Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página Hemeroteca Edición impresa
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete

La Hemeroteca
    Navarra

La izquierda gana las elecciones locales en un sonado revés para Sarkozy

Según los sondeos, la izquierda habría cosechado un 49,5 por ciento de los votos, frente al 47,5 % para la derecha

Actualizada Domingo, 16 de marzo de 2008 - 23:45 h.
  • AGENCIAS. París (Francia)

La oposición de izquierdas liderada por los socialistas se alzó hoy con una amplia victoria en la ronda final de las elecciones locales francesas en las que había llamado a un voto de castigo al presidente, Nicolas Sarkozy, diez meses después de su llegada al Elíseo, y a su Gobierno conservador.

La izquierda es "mayoritaria en votos" y por el "número de ciudades y departamentos", proclamó el líder del Partido Socialista (PS), François Hollande, quien pidió a Sarkozy y su Ejecutivo que, por tanto, "rectifiquen" su política.

Pero el primer ministro, François Fillon, rechazó que se saquen "lecciones nacionales" de estos comicios municipales y cantonales, y aseguró que proseguirán las reformas.

En una breve alocución televisada, Fillon subrayó que la participación fue "muy baja" -los sondeos apuntan a una abstención récord de en torno al 35 por ciento-, y dijo que la batalla por el empleo y el poder adquisitivo "debe acentuarse".

Otros dirigentes de la conservadora y gobernante UMP reconocieron que fue una "derrota" para sus filas, palabra silenciada por Fillon, y la atribuyeron a la combinación de "impacientes y descontentos".

Sarkozy, que guardó silencio en esta velada electoral tras haber estado casi ausente de la campaña, marcada por su impopularidad, había hecho saber, en vísperas de los comicios, que mantendría el rumbo, aunque procedería a leves ajustes gubernamentales y, sobre todo, a cambios en su estilo presidencial y en su comunicación.

Según los sondeos, la izquierda habría cosechado un 49,5 por ciento de los votos, frente al 47,5 % para la derecha, o sea, la misma diferencia de dos puntos (47-45%) registrada en la primera vuelta del pasado día 9.

Marsella, segunda ciudad de país, sigue en manos de la derecha, según anunció el alcalde conservador, Jean-Claude Gaudin, mientras que Toulouse, cuarta urbe de Francia y bastión de la derecha desde hace 37 años, pasó a manos del aspirante socialista.

Liderada por los socialistas, la izquierda ha reconquistado muchas de las 41 ciudades de más de 20.000 habitantes perdidas en 2001, entre ellas Estrasburgo.

Arrebató a la derecha Reims, Caen, Amiens, Metz o Périgueux, donde fue derrotado el ministro de Educación, Xavier Darcos, uno de los ocho miembros del Ejecutivo en juego en esta segunda ronda, y ha conservado Lille o Angers.

A falta de los datos definitivos, el socialista Bertrand Delanoe, que ya tenía garantizada su reelección al frente de la Alcaldía de París, no ha conseguido ampliar el número de distritos que controla junto a los verdes.

Entre las pocas ganancias del día para la UMP, figura Calais, tras 37 años de gestión comunista.

Mientras, el líder del centrista MoDem, François Bayrou, que tiene la vista puesta en las Presidenciales de 2012, perdió su apuesta por la Alcaldía de Pau (suroeste).

"Habrá otros combates y otras victorias", prometió Bayrou, que atribuyó su derrota ante la aspirante socialista a la negativa del postulante de la derecha a retirarse después de la primera ronda.

Bayrou había excluido alianzas nacionales y optó porque sus listas se aliaran con la izquierda o la derecha, según los casos, para la segunda ronda, en la que el electorado centrista parece haberse inclinado más por la primera que por la segunda.

Estas elecciones municipales y cantonales han acentuado la bipolarización de la vida política francesa, con "la casi desaparición de los extremos y el debilitamiento del partido comunista", señaló la ministra del Interior, Michèle Alliot-Marie.

Con su victoria de hoy, el PS domina ahora el paisaje local, departamental y regional de Francia, lo que debe utilizar para "reparar lo que Gobierno ha destruido desde hace 10 meses", según afirmó la ex candidata socialista al Elíseo Ségolène Royal.

Aunque quiso jugar en "colectivo" esta noche, Royal no pudo evitar una alusión indirecta a sus ambiciones personales -el liderazgo del PS de cara a las Presidenciales de 2012", al pedir que se transforme "el voto de castigo en un voto de futuro".


Comentarios
Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Continuar

Estimado lector,

Tu navegador tiene y eso afecta al correcto funcionamiento de la página web.

Por favor, para diariodenavarra.es

Si quieres navegar con muy poca publicidad y disfrutar de toda nuestra oferta informativa y contenidos exclusivos, tenemos lo que buscas:

SUSCRÍBETE a DN+

Gracias por tu atención.
El equipo de Diario de Navarra