Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página Hemeroteca Edición impresa
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete

La Hemeroteca
    Navarra

La ONG Hong Dandan lanza en Pekín un cine para ciegos

Un voluntario cuenta a los asistentes lo que se ve en la pantalla

Actualizada Lunes, 10 de marzo de 2008 - 11:10 h.
  • AGENCIAS. Pekín (China)

La falta de asistencia social y programas de formación condena al aislamiento a gran parte de los cinco millones de invidentes que hay en China, pero la situación comienza a mejorar tímidamente gracias a iniciativas como la de la ONG Hong Dandan, que ha creado en Pekín un original "cine para ciegos".

El modesto cine Xinmu ("Ojos del Corazón"), situado en una casa tradicional en el centro de Pekín, emite cada sábado por la mañana una película, y mientras los ciegos escuchan atentamente los diálogos, un voluntario de la ONG les cuenta, micrófono en mano y sin pausa, lo que se ve en la pantalla.

"Ahora aparece el título de la película, 'Las tres hermanas de la familia Song'. Se ve a tres niñas jugando en un campo de hierba verde. Una de ellas se levanta y empieza a hablar", cuenta a los ciegos una de las monitoras del cine, que se ha aprendido la película casi de memoria y se ha preparado a conciencia en qué momento hablar y qué contar.

Los espectadores son en su mayoría invidentes de avanzada edad, acompañados por sus hijos y nietos que les esperan fuera, debido al pequeño tamaño de la sala. Sonrientes, disfrutan del cine chino, europeo y estadounidense como nunca antes lo habían hecho.

Da Wei, un antiguo fotógrafo y periodista de televisión que tomó conciencia de la necesidad de ayudar a los ciegos tras hacer reportajes sobre ellos, es el principal impulsor de esta iniciativa, que comenzó en 2005.

Ya se ha hecho bastante famosa en el país gracias a su adaptación para la emisora nacional Radio Popular de China, donde un programa presentado por él y otros voluntarios cuenta cada mediodía películas a los invidentes de todo el país.

"Me sentía con la responsabilidad de contarles el mundo que he visto. Y creo que el cine, las películas, son una buena forma de hacerlo, algo que no sólo les hace felices sino que les da mayor conocimiento", contó a Efe Da Wei, un apasionado de la imagen.

La labor de Da Wei le ha hecho popular en la ciudad, que le ha otorgado el pequeño honor de ser uno de los que portará la antorcha olímpica en el recorrido que ésta hará por toda China antes de los Juegos de agosto.

Da Wei explica que la idea surgió casi por casualidad, un día en que un invidente estaba de visita en su casa cuando él veía la tele y le empezó a explicar lo que aparecía en pantalla: "Noté cómo las manos le sudaban y se emocionaba, nunca lo había visto tan feliz".

De ahí nació el cine Xinmu, que hoy en día cuenta con el apoyo de donantes privados, embajadas en Pekín como la de Estados Unidos o empresas tanto extranjeras (Microsoft, Bayer) como chinas (Lenovo, Sanyuan).

Zheng Xiaojie, directora del centro, explica que la iniciativa supone una pequeña aportación a la por ahora escasa asistencia social que los ciegos reciben en China, "donde muchos de ellos llevan una vida muy aislada".

Apenas existen empleos para ellos, exceptuando el de masajista -la tradición china considera que los ciegos tienen una especial habilidad para la fisioterapia-, y es muy frecuente que muchos de ellos apenas salgan de su casa.

"Ahora el Gobierno al menos les está empezando a dar subvenciones en los pueblos. No mucho, unos 100 yuanes (10 euros o 12 dólares) mensuales", cuenta Zheng, que también comenzó a trabajar en el cine para ciegos en 2005.

La ONG Hong Dandan, que significa literalmente "Rojo", también organiza otras actividades para los ciegos de Pekín, como programas de formación o visitas guiadas para que los invidentes pequineses puedan tocar monumentos famosos.

Da y Zheng ya han llevado a los invidentes de la asociación a palpar la Gran Muralla, o incluso las naves espaciales "Shenzhou", que China ha enviado al cosmos esta década.

Otra iniciativa de Hong Dandan es la campaña "Tres Días a Oscuras", en la que pide a los ciudadanos que pasen ese periodo de tiempo con los ojos vendados para que experimenten la realidad desde el "punto de vista" de un invidente y cuenten su experiencia.

Da Wei explica que en su cine todavía no han visto películas en español, pero cuenta que los ciegos que asisten "tienen mucha curiosidad por conocer cómo es una corrida de toros", por lo que está buscando películas de temática taurina para poder contárselas.


Comentarios
Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Continuar

Estimado lector,

Tu navegador tiene y eso afecta al correcto funcionamiento de la página web.

Por favor, para diariodenavarra.es

Si quieres navegar con muy poca publicidad y disfrutar de toda nuestra oferta informativa y contenidos exclusivos, tenemos lo que buscas:

SUSCRÍBETE a DN+

Gracias por tu atención.
El equipo de Diario de Navarra