Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página Hemeroteca Edición impresa
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete

La Hemeroteca
    Navarra
FÚTBOL

El Barça vuelve a reinar en Celtic Park

Messi, en dos ocasiones, y Henry marcaron los goles de un Barcelona que recuperó sus señas de identidad en Glasgow

Actualizada Jueves, 21 de febrero de 2008 - 04:00 h.
  • COLPISA. GLASGOW .

El Barça dio un paso de gigante para situarse en los cuartos de final de la Liga de Campeones tras repetir victoria en Celtic Park (2-3) con una mayor claridad de la que reflejó el marcador final. Los azulgrana acumularon infinidad de ocasiones pero su falta de pegada le impidió dejar terreno escocés con una goleada de escándalo ante un Celtic sin garra.

La excentricidad del fútbol se puso de manifiesto en la primera mitad. Un equipo al que se antojaba aguerrido aparecía acobardado. Su rival, que últimamente vagaba como alma en pena en la parcela ofensiva, se daba un festín atacante con Ronaldinho y Messi como estandartes.

El Celtic saltó a verlas venir después de que Gordon Strachan perpetrase un diseño vulgar. Los escoceses restaban sin chispa otorgándole toda la posesión a su adversario. El Barça lo acogió con agrado porque de esa guisa saltó al campo escocés. Los azulgrana dominaron a placer durante toda la primera mitad ofreciendo su mejor imagen de la temporada. Presión a la desesperante zaga local, movilidad ofensiva y control sin riesgo. Tres factores que recuerdan al mejor cuadro de Rijkaard.

Todo ese dominio resulto infructuoso por dos motivos. El Barça estuvo mágico en el diseño pero lastimoso en la definición. Así se explica que, de cinco ocasiones claras en la primera parte, tan sólo marcase una gracias a una pared entre Deco y Messi bien resuelta por el argentino.

La segunda razón era para romper a llorar de rabia. El Celtic alcanzaba el descanso con ventaja. Ni los escoceses sabían como lo habían logrado. Dos jugadas sin aparente peligro penetraban la red de Valdés. Dos cabezazos. Dos centros desde la izquierda. Dos regalos azulgrana. En el primero, la zaga era incapaz de despejar con rotundidad el balón permitiendo que Vennegor of Hesselink rematase a placer. Después, Valdés se tragaría un churro de Robson que, sin quererlo, dibujó una vaselina con la cabeza.

Henry marca territorio

El Barça se adentraba en un terreno pantanoso. Su falta de pegada y una fortuna de signo escocés le podían meter en problemas. Una fastuosa parábola empezaba a hacer justicia. Caldwell le regalaba un balón a Ronaldinho que le cedía el balón a un Henry que se marcaba su mejor gol con la camiseta azulgrana.

El Celtic yacía ahogado esperando que otro milagro le diese una nueva e inmerecida ventaja. El Barça le estaba atropellando con una posesión abusiva que le proporcionaba una concatenación de ocasiones. Messi y Henry seguían aumentado esa estadística.

Gordon Strachan intentaba salir del atolladero sacándose los tres cambios en diez minutos. El Celtic salía por una vez del acoso con un disparo de Donati atajado por Valdés. Un pequeño oasis en su tortura. Tras relevar a un Ronaldinho ovacionado por Celtic Park, el Barça siguió sumando. Milito tuvo la victoria en un testarazo a placer que le regaló a Borac.

El Barça rozaba un triunfo que acabaría conquistando gracias a una carambola entre dos defensas escoceses solventada con clase por Messi. El argentino le dio algo de crédito a un marcador que debía haber sido más amplio. Y es que los azulgrana se pegaron un baño de fútbol carente de instinto asesino.


Comentarios
Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Continuar

Estimado lector,

Tu navegador tiene y eso afecta al correcto funcionamiento de la página web.

Por favor, para diariodenavarra.es

Si quieres navegar con muy poca publicidad y disfrutar de toda nuestra oferta informativa y contenidos exclusivos, tenemos lo que buscas:

SUSCRÍBETE a DN+

Gracias por tu atención.
El equipo de Diario de Navarra