por un caso de presunto espionaje a sus empleados que ha sido destapado por la revista alemana Stern.

La publicación alerta de la existencia de un "espionaje sistemático" a los empleados de varios supermercados de la insignia a través de videocámaras, que se ha dado a conocer a través de cientos de páginas de informes protocolarios internos.

Dichos informes explican con fecha y hora detalles como la frecuencia y la hora en los que los empleados van al baño y la existencia de relaciones amorosas entre los mismos, así como diversos aspectos del carácter de los trabajadores a juicio de los supervisores. Estos documentos proceden de supermercados de baja Sajonia, Renania, Palatinado, Berlín y Schleswig-Holstein.

Por su parte, la cadena de supermercados no ha negado la existencia de estos informes protocolarios, y ha aclarado que "no están destinados a espiar a los trabajadores, sino a detectar malas conductas en los mismos", declaró a la revista una portavoz del grupo, Petra Trabert.

Un mismo patrón

Según la revista, los trabajos de espionaje siempre seguían el mismo patrón. Los lunes por la mañana, los detectives contratados por la compañía instalaban entre cinco y diez cámaras en miniatura en el establecimiento. El supervisor de la sucursal era informado de su ubicación y de su instalación, justificada para prevenir robos por parte de clientes.

Por su parte, desde la dirección de Lidl no se ha negado la existencia de estas cámaras. "En esta etapa no puedo descartar que se hayan dado estas órdenes", declaró el directivo de la compañía Jürgen Kisseberth.

El comisionado federal de protección de datos, Peter Schaar, aseguró que las grabaciones de las visitas al baño constituyen "serias violaciones" de los derechos de los trabajadores. "Asumo que tras unas actividades como éstas, las autoridades competentes de protección de datos iniciarán una investigación", aseguró.

Las reacciones desde los frentes políticos no se han hecho esperar, y tanto los responsables de los partidos CDU y SPD, como los de la derecha, han pedido consecuencias tanto políticas como legales.


Comentarios
Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Continuar

Estimado lector,

Tu navegador tiene y eso afecta al correcto funcionamiento de la página web.

Por favor, para diariodenavarra.es

Si quieres navegar con muy poca publicidad y disfrutar de toda nuestra oferta informativa y contenidos exclusivos, tenemos lo que buscas:

SUSCRÍBETE a DN+

Gracias por tu atención.
El equipo de Diario de Navarra