Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página Hemeroteca Edición impresa
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete

La Hemeroteca
    Navarra
NAVARRA

Hermoso salda su Semana Santa con puertas grandes en Arles y Marbella

El estellés cayó del caballo y aterrizó justo encima de la cara del toro. Todo quedó en un susto.

Actualizada Martes, 25 de marzo de 2008 - 04:00 h.
  • KOLDO LARREA . PAMPLONA

Pablo Hermoso de Mendoza ha toreado dos tardes durante Semana Santa y en ambas ha salido a hombros tras cortar un total de cuatro orejas, triunfos que han tenido mayor importancia e interés por la dura competencia que se ha establecido entre el caballero estellés y el portugués Diego Ventura.

Una buena prueba de este duelo que se va a mantener durante toda la temporada tuvo ayer por escenario, en festejo matinal, la plaza francesa de Arles, que se llenó para poder presenciar el toreo de los dos mejores rejoneadores, que no defraudaron y abrieron la puerta grande.

El primero en actuar fue Luis Rouxinol, que está apoderado este año por Juan Andrés Hermoso de Mendoza. Este rejoneador recibió fue ovacionado frente al que abrió plaza y dio la vuelta al ruedo tras matar al cuarto, de Carmen Lorenzo, como los demás, que resultaron buenos en líneas generales.

Después le tocó el turno al jinete navarro, que apretó el acelerador y estuvo espectacular frente al segundo de la mañana, al que le cortó las dos orejas. Frente al quinto no pudo sumar más trofeos por fallar a la hora de matar y saludó desde el tercio para corresponder a la ovación que le tributaron.

Diego Ventura, como siempre, supo conectar con los tendidos y consiguió una oreja de cada uno de su lote.

Frío marbellí

Dos días antes, Hermoso de Mendoza había logrado similar triunfo en la plaza de toros de Marbella, en la que tuvo que luchar contra la materia prima y, curiosamente, contra un frío otoñal. Pese a ello, logró las dos orejas del segundo toro de la tarde, de Benítez Cubero, y compartió la salida a hombros con Fermín Bohórquez y, otra vez, con Diego Ventura, que saldó su actuación con tres orejas y un rabo.

En este festejo, y frente al toro del triunfo, Hermoso de Mendoza sufrió un buen susto, que, afortunadamente, quedó en mera anécdota.

Tras haber colocado tres preciosas banderillas cortas en los medios y un par a dos manos, el navarro de Estella se entregó tanto a la hora de clavar el rejón de muerte que acabó descabalgado y cayó encima de la misma cara del toro. Por fortuna éste se encontraba ya herido de muerte y no pasó nada, inmediatamente después rodó a los pies de Hermoso de Mendoza, que, seguidamente, paseó las dos orejas de ese ejemplar.


Comentarios
Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Continuar

Estimado lector,

Tu navegador tiene y eso afecta al correcto funcionamiento de la página web.

Por favor, para diariodenavarra.es

Si quieres navegar con muy poca publicidad y disfrutar de toda nuestra oferta informativa y contenidos exclusivos, tenemos lo que buscas:

SUSCRÍBETE a DN+

Gracias por tu atención.
El equipo de Diario de Navarra